ÍndiceÍndice  PortalPortal  CalendarioCalendario  FAQFAQ  BuscarBuscar  MiembrosMiembros  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  

Comparte | 
 

 Acciones Cronologicas en Malvinas

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Litio71



Mensajes : 3332
Fecha de inscripción : 21/09/2010

MensajeTema: Acciones Cronologicas en Malvinas   Dom 6 Mayo 2012 - 18:01

-Aquí les dejo relatos, en primera persona, de algunas de las acciones llevadas a cabo durante la
Guerra de Malvinas, espero que les sea de su agrado


Capitulo Uno

GIORGIAS DEL SUR

-El ARA-Bahía Paraíso se encontraba desde Febrero del 82 cumpliendo tareas relacionadas con la campaña antártica 81/82.
-A fines de ese mes el buque amarro en el puerto de Ushuaia llevando a bordo un helicóptero AS-316 Alouette III cuyo piloto era el Teniente de Navío (TN) Remo Omar Busson, como había quedado pendiente una operación se decidió incorporar otro helicóptero, en este caso un SA-330L Puma del Ejercito al mando del Teniente Primero (1°Tte) Alejandro Esteban Villagra y zarparon rumbo a las Islas Orcadas.



-A mediados de Marzo el Transporte Polar ARA-Bahía Paraíso estaba en el área de las Orcadas en plena tarea de investigación, cuando su comandante recibió la orden de colaborar con el personal civil Argentino que estaba desmontando una factoría ballenera en las Isla San Pedro en las Geogias del Sur, el buque Argentino no contaba con ningún elemento de combate, los dos helicópteros estaban configurados para rescate y transporte de personal.
-En el momento en que el ARA-Bahia Paraiso estaba próximo a las Georgias del Sur resibieron la orden de vigilar los movimientos del rompehielos HMS (Her Majesty’sShip) Endurance, al ir pasando los días, mientras había luz, el buque Argentino se ocultaba en algunas de las caletas de la Isla San Pedro o se alejaba a 25 o 30 MN de la costa controlando a los Ingleses mediante el radar, por la noche ambos buques apagaban todas sus luces y se cruzaban a poca distancia el uno del otro, al amanecer estaban ambas a la vista y se repetía el mismo saludo:

-Buenos días Bahia Paraido, este es el Endurance

-Buenos días Endurance, este es el Bahia Paraiso


-Asi transcurrieron diez días, durante este lapso la meteorología fue muy mala, con muy baja temperatura, escasa visibilidad y una lluvia permanente, en verdad las condiciones para sobrevolar la zona en helicóptero eran pésimas.-Una tarde en uno de los vuelos que realizo Busson en el Alouette III, vio algo que brillaba en la ladera del pico de Los Tres Hermanos, para no despertar sospecha siguió hacia el norte, bordeo el cerro y apareció por detrás del punto brillante, se trataba de un helicóptero Westlnd Wasp HAS-Mk.1 de la Royal Navy cuya tripulación, en tierra, lo observaba con primaticos, al pasar sobre ellos los Ingleses agitaron efusivamente sus manos en evidente gesto de salutación Busson, un tanto sorprendido respondió a los saludos.
-Todo transcurrió normalmente hasta la noche del 2 de Abril cuando el Endurance desapareció, nunca quedo claro como lo hizo, pero seguramente aprovecho el relieve de la costa lo que provocaba confusión en el eco del radar



-En la madrugada del 2 de Abril el ARA-Bahia Paraiso recibió una comunicación en la que se informaba que las Islas Malvinas habían sido recuperadas y que debían reunirse con la corbeta ARA-Guerrico que ya se encontraba navegando rumbo a las Georgias del Sur transportando un contingente de Infantes de Marina a bordo para tomar Grytviken y Leith.
-La ARA-Guerrico llego a la zona a las 6:00 de la madrugada del dia 3 de Abril y se reunió con el ARA-Bahia Paraiso para analizar la situación y definir algunos aspectos de la operación de asalto
-Como primera instancia se dispuso que los cuarenta Infantes de Marina del BIM N°1 al mando del Teniente de la IM Guillermo Luna, embarcados en la ARA-Guerrico, pasaran al Bahia Paraiso a fin de ser helitransportados a la costa.
-Busson fue convocado a la sala de reuniones para recibir sus órdenes

-Teniente vamos a tomar Grytviken

-Dijo el Capitán de Navío Cesar Trombetta, ni bien hizo su ingreso a la sala el piloto

-Debe despegar a las 11:00 y efectuar un vuelo de reconocimiento para determinar si hay resistencia armada y elegir un lugar para el helidesembarco

-A lo que Busson respondió:

-Bien señor, conmigo irán el Suboficial Gatti y el Teniente de Corbeta Guerra quien quiere acompañarnos

-Autorizado, coordine con el 1°Tte Villagra todo lo relativo al
transporte aéreo


-Cerro el Comandante.

-Busson salió y se dirigió al comedor de oficiales en donde se reunió con Villagra, quien era el piloto del Puma de Ejercito, se decidió que el Alouette III iria adelante y que cuando llegara al lugar elegido para que el Puma dejase a los Infantes de Marina se lo señalaría para de inmediato orbitar unos metros más arriba a fin de brindar cobertura





-A la hora indicada el Tn: Remo Busson, en el AS-316 Alouette III (3-H-110) teniendo como cipiloto
al TC: Guillermo Guerra y como Mecanico al Suboficial Julio Gatti, despego de la cubierta del ARA-Bahia Paraiso, conocía perfectamente el helicóptero y sabia de sus excelentes condiciones para el combate, pero siempre y cuando se lo empleara a muy baja altura y aprovechando todos los relieves y desniveles del terreno a fin de cubrirse del fuego enemigo.
-El tiempo para el vuelo era aceptable, el techo de nubes estaba a 600 mts, la parte superior de los cerros estaba oculta y soplaban vientos regulares del este pero había buena visibilidad
-El buque estaba a unas 7 MN (13 Km) de Grytviken, asentado en una caleta muy protegida que desde mar abierto es imposible ver, como medida de precaución, la aproximación se realizo volando bien rasante, por lo que el agua salpicaba en forma permanente todo el frente del helicóptero, cuando llego a la isla asciendo rápidamente hasta alcanzar los 1000 pies (300 mts)e hizo una primera pasada a 100 nudos, no vio a nadie, la segunda pasada lo realizo más bajo y así sucesivamente, se comunico con el Bahia Paraiso:

-Paraíso, aquí “MORDAZA”

-Adelante “MORDAZA”, aquí Paraíso


-Paraíso, Esto parece estar deshabitado, en el pueblo no se ve a nadie, encontré tres lugares con carpas armadas, pero nada mas

“MORDAZA”, continúe con la observación pues todavía no estamos listos para el asalto

-Paraíso, Comprendido, espero nuevas ordenes


-Busson continuo volando entre los cañadones y entre las casas al cumplirse casi una hora desde su despegue recibió un llamado desde el Bahia Paraiso.

-Ya despega el Puma con veinte Infantes de Marina, espérelo para darle apoyo

-Casi a las 12:00 hs despego el SA-330L Puma (AE-504) a los mandos del 1°Tte Alejandro Villagra y acompañado por el 1°Teniente Eduardo López Leguizamón como copiloto y como mecánico por el Sargento Mecánico Jorge Díaz Medin, estos llevaban al primero de los tres contingentes de IMARA a el mando del TnIM Guillermo Luna



-En ese preciso momento desde la ARA-Guerrico, al mando del Capitan de Fragata Carlos Alfonso, que había entrado a la caleta Capitan Vago, en la que está ubicada Grytviken, le llego una advertencia.

-“MORDAZA” aquí “VENTOSA”

-Si, adelante “VENTOSA”


-Respondió preocupado Busson pues el tono de voz denotaba algún problema.

-Observamos movimiento de gente detrás del hospital

-VENTOSA, ¿Me acerco?

-Espere “MORDAZA” ahora vemos gente de verde con casco que corre en
varias direcciones y se oculta.


-Respondió el radio operador de la Guerrico

-“VENTOSA”, dejamos sin efecto el plan original, apareceremos por atrás




-Busson había pedido que en el momento de iniciar la aproximación para el asalto aéreo la ARA-Guerrico debería darle cobertura con sus cañones como medida intimidatoria, pero al confirmar que había movimientos sospechosos, decidió cambiar el itinerario, rápidamente giro hacia la izquierda y enfilo hacia la Punta Maia, allí se encontró con el Puma y los dos helicópteros se dirigieron entonces a Grytviken, pero lo hicieron aproximándose por detrás del monte Hodges, que se extiende sobre la península Barff, es decir realizaron un acercamiento a la Punta Rey Eduardo, por la orilla opuesta a la caleta volando bien pegado al piso aprovechando el terreno para evitar ser un blanco fácil, entre un cañadón a espaldas del hospital donde la ARA-Guerrico había visto movimiento.



-Se había elegido como zona de helidesembarco (ZHD) el muelle ubicado en la Punta Coronel Zelaya, al salir del cañadón bordearon cautelosamente la caleta en forma de olla hasta llegar a la ZHD a unos metros de la estación científica, el Puma redujo su velocidad y se aproximo a tierra al abrigo de las dos construcciones que servían de puesto de radio y pañoles de botes pero el Puma no alcanzo a tocar tierra cuando los IM comenzaron a saltar a tierra uno a uno para cubrirse detrás de estas edificaciones
-Mientras tanto el Alouette III ascendió unos metros para observar cualquier anormalidad y dar cobertura con la ametralladora MAG que estaba ubicada sobre una de sus puertas laterales operada en forma manual, no contaba con afuste, por el Suboficial Gatti

-Voy a buscar la segunda oleada

-Comunico por radio Villagra quien sin perder un segundo al
saltar el último de los IM realizo un escape rasante

-Está bien, yo iré hacia el hospital a echar un vistazo

-Respondió Busson

-En tanto el TnIM Luna y sus hombres comenzaron a avanzar lentamente hasta ocupar las posiciones necesarias para realizar el asalto al poblado ignorando que habían aterrizado en una zona minada por los Ingleses

-A todo esto la ARA-Guerrico al mando del CN: Alfonso había ingresado a plena luz del día a la caleta Capitán Vago a fin de dar apoyo de fuego naval a las fuerzas desembarcadas lo que conllevaba todo un riesgo ya que al tener una escasa libertad de maniobra en un espejo de agua tan chico, podían ser objeto de un ataque por parte de fuerzas enemigas, la acción de la Guerrico sirvió de distracción ya que los Ingleses supusieron que desde este saldría una fuerza de asalto

-En tanto en el ARA-Bahia Paraiso la segunda oleada, al mando del Teniente de Corbeta de la IM Roberto Giusti alzaba vuelo sin saber que en ese momento la primera oleada había sido parada en seco por un fuego nutrido de un enemigo que no podían ver

-Señor, regresa el Puma

-Comunico Gatti a Busson señalando un punto a la derecha de su ubicación que se iba agrandando de a poco

-Vamos a apoyarlos

-Con un giro a la derecha fue al encuentro del helicóptero del Ejercito

-“FOCA” aterrice en la playa un poco más adelante para que sus
hombres se puedan reunir más rápidamente con el primer grupo

-Comprendido “MORDAZA” , cúbrame


-El Puma se adelanto y realizo una aproximación directa para dejar al segundo grupo en la playa y mientras comenzaba el descenso con las puertas laterales abiertas estallo el infierno, la cabina del helicóptero, el rotor principal y el costado de estribor recibieron gran cantidad de proyectiles que cubiertos por el ensordecedor sonido de los rotores habían impactado en el Puma antes de que los pilotos del Ejercito pudiesen darse cuenta que estaban en la línea de fuego de los Ingleses

-Me dieron, me dieron

-Informo Villagra por radio

El Puma intento realizar un escape hacia la izquierda, sin saber esquivando un cohete de 66mm, recibió otra ráfaga de ametralladora que dio de lleno en el costado izquierdo uno de cuyos proyectiles dieron en la cabeza del conscripto Mario Almonacid que cayó sobre sí mismo y en el soldado Jorge Aguila quien recibió tres impactos en el pecho, muriendo ambos en forma instantánea en tanto que los soldados José Ponce y Manuel Borquez fueron heridos todo esto en medio del caos en que se había transformado el interior del Puma por los muertos, heridos y el aceite que había comenzado a soltar los motores que hacía imposible tratar de pararse mientras que el helicóptero se tambaleaba peligrosamente ya fuera de control, eran las 12:05

-¡Se me endurecen los controles!, ¡me caigo, me caigo!

-La voz angustiada de Villagra retumbo en los oídos de Busson

-¡Hagan fuerza los dos!, ¡tomen los controles los dos!

-Le grito Busson a Villagra y a su copiloto López Leguizamón

-Era evidente que los disparos habían pegado en la línea conductora de liquido hidráulico
que llagan hasta los servomecanismos que mueven los controles.

-¡Mas fuerza, más fuerza!

-Gritaba Busson

-¡Un poco mas y llegan a la costa!

-El Puma muy inclinado y echando humo por los escapes de las turbinas había cruzado la caleta y estaba por caer en la costa opuesta, Villagra no sin mucho esfuerzo, logro finalmente realizar un brusco aterrizaje sobre la playa que provoco que el Puma se volcase sobre su costado con más de un centenar de impactos, milagrosamente de entre los 15 Infantes de Marina y los tres tripulantes del helicópteros solo se debió lamentar dos muertos y cuatro heridos



-Al observar la maniobra Busson dirigió su Alouette III hacia el hospital realizando maniobras evasivas pudiendo ver la munición trazante que los ingleses dirigían hacia ellos, al pasar sobre el hospital pudieron ver la posición oculta por fardos de pasto en donde tenían instalada una ametralladora MAG y una Browning Calibre 50, de pronto Guerra aviso que habían recibido algunos impactos en la parte trasera, sin perder tiempo avisa al Bahía Paraíso:

-Me dieron, “FOCA” ya aterrizo, me acercare a él para comprobar daños en los dos helicópteros

-Con un giro descendió y aterrizo detrás del Puma, el panorama era terrible, de las turbinas del helicóptero salía un espeso humo negro que llenaba el aire de un fuerte olor a aceite quemado mientras los Infantes de Marina abandonaban el helicóptero con la ropa manchada de sangre y liquido hidráulico en medio de los impactos de los disparos que efectuaban los Ingleses desde el hospital.
-Busson bajo y corrió hacia el Puma agazapado para protegerse del fuego enemigo, se acerco a Villagra:

-¿Estás bien?

-Le pregunto a los gritos

-Si, si, pero adentro es un desastre, tengo dos muertos

-No hay tiempo para lamentos

-Voy a ver los daños de mi aparato y regreso

-Anuncio Busson

-Los disparos pegaban muy cerca de los helicópteros, no podían estar mucho tiempo allí, de pronto se acerco Guerra y le dijo:

-Señor, voy a ayudar

-Busson pensó que iba a auxiliar a los heridos, pero lo que en realidad hizo fue tomar la MAG colgarse las bandas de balas de esta y correr con el Sargento Mecanico Diaz Medin, mecánico del Puma, hasta un montículo para comenzar a disparar contra la posición que ocupaban los Ingleses.

-Estoy en servicio

-Comunico Busson al ARA.Bahia Paraiso luego de inspeccionar su helicóptero y ver que los impactos que había recibido solo cortaron los cordones del sistemas de inflado de emergencia viendo esto volvió a reunirse con Villagra y se pusieron de acuerdo el piloto de Ejercito, su tripulación y el TC Guerra se unirían a la sección del TeIM: Giusti, mientras tanto Busson subía al helicóptero al herido más grave con más posibilidades de sobrevivir y dado que en este tipo de aeronave solo podía llevar una persona tendida en el suelo, en el primer vuelo llevaron a un IM con una herida en la espalda, llego al Bahia Paraiso con muy poco combustible, había estado en el aire por dos horas, cuando aterrizo dejo el helicóptero en marcha mientras le cargaban combustible, mientras el se reunía con el CN Cesar Trombetta para arreglar que el Alouette III llevaría el último grupo que faltaba desplegar, en especial los tres morteros de 60mm y su munición que tanta falta le hacía a los IM así fue como en el primero de los tres viajes sucesivos comenzaron a ser llevados a tierra los diez últimos IM al mandos del CpIM Julio Fernández.



-Una vez completado el repostaje, Busson sin pérdida de tiempo subió a su helicóptero y comenzó a realizar los cruses bien pegados al agua una vez en la isla los IM fueron dejados en proximidades de la factoría ballenera, a medio kilometro de la iglesia pintada de blanco, esta operación se repitió varias veces aprovechando la potencia y la versatilidad del helicóptero para realizar maniobras evasivas.
-En el penúltimo viaje cuando se disponía a darle el ok para que el primer IM bajase vio a un costado de la zona de aterrizaje un manojo de granadas atadas atado a un cable que luego de unos metros se conectaba con otro manojo de granadas y así sucesivamente.

-¡Cuidado!

-Le grito al IM que estaba por saltar del helicóptero

-¡Mire, cuidado con eso!

-Está bien, no se preocupe

-Le respondió el soldado y bajo

-En el último viaje, mientras se concentraba en protegerse de los disparos recordó el manojo de granadas, al ubicarlos, acerco el helicóptero al piso unos metros antes de los explosivos pero se olvido de prevenir a los IM uno de los cuales fue directamente hacia ellos, sin darle tiempo, una fuerte sacudida estremeció al Alouette III y Busson solo atino a soltar el bastón de mando ya que pensó que volarían todos, sin embargo nada sucedió, el IM paso por el lugar y siguió corriendo, lo que paso es que el hombre que había alertado anteriormente sobre las trampas se había encargado de cortar el cable y desactivar las granadas, no repuesto todavía del susto,
Busson se retiro.

-En medio de todo esto la ARA-Guerrico realizo la segunda incursión al interior de la caleta Capitán Vago cuya penetración se debía realizar a baja velocidad a fin de evitar las peligrosas rocas “Hobart” que se encuentran en la boca de la caleta, ya en proximidades del muelle de la estación científica se le ordeno abrir fuego sobre las fuerzas Inglesas parapetadas en proximidades de la Shackleton Hause para lo que utilizo el montaje Oerlikon de 20mm ubicado en la banda de estribor, pero el arma se trabo luego de unos cuantos disparos, de inmediato se abrió fuego con el montaje Boffors 40/70 de 40mm de popa, pero este también quedo fuera de servicio luego de seis disparos, solo quedaba el cañón semiautomático Sofma de 100mm el cual también luego del primer disparo quedo fuera de servicio por desperfectos en su sistema de recarga, ni bien la ARA-Guerrico dejo de disparara los Ingleses devolvieron el fuego concentrando el fuego de todo calibre sobre la banda de estribor, en especial la zona del puente y la superestructura esto causo la baja del Cabo Primero Patricio Guanca, apuntador de elevación del montaje de 40mm, y causando otros cinco heridos leves, era imperativo salir de aquella trampa cuanto antes a fin de volver a poner en servicio las piezas Averiadas para devolver el fuego, no obstante la rápida reacción del
CN Carlos Alfonso, algunos vidrios del puente de mando fueron rotos por los disparos de un francotirador, uno de estos disparos hirió a un oficial que colaboraba en las maniobras de escape, y cuando se pensó que lo peor ya había terminado ya que la ARA-Guerrico estaba de salida de la caleta, recibió de nuevo disparos de más de media docena de armas automáticas, como consecuencia de esta acción fue herido de gravedad el Guardiamarina Ricardo Pingitore, jefe de la defensa AA, quien recibió heridas en su rostro que le provoco la pérdida de su ojo izquierdo, poco después el buque recibió el impacto de un proyectil antitanque de 84mm proveniente de un cañón sin retroceso Carl Gustav el cual pego en uno de los contenedores de los misiles MM-38 Exocet de babor, pese a todo el castigo recibido, el casco permanecía estanco y ninguna de las partes vitales fue alcanzada, mientras el combate entre los Royal Marines y la Infantería de Marina Argentina proseguía y estos últimos lograban silenciar al Carl Gustav, la ARA-Guerrico logro recuperar el montaje de 40mm por lo que volvió a entrar a la Caleta y comenzó a disparar sobre las fuerzas Inglesas que se mantuvo por unos minutos hasta que uno de los disparos pego en las cercanías del hospital lo que provoco una explosión, segundos después se vio gente moviéndose agitando banderas y pañuelos blancos, los Ingleses se rindieron



-Luego del cese de las acciones se pudo comprobar que la fuerza Inglesa estaba compuesta por
21 Royal Marines y 13 científicos del British Antarctic Survey (BAS)

-En tanto sobre una de las playas yacía volcado el Puma con más de cincuenta impactos de grueso calibre en su fuselaje, Busson y su mecánico lo miraron con lastima, pero en la guerra no hay tiempo para las lamentaciones.-El comandante del ARA-Bahía Paraíso le había dado la orden de retirar del Puma en cuarenta minutos todo lo que sea recuperable, trabajando velozmente lograron recuperar una de las turbinas y gran parte del instrumental

-Busson y su tripulación regreso al buque, al posarse en el ARA-Bahia Paraiso habían estado volando por trece horas, cuando se bajo del helicóptero se quedo mirando a la costa “mi bautismo de fuego”, pensó, mientras se sacaba el casco cuyo interior se encontraba húmedo por la transpiración, así permaneció unos instantes hasta que Gatti, desde la puerta de ingreso al interior del buque, lo interrumpió:

-¿Entramos señor ?


Fuente:
Libro Exocet de Emilio Villarino
Libro: Malvinas, La odisea del submarino Santa Fe de Jorge Boveda




Saludosss 8)
Roberto
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Litio71



Mensajes : 3332
Fecha de inscripción : 21/09/2010

MensajeTema: Re: Acciones Cronologicas en Malvinas   Dom 6 Mayo 2012 - 18:06

Capitulo Dos

DOGFIGHT! 1 de Mayo



Las horas de la tarde habrían de ser testigos del primer enfrentamiento verdadero entre los interceptores supersónicos argentinos y los cazas subsónicos británicos. El resultado de estos combates definiría el rol a cumplir por las aeronaves de ambos bandos y tendría un impacto decisivo
en las decisiones tácticas y estratégicas durante el resto de la campaña.

Dos aeronaves británicas modelo Sea Harrier FRS.1 en una patrulla aérea de combate (CAP), liderados por el Flt Lt Paul Barton (en su tercera salida del día) – a los mandos del XZ452 – con el Lt Steven Thomas (volando el XZ453) como su piloto de flanco, ambos del Nº 801 NAS con base en el portaaviones HMS Invincible, fueron advertidos por control radar naval a bordo del crucero Glamorgan de la presencia de cazas argentinos en la zona – posiblemente Mirage MIIIEA. Hasta ese momento, los pilotos argentinos habían rehusado descender y enfrentar a los Sea Harrier en un terreno donde los últimos gozaban de ventaja y ambos encuentros iniciales con los británicos habían resultado inconclusos. Aparentemente, los argentinos habían apostado esta vez por un enfrentamiento más decisivo y agresivo, por lo cual descendieron a 11 mil pies – altitud a la que volaban los Sea Harrier
– y cargaron contra la formación británica.

Los pilotos de la Royal Navy viraron, dirigidos por radar naval, a enfrentar frontalmente a los cazas argentinos. Volaban en disposición estándar defensiva: formación en paralelo (line abreast) con el piloto de flanco a 1.6 kilómetros de distancia del ala de babor de su líder. Dicha formación les permitía cubrir los puntos ciegos de
su respectivo compañero y proveía flexibilidad táctica.

Mientras las aeronaves se aproximan en curso de colisión, el radar naval británico confirma la presencia de dos aeronaves en formación cerrada con la posibilidad eventual de dos más. Efectivamente, se trataba de una pareja de Mirage MIIIEA: la escuadrilla “Dardo”, liderada por el Cap Gonzalo García Cueva – uno de los pilotos más experimentados de la unidad - piloteando el I-015 con el I-019, tripulado por el Ten Carlos Perona, como su flanqueador, ambos pilotos del Grupo 8 de Caza de la Fuerza Aérea Argentina. Los pilotos argentinos también reciben información sobre cazas enemigos en la zona de parte de su radar con base en tierra, pero el controlador omite especificar si se trata de un único o más de un contacto.

En combate 1 VS. 1:

El Mirage superaba sensiblemente al Harrier en velocidad tope y régimen de ascenso. Al igual que este último, disponía de dos cañones de 30mm y misiles aire-aire para combate aéreo. Sin embargo, a la altitud en la que ambos grupos de cazas se encontraban, el Harrier poseía la ventaja de mayor agilidad y menor pérdida de energía y sus misiles AIM-9L Sidewinder, todo-aspecto, se imponían al armamento del caza de origen francés.

Thomas fue el primero en adquirir en su radar a los cazas argentinos. Ambos Sea Harrier aumentan la velocidad, incrementando la tasa de acercamiento mientras Barton, el líder de la formación, comienza maniobrar con la esperanza de ejecutar un movimiento de pinza para atacar por el flanco o bien posicionarse por detrás de los aviones enemigos para un tiro de misil. “Nos acercábamos simultáneamente, en curso de colisión. Yo iba a 400 nudos, Paul (Barton) aceleró a 550 nudos y comenzó a abrirse hacia la derecha para tratar de ponerse detrás de ellos. Fijé mi radar en el líder y comencé a escanear el espacio, buscando otros cazas – no podía creer que una pareja de cazas viniese en solitario contra nosotros de esa forma. Su formación era mediocre, lo que los estadounidenses llaman “welded wing” (“alas soldadas”) volando muy cerca el uno del otro” – comentó posteriormente Thomas. En un intento por deducir mayor pericia táctica por parte de sus oponentes, Thomas y Barton pensaron que la única razón para que ambos aviones argentinos viniesen hacia ellos de esa forma sería la de distraerlos para permitir a un segundo grupo sorprender a los Sea Harrier en un inadvertido ataque de pinzas. Sin embargo, al no detectar indicios de un segundo grupo de cazas, prosiguieron con su ataque, cerrando la brecha entre ellos y los Mirage argentinos.

La táctica de los Sea Harrier consistió entonces en atacar a los Mirage desde dos direcciones. Barton continuó aproximándose por la derecha: “mi labor entonces era la de hacer las veces de “tirador”, de ponerme detrás de los contactos y atacarlos si confirmaban ser enemigos. Aceleré a máxima velocidad y entré por la derecha para obtener ángulo de desplazamiento, intentando fijar mi radar en el número 2, lo cual conseguí. Bajé la nariz picando ligeramente y adquiriendo visualmente a los contactos aproximadamente a 5 millas. Me sentí aliviado de tenerlos dentro de mi alcance visual – el ojo es mejor en comprender información tridimensional y ya no volví a mirar la pantalla del radar nuevamente. Estaba concentrado al 110% durante mi ataque. El líder cruzó mi ruta de vuelo de derecha a izquierda aproximadamente a dos y media millas y mientras lo hacía, comenzó un suave viraje hacia babor”. Barton incrementó su régimen de giro para mantener a los Mirage en la mira y mientras lo hacía, disparó una ráfaga de 30mm a máxima distancia de tiro de cañón, sin confirmar impactos o siquiera efectos en la formación enemiga – reacciones por parte de los pilotos argentinos, indicando que con seguridad los pilotos de los Mirage no se habían percatado de su presencia.

Para este momento, los aviones se habían acercado considerablemente al avión de Thomas, quien procedía en curso de interceptación frontal: “obtuve confirmación visual como a ocho millas y pude comprobar que se trataba de un Mirage. Y también pude ver a su flanqueador, ligeramente a la derecha y detrás. Estaba tratando de enganchar un Sidewinder pero sin éxito; no obtuve confirmación de tono auditivo, así que contuve el disparo. Como a cinco millas de distancia, el líder de vuelo me disparó un misil, pero lo vi desviarse y pasar por mi lado izquierdo. Al mismo tiempo, algo salió disparado del segundo avión; estaba bamboleándose erráticamente, obviamente se trataba de un disparo involuntario. No me sentí amenazado por ninguno de los dos misiles”.

Con los aviones de ambos bandos aproximándose frontalmente a más de 800 nudos (aproximadamente 1,600km/h de velocidades combinadas), Thomas tiró del bastón de mando y pasó a la vertical, asegurándose de que su Sea Harrier pasase por encima del Mirage (el avión del líder, el de García Cueva) y ejecutó un viraje a estribor mientras el avión argentino pasaba por debajo de él en un suave viraje hacia babor, aún sin avistar al otro Sea Harrier pilotado por Barton, el cual ya se había posicionado detrás del segundo Mirage pilotado por Perona. Al respecto, Barton recuerda: “sostuve el viraje, aún manteniéndolo (se refiere a Perona) y a su líder visualmente sobre la parte superior de la burbuja de mi cabina. Mientras me posicionaba a sus seis, el misil comenzó a emitir un tono auditivo mientras entraba en el ángulo de adquisición. Dicho sonido me fue bienvenido pues anunciaba que el misil tenía un enganche sólido, confirmando mis posibilidades de acertarle, debido a que se estaba alejando y para ese entonces se encontraba ya fuera del alcance de tiro de cañón. Completé el viraje y me establecí en su cola como a 500 yardas. Volaba a una velocidad de 350 nudos pero él me llevaba 150 nudos más de ventaja y comenzó a alejarse. Estaba consciente de que su velocidad era superior a la mía pero con el misil enganchado y dentro de su rango de tiro, tenía confianza en poder darle”.



Barton empuja levemente el bastón de mando para posicionarse debajo del Mirage, con el fin de obtener un mejor contraste de la traza infrarroja del avión contra el frío del cielo y así posibilitar las mejores condiciones de enganche para el buscador térmico del misil Sidewinder. Con una presión del disparador, el arma montada bajo el soporte del ala de estribor se desprendió y comenzó a volar raudamente en dirección a su blanco. “Al principio pensé que había fallado”, recuerda Barton. “Abandonó el rail y cabeceó hacia tierra. No había disparado jamás antes un Sidewinder, así que su comportamiento me era desconocido. Me sorprendió no verlo guiarse directamente en línea recta – verlo cabecear hacia tierra me desconcertó. Me había comenzado a preguntar si se trataba de un misil defectuoso. Le tomó aproximadamente media milla para establecer su trayectoria, luego levantó el morro y se guió en línea recta por el resto del camino, directo hacia el objetivo. El tiempo de vuelo del misil fue aproximadamente de 4 segundos, luego de los cuales el Mirage explotó en una brillante bola de fuego azul, naranja y roja”.

Desde la perspectiva del piloto del Sea Harrier, no había manera de que el piloto argentino pudiese haber escapado a la explosión. Sin embargo, el Teniente Perona efectivamente consiguió eyectarse y descender con seguridad sobre Pebble Island, desde donde fue rescatado posteriormente por fuerzas amigas.

Entretanto, García Cueva, quien había acusado recibo del derribo de su compañero de escuadrilla, era acosado por el Harrier de Thomas. A fin de intentar evadir a su perseguidor, el piloto del Mirage inicia maniobras evasivas. “Yo continuaba el giro mientras el líder enemigo ejecutaba un viraje bastante cerrado hacia la izquierda, descendiendo rápidamente hacia el techo de nubes a 4 mil pies”, como lo recuerda el piloto británico. “No estoy seguro si él estaba consciente de mi posición. Me establecí en un descenso vertical justo detrás suyo, enganché uno de mis misiles y disparé. El misil lo persiguió como un rayo y justo antes de alcanzar el techo de nubes, lo vi pasar cerca de su cola. Luego ambos, avión y misil, desaparecieron”.

La espoleta de proximidad había detonado cerca al avión del Mirage, provocando daños y un escape de combustible. García Cueva es instruido por el CIC (Centro de Información de Combate) de retornar a la base; sin embargo, su bajo nivel de combustible se lo impide y ante la negativa de tener que eyectarse y perder la aeronave, es instruido para realizar una aproximación de emergencia en BAM Malvinas. García Cueva era un piloto hábil y experimentado y confiaba en poder posar el Mirage averiado sobre la pista de un kilómetro del aeropuerto de Stanley. Las instalaciones del aeropuerto habían estado recibiendo fuego enemigo durante todo el día incluyendo fuego naval por parte del destructor HMS Glamorgan y las fragatas HMS Alacrity y HMS Arrow; manteniendo a las defensas antiaéreas en estado de alerta de combate. Las mismas, nerviosas y aún bajo alerta, advirtieron al avión de García Cueva en aproximación y éste, al deshacerse de su carga externa de tanques de combustible, al ser confundidos por los artilleros de tierra por bombas lanzadas desde un avión enemigo, fue atacado por sus propias fuerzas resultando en uno de los incidentes fraticidas más tristes de la guerra, cuando ráfagas de 35mm impactaron en el avión de García Cueva, destruyéndolo y terminando con la vida del piloto.




-Nota: -Los ingleses para el 1° de Mayo de 1982 todavía no habrían contaban con los misiles AIM-9L Sidewinder
por lo que tanto el 1°Tte Perona como el 1°Tte Ardiles habrían sido derribados por AIM-9G Sidewinder
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Litio71



Mensajes : 3332
Fecha de inscripción : 21/09/2010

MensajeTema: Re: Acciones Cronologicas en Malvinas   Dom 6 Mayo 2012 - 18:15

Capitulo Tres

BAUTISMO DE FUEGO
Relato: Comodoro Gustavo Aguirre Faget



-El 1 de Mayo de 1982 la Fuerza Aérea Argentina tuvo su bautismo de fuego participando por primera
vez en un conflicto con otra nación.-Entre las misiones lanzadas en ese día la OF 1105 le daría a la
escuadrilla “TORNO”, formada por tres IAI M5 Dagger del Grupo 6 de Caza, el privilegio de ser los primeros
en realizar una misión de combate.
-El Comodoro Gustavo Aguirre Faget era entonces Teniente y era parte de esa escuadrilla como numero 2
junto con su líder el entonces Capitán Norberto Dimeglio y el 1°Teniente Cesar Román hoy 27 años después
cuenta cómo fue su primera misión de combate en la que ataco a la HMS-Glamorgan.
-Aguirre Faget formaba parte del Escuadrón Aeromóvil N°2 “La Marinete” desplegado en la Base Aérea Militar (BAM) San Julián y la salida de la Escuadrilla “TORNO” era la segunda de la unidad durante ese día en la cual Aguirre Faget no pudo participar, junto al Jefe del Escuadrón, Capitán Raúl Díaz, por problemas en su avión, en esta primera salida sin embargo Diaz no entro en combate y regreso.



-Por la tarde el destructor Clase County HMS-Glamorgan y las dos fragatas Tipo 21, HMS-Alacrity y HMS-Arrow se aproximaron a la costa este de la Isla Soledad para bombardear las posiciones Argentinas ubicadas alrededor de Puerto Argentino, inmediatamente la Fuerza Aérea Sur (FAS) emitió la Orden Fragmentaria 1105 que llego a San Julián y se ordeno el envió de la escuadrilla “TORNO”, Dimeglio iría en el C-432, Aguirre Faget en el C-412 y Román en el C-407, cada avión iría con combustible completo a lo que sumaba tres tanques suplementarios de 1300Lts y dos bombas BRP (Bomba Retardada por Paracaídas) de 550 Lb (250 Kg) en los soportes 3 y 5, a las 15:45 los “TORNO” despegaron de su base.



-Una vez que llegaron a las islas, y al ingresar al estrecho de San Carlos, volaron rasante a 420 Nudos (778 Km/h), después aceleramos a 480 Nudos (890 Km/H) y en la última parte del recorrido volábamos a 540 Nudos (1000 Km/h), tratábamos de no superar los 540 Nudos para no afectar las espoletas de las bombas, los tres tratamos de mantener la formación que era de unos 50 Mts laterales, en línea es muy difícil mantener la formación a muy baja altura, en esa época no contábamos con radio altímetros y la altura se calculaba visualmente y esta era de unos +/- 50 Pies (15 Mts) aunque cuando aceleramos en el último tramo y ya tendríamos que tener a los buques adelante, es posible que hayamos subido un poco y la formación se desarmara.
-Nosotros teníamos dos VHF, el piloto puede seleccionar el VHF “verde”, “rojo” o ambos, nosotros teníamos una frecuencia común para hablarnos entre los miembros de la escuadrilla, en el otro teníamos tres frecuencias diferentes, una tenía el radar de Malvinas otro la torre de control de Malvinas y el ultimo lo teníamos enganchado al HS-125 que hacía las veces de retransmisor que orbitaba por detrás nuestro a 40.000 Pies. cuando pasaron San Carlos ya sobre la costa escuchamos:

-¡Boludos, no tiren, paren!

-Luego se enteraron que la voz pertenecía al Capitan Gonzales que oficiaba de observador de tiro cerca del aeropuerto de Malvinas y vio que el avión que intentaba llegar al aeropuerto era un Mirage IIIEA que estaba a los mandos del Capitán García Cuerva quien quería aterrizar en la dañada pista, pero la artillería anti aérea propia le estaba disparando, cuando Aguirre Faget escucho eso miro hacia el sur y pudo observar como la munición trazante se perdía entre las nubes, esto habrá durado cinco segundos, después se enteraron que ese fue el momento en que derribaron a García Cuerva, seguramente realizo una eyección general de toda su carga externa incluyendo los misiles, estos cayeron en forma balística, acción que a los nerviosos artilleros les pareció un ataque, nosotros ya sabíamos que debíamos estar atentos con Darwin y Puerto Argentino y que no debíamos sobrevolarlos si no fuese solo por un caso excepcional.



-Entramos a la zona marcada de norte a sur pasando la Bahía de la Anunciación, teóricamente nuestros objetivos estaban ahí, y ya teníamos poco combustible por lo que Dimeglio les dijo:

-Seguimos dos minutos mas

-Por lo que pasamos por la zona en donde debía estar nuestro objetivo y seguimos la misma ruta, en el viraje en la Bahia de la Anunciación, sobre el lado de la costa, había un helicóptero del tipo Sea King, no un Sea Lynx, era un helicóptero grande que estaba haciendo, presumiblemente, reglaje de tiro, Roman en el viraje casi lo choca, le paso muy cerca, ni bien dejamos atrás al helicóptero vimos a los buques a unos 5 o 6 Km de la costa, por eso hay muchos testigos del ataque, ubicados en la costa vieron a los aviones muy chiquitos, pero vieron todo lo que paso.
-Apenas rodeamos el límite sur de la Bahía de la Anunciación los tres pilotos vieron los tres buques que bombardeaban las posiciones Argentinas al sudeste del aeropuerto, eran las 16:40



-A parte del buque al que se dirigió Aguirre Faget, había más cerca de la costa un buque en diagonal y al frente había otro bien de costado, a Roman como no le dispararon pudo contar con unos segundos para prepararse y dudo en disparar por que no estaba seguro de que los buques no fuesen Argentinos, Aguirre Faget eligió el buque que estaba más hacia el este, “yo estaba seguro de que eran Británicos”, cuando lo tenía a 4000 o 5000 Mts, no lo tenía en la mira, esta le daba en el agua, así que se elevo un poco y comenzó a bajar con G negativa, espero tenerlo al alcance de los cañones y disparo llegando a la popa nivelo y tiro las bombas y realizo el escape hacia el este mientras seguía disparando, primero sobre la proa y al bajar la nariz sobre la popa, inmediatamente le comenzaron a disparar desde el buque con cañones Oerlikon de 20mm de ambas bandas y con ametralladoras GPMG desde el puente de mando, la visión de la artillería era como flechas con humo y parecían que todas iban a pegar y cuando estaban cerca del avión parecían que se abrían pasando cerca, Aguirre Faguet tiraba al foco de eso, es probable que haya comenzado a disparar fuera de alcance, esto por que cuando le están disparando a uno
uno comienza a tirar antes, al realizar el escape no vio a nadie, ni a Dimeglio ni a Roman, los buques estaban en triangulo y en su trayectoria de vuelo Aguirre Faget los ataco de proa a popa, desde que se asomaron les comenzaron a tirar con un fuego muy concentrado por eso no pudo ver como era el buque que ataco ya que estaba muy concentrado en su avión, la mira y la velocidad para no excederse, como si estuviese en un ejercicio de tiro, quería mantener su performance para que sus bombas peguen, no era cobardía ni valentía, ya estabas ahí y te toca hacer eso por unos minutos su escape lo llevo mar afuera a fin de evitar los disparos, según los testigos, a Aguirre Faget le dispararon un misil SeaCat al momento de elevarse para lanzar sus bombas, este misil le paso por debajo de su avión por lo que él no llego a verlo



-Después del ataque, unos 5 o 6 minutos más tardes Dimeglio dijo

-Uno

A lo que Aguirre Faguet tendría que haber contestado dos y Roman tres,
pero no dijeron nada, entonces grito

-Contesten boludos

-Entonces Aguirre Faget contesto

-Dos

-Y Roman dijo:

-Tres

-Entonces Dimeglio ordeno:

-Poner rumbo a San Julián

-Eso significaba pasar por Puerto Argentino y teníamos una limitación por la zona prohibida de sobrevolar por la artillería y los misiles propios, para ganar altura se tenía que volar a 300 Nudos para nivelar a 20.000 o 23.000 pies para luego recién seguir el ascenso, el Dagger cuando tiene velocidad es un avión maravillosos, pero le toma tiempo acelerar

-Sigue Aguirre Faget, en ese momento me avisaron del radar de Malvinas que el numero 2 tenía unos Harrier que lo estaban siguiendo, allí me di cuenta que tenía poca velocidad y aunque podría haber eyectado los tres tanques, eyecte solo uno, tratando de llevar de vuelta los otros dos ya que sabía que teníamos pocos tenía que hacer una navegación muy pulida para llegar con el combustible, no podía nivelar ni cambiar de rumbo, tenía que llegar a nivel de crucero y ahí el avión iba a empezar a acelerar
-Cuando terminamos el ataque podíamos poner el trasponder en activo o en standby y teniendo a los Ingleses atrás lo prendí para que me confirmen a quien de los tres estaban persiguiendo y me confirmo que era a mí, con el sol de frente no veía nada, eran las 17:00 Hs, no tenia mención y tenía poco combustible, en el ascenso continuo la persecución primero a 12 millas, luego a 9 millas y cuando me cantaron que estaban a 6 millas yo ya comenze a respirar un poco más tranquilo ya que el avión había comenzado a acelerar para estabilizarse a 0,9 de Mach (1080 Km/h)

-Los “TORNOS” estaba cubierta por los “FORTIN” (OF1107) que estaba formada por el Capitán Guillermo Donadille (C-403) y el 1°Teniente Jorge Senn (C-421) los cuales comenzaron a orbitar sobre la Gran Malvina a 30.000 pies, ante la persecución del “TORNO 2” fueron enviados a protegerlo, se colocaron detrás de los dos SeaHarrier llegando a estar a 2 millas náuticas (3,7 Km), aunque no pudieron disparar sus Shafrir II por que tenían el sol de frente y los misiles se engancharon en el, sumado que el avión de Donadille tampoco podía disparar sus cañones al estar estos trabados, sobre el estrecho de San Carlos los SeaHarrier iniciaron una picada con rumbo sur y rompieron el contacto desapareciendo del radar, cuando recibieron los AIM-9L Sidewinder los Ingleses ya no rehuyeron al combate.



-Aguirre Faget regreso a su base casi sin combustible y describe que en el Dagger no te podes distraer ya que si entraste mal acomodado en el aterrizaje y tenes que dar otra vuelta consumís otros 150 Lts de combustible, cuando venia para aterrizar flanqueamos unas nubes interminables, cuando estábamos llegando comenzamos a buscar radiales de otras bases para ver a qué distancia estamos de San Julian, en la ruta, cerca de la costa, vi un avión que iba dejando una estela, como venia paralelo a mi no sabía si era o no un Harrier, aunque sospechaba que era un compañero mío aunque yo seguí en silencio de radio mirando el comportamiento del motor y viendo cuando comenzábamos el descenso por que si calculaba mal consumiría mas combustible y tal vez me tendría que eyectar sobre el mar, la concentración del vuelo duro hasta que corte motores, todos los “TORNOS” y los “FORTIN” aterrizamos entre las 18:25 y 18:40 Hs

-Cuando iba bajando del avión iba retando a los mecánicos por que estos me decían que el avión no
tenían impactos y no lo podía creer y al recorrerlo me di cuenta que no tenía nada.

-Debido a una falla en el fotómetro de mi avión la película de la cineametralladora Omera 110 estaba velada, no lo podía creer, no pude ver que buque ataque, cuál era mi ángulo de tiro, que munición me tiraron, y en qué momento solté las bombas.
-El fotómetro tiene un tornillo que muestra cómo se va acomodando a la luz y la cabeza se va moviendo y el Suboficial a cargo me dijo después de aterrizar:

-Si usted vio que estaba fijo tendría que haberlo tocado por qué tal vez estaba duro

-Y eso en medio del ataque, lo quería matar.




-Los Dagger de la escuadrilla “TORNO” averiaron al destructor HMS-Glamorgan con impactos de 30mm del avión de Aguirre Faget mientras que según los dichos de los Ingleses explotaron a muy corta distancia sobre el mar y causaron algunos daños en los timones y el casco, la fragata HMS-Arrow había sido alcanzada por disparos de 30mm del avión de Dimeglio y la HMS-Alacrity fue atacada por Roman, luego de este ataque las unidades Britanicas suspendieron el bombardeo, que a partir de allí solo fue nocturno, y el destructor se retiro despidiendo humo, al anochecer se vio una fuerte explosión en dirección de donde se habían retirado los buques.
-Ninguno de los tres aviones fue averiado pese al pesado fuego anti aéreo que debieron sortear.



-El hoy Comodoro Gustavo Aguirre Faget realizo siete misiones de combate y fue uno de los cuatro pilotos del Grupo 6 que estuvo en el sur durante toda la guerra.



Saludosss 8)
Roberto
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Litio71



Mensajes : 3332
Fecha de inscripción : 21/09/2010

MensajeTema: Re: Acciones Cronologicas en Malvinas   Dom 6 Mayo 2012 - 18:39

Capitulo Cuatro:

4 de Mayo de 1982
-Base Aeronaval Rio Grande, 3 de Mayo de 1982, 21:00 Hs



-El Capitán de Corbeta (CC) Ernesto Proni Leston, Comandante de SP-2H Neptune,
estaba cenando en el comedor de oficiales en ese momento un llamado le transmitió
la orden de realizar una misión de exploración antisuperficie en la zona de Malvinas
para permitir el arribo a Puerto Argentino de tres C-130 de la FAA, debía informar
si en el área, a determinada hora, estaba libre, de inmediato, Proni, se reunió en la
sala de prevuelo junto al CC: Sergio Sepetich, CF: Juan Gatti TC: Gillermo Meneses
con el Jefe de la Escuadrilla Aeronaval de Exploración, Capitán de Corbeta Julio Pérez Roca,
para completar la planificación de la misión.
-Los dos SP-2H Neptune, 0707/2-P-111 y 0708/2-P-112 con que contaba la Escuadrilla,
habían realizado innumerables vuelos en el área de Malvinas durante todo el mes de Abril,
el personal que la integraba, unos once oficiales, 10 de ellos pilotos, sesenta y seis Suboficiales
y cinco conscriptos, habían alcanzado un excelente grado de alistamiento a lo largo de
varios años, efectuando exploración sobre el mar, esa era su profesión.



-Se hicieron las correspondientes coordinaciones de ruta, indicativos convencionales,
frecuencia de ligazón entre el Neptune y los C-130, se había previsto que la FAA proporcionaría,
pero luego se desistió por que los Mirage III que teóricamente debían escoltarlos no lo podían
hacer porque no contaban con la autonomía suficiente para hacerlo, por ello el Neptune volaría solo.
-El 2-P-112 con el indicativo “MERCURIO” estuvo listo a las 4:00 de la mañana del día siguiente,
a las 5:07 Proni recibió la autorización de la torre de control de despegar, ni bien alzo vuelo salió
al mar y puso rumbo a Malvinas, recorrida 30 MN (55 Km) el operador de radar efectuó la primera
emisión a fin de probar los equipos y buscar la mejor altura para las condiciones de ese día, tanto
de mar como meteorológicos, el Neptune contaba con el radar AN/APS-20 el cual en condiciones
optimas podía detectar un buque del tamaño de un portaaviones a 120 MN (222 Km) y disponía
del sistema de navegación VLF Omega, a medida que el vuelo proseguía, poco a poco la climatología
fue empeorando, las nubes bajas, si bien por un lado dificultaban la operación, por otro lado le
brindaba cierta cobertura visual contra el enemigo, para emitir con el radar el Neptune debía
ascender hasta los 3000 pies (914 Mts) para ello se utilizaba las turbinas, ya a esa altura se
disparaba el radar por un breve lapso de tiempo y se bajaba rápidamente cambiando de rumbo
para ir a otro lado y realizar la misma operación, estos procedimientos eran fundamentales
para evitar ser detectado por los sistemas de contra medidas del enemigo.



-A las 5:50 el Neptune obtuvo un primer contacto y lo informo a Rio Grande y a la Central
de Exploración, en Espora, poco después el comando les comunica que el contacto es el
aviso ARA-Somellera en misión de rescate, casi a las 7:00 de la mañana Proni recibió una
comunicación del Comando que le informo que Puerto Argentino estaba siendo atacada
por los Harrier por lo que la misión que debían cumplir los Hercules quedaba suspendida,
de todas maneras continuo con el vuelo a la espera de nuevas órdenes, unos minutos
después entro a la cabina el Suboficial Segundo José Permuzzi que dijo

-Señor, quemamos cristal

-Refiriéndose a los cristales del radar

-¿Los cambio?

-Pregunto Proni dándose vuelta

-Si señor…

-Eran las 7:50 cuando Permuzzi se volvió a comunicar, esta vez por el
intercomunicador, con Proni

-Señor, tengo contacto, es un “duende” mediano

-Al emitir con el radar había detectado un posible buque enemigo, pero no solo eso,
sobre la misma emisión del radar detectaron emisiones de contra medidas en la frecuencia
170/210 con una repetición de pulso de 185, un ancho de pulso de 9 y una rotación de
antena de 7, ante estos datos no dudaron ni un momento, era un buque de guerra.
-Inmediatamente el Cabo Principal Daniel Yebra informo al Comando

-Prioridad. Grupo, fecha, hora, 04,0709. Promotor, Mercurio
Ejecutivo Diana, informativo Coral, blanco numero dos: uno mediano, posición 53°11’ Sur,
57°59’ Oeste, Hora: 04,0708 adicional joroba, frecuencia de emisión 170/210 Megahertz
Frecuencia repetición pulso 185, ancho pulso 9, velocidad de rotación antena 7, sin marcación.
Fin del texto

-A lo que se respondió:

-Aquí “DIANA”, recibido, corto

-El blanco estaba ubicado a 90 MN (166 Km) del Neptune y a 85 MN (157 Km) de
Puerto Argentino, la pantalla radar, que por el eco es capaz de discriminar el tamaño,
informo que se trataba de un buque mediano a este dato se sumo el que brindo el propio
enemigo ya que es muy probable que al detectar al Neptune haya tenido que continuar
emitiendo para ubicarlo con exactitud, esos datos indicaron que se trataba de un destructor,
posiblemente un CL-42
-A las 7:25 el Comando les ordeno mantener el contacto con el “duende” en forma discreta,
veinte minutos después Proni ascendió para realizar una nueva emisión pero sin obtener ningún
contacto, en ese momento recibió la orden de abandonar la misión de apoyo a los C-130
y priorizar al control del “duende” detectado, el amanecer se aproximaba, no llovía, pero había
nubes bajas lo cual significaba que cada vez que cada vez que tenía que subir para emitir,
quedaba encima de la capas de nubes y por lo tanto vulnerables, el Neptune continuo con su vuelo,
ya llevaba tres horas dando vueltas en una zona donde era factible encontrarse con una patrulla
aérea enemiga ¿Quién los podría rescatar si, luego de un ataque, tenían la suerte de caer al agua con vida?,
a las 8:14 obtuvieron otro contacto, con respecto a la posición anterior el “duende” se había movido un
poco hacia el norte, pero algo los alerto y les dio la pauta de que los Ingleses los estaban buscando,
cuando volvieron a ascender para emitir ya a los 500 pies tuvieron la recepción de contra medidas,
durante todo el tiempo que estuvieron por encima de esa altura, el enemigo permaneció con los
radares en el aire tratando de detectarlos entonces el Neptune descendió y continuo volando rasante
para evitar ser detectado, a las 8:45 se volvió a ascender para realizar un nuevo barrido con el radar,
la novedad de este nuevo contacto es que el “duende” no estaba solo, con el había otro mediano
y uno grande que bien podría ser un portaaviones, ahora la distancia que separaba al Neptune
de los “duende” era de unas 60 MN (111 Km), Proni volvió a planchar el avión contra el agua y procuro
no acercarse más, pues ello representaba un serio riesgo, poco después, el comando les ordeno
protegerse hasta nueva orden y dar la posición a las 10:00 Hs

-¿SUE?

-Dijo Proni en voz alta…

-El copiloto y el oficial de control operativo comprendieron de inmediato la pregunta,
Proni sugería que ese pedido de una nueva posición era para que los Super Etendard
atacaran a los “duendes”

-Es muy probable

-Respondieron los dos casi al unisonó
-Cuando Proni recibió la orden de protegerse, solicito al comando mantener silencio electrónico,
lo que fue aceptado con ello pedía que no lo llamaran pues no contestaría, para tomar esa
determinación, había considerado las fuerzas que tenía enfrente, una emisión radioeléctrica
suya podía muy bien ser detectada y con ello determinar su posición y enviar aviones para
que los intercepten, a las 9:15 efectuaron prueba de radar al mismo tiempo que ponían proa
hacia el sur, hacia la zona del hundimiento del crucero ARA-General Belgrano, el propósito
de Proni era simular que estaba buscando sobrevivientes no sin antes calcular el tiempo
de alejamiento y el tiempo para volver y cumplir con lo ordenado, a las 9:20 al efectuar la
prueba del radar este quedo inoperativo, ante esta situación el Suboficial Segundo: Permuzzi
se puso en el trabajo de realizar la complicada tarea de reparación, calibración y testeo del
equipo lo cual le insumió una hora, el esfuerzo permitió volver a poner parcialmente en
funcionamiento el radar, en este proceso también se había quemado “cristales” y ya no
quedaban mas a bordo, esto provoco que la pantalla del radar dejo de ser clara lo que hacía
que fuese muy difícil el discriminar un blanco.



-Proni rompió el silencio electrónico e informo al comando que estaba con el radar parcialmente
en servicio y sin posibilidad de reparación a bordo el Comando le respondió que debería utilizar
el radar solo una vez más, a las 10:15, Proni manifestó que por el estado en que había quedado
el aparato era muy difícil dar una buena información del blanco, ante esta cuestión se le ordeno
mantenerse en la zona para transmitirle, a las 10:35, una posición estimada de los “duendes” a
los aviones atacantes.-Diez minutos antes de la hora indicada, Proni decidió realizar un intento
final para obtener una posición más confiable que la que resultaba por estimación, de todas
maneras se sabía que la emisión sería probablemente negativa y en caso de ser positiva,
no habría discriminación aceptable a las 10:30 el Neptune ascendió a 3500 pies (1066 Mts)
para emitir, tenia “joroba” permanente, es decir, recepción de contra medidas, lo que significaba
que el Neptune estaba siendo detectado, en la pantalla del radar aparecieron los blancos,
uno grande y dos medianos y un poco mas separado otro mediano, pocos minutos después
el Neptune entro en contacto con los SUE comandados por el capitán de Corbeta Bendacarratz,
Proni dio la información:

-ARIES, aquí MERCURIO

-Aquí ARIES, Adelante MERCURIO

-ARIES, uno grande, dos medianos, posición 52°33’55’’
Sur, 57°40’5’’ Oeste, uno mediano, posición 52°48’5’’Sur
57°31’5’’Oeste, corto, buena suerte

-MERCURIO, recibido, gracias

-Quince minutos después el Comando ordeno el regreso del Neptune, a las 12:04 Proni
aterrizaba en Rio Grande, cuando él y su tripulación descendieron del avión en sus rostros
se reflejaba toda la tención vivida en esas siete horas de vuelo.
-El riesgo corrido por esos doce hombres no había sido en vano gracias a un inteligente y
prolijo trabajo de exploración hicieron posible hicieron posible que otros aviones de la armada
hundieran uno de los buques más modernos con que contaba la Task Force y uno de los
orgullos de la OTAN.





Fuente: Libro Exocet de Emilio Villarino

Nota: -Esta fue la última operación en la que participaron los Lockheed SP-2H Neptune
ya que todos sus sistemas colapsaron lo que redujo su nivel operativo por lo que el día
13 de Mayo fueron replegados a la Base Comandante Espora donde permanecerían por
toda la guerra de esta forma el COAN se quedo sin una aeronave de exploración,
los SP-2H tuvieron su vuelo de despedida el 28 de Julio de 1982



Base Aeronaval Rio Grande, 4 de Mayo de 1982



--Noche cerrada y bajo niebla, eran las 7:30 y en esa época del año amanece
casi a las 9:00, la ciudad de Rio Grande, en el extremo sur del país, está emplazada
en la boca del rio del mismo nombre a 200 Mts de la costa y al pie de las barrancas
-Debido a la estratégica ubicación de su aeropuerto, sus casi seis mil habitantes
fueron testigos del incesante ir y venir de la mayoría de los aviones que tomaron
parte en la guerra de las Malvinas.
-El Teniente de Fragata (TF) Carlos Machetanz abandono la sala de prevuelo y con
paso rápido trato de atemperar los dos grados bajo cero que se hacían sentir a pesar
de la ropa de abrigo, de todas formas tuvo especial cuidado de no resbalar a causa
de la escarcha y el barro que cubrirían el trayecto que lo separaba del edificio que
ocupaban los oficiales.

-Armando

-Dijo ni bien ingreso a la habitación

-Levántate que hay un blanco

-El Teniente de Fragata (TF) Armando Mayora se incorporo de un salto, apenas había
podido pegar un ojo, pues sabía que un avión explorador saldría en busca de blancos

-¿No será una falsa alarma?

-Pregunto al mismo tiempo que se sentaba en la cama
-En varias oportunidades se habían preparado para salir pero al último momento la
misión había sido suspendida, en dos ocasiones alcanzaron a llegar a la cabecera
de pista para decolar y por radio se les ordeno el regreso

-Espero que esta vez se nos de

-Dijo Mayora

-Si ojala, vuelvo a la sala

-Le contesto Mechatanz

-Bueno, me visto y salgo para allá

-Le respondió Mayora

-Cuando Mayora ingreso a la sala de prevuelo unos diez pilotos se encontraban
cumpliendo diversas tareas, una especial camarería reinaba entre todos al compartir
los momentos previos a la salida de las misiones
-Si bien el Capitan de Corbeta Augusto Bedacarratz y el TF: Mayora formaban la
pareja designada para el ataque, el resto de los integrantes de la Escuadrilla estaban
colaborando en la preparación del vuelo y ayudaban a solucionar los problemas que
eran muchos y muy diversos.

-Mayora, hay un posible “duende”

-Dijo Bendacarratz, apartando la vista del mapa sobre el que realizaba mediciones
con un compaz

-¿Lo Ubico el Capitan Proni?

-Pregunto Mayora

-Sí, comunica haber encontrado un “duende” al SE de Malvinas

-El CC: Ernesto Proni Leston había levantado vuelo a las 5:00 con el SP-2H Neptune 2-P-112
y a las 7:10 tuvo su primer contacto con un blanco mediano



-A partir de ese momento Bedacarratz y Mayora se abocaron a planificar la misión conociendo
ya la posición del objetivo y la situación meteorológica debían trazar debían trazar la ruta,
calcular la altura de aproximación, punto de reabastecimiento, punto de lanzamiento de los
misiles, escape, previstos e imprevistos.-A las 8:00 sonó el teléfono de prevuelo

-Para usted señor

-Dijo el TF Collavino, extendiendo el tubo para que Bedacarratz lo tomara:

-Es el Suboficial Villarroel

-La voz de Villarroel, el encargado del mantenimiento de la Escuadrilla, denotaba cansancio.

-Señor, me pidió el Teniente García que le diera el “listo” de los aviones

-Bedacarratz pregunto

-¿Ningún problema Villarroel?

-No señor, todo está en orden

-“Aviones listos” era un paso muy importante para cualquier misión, esto significaba
que se había completado el “test” del misil, un procedimiento que se realiza con diferentes
“valijas” de pruebas y que consiste en simular las condiciones de lanzamiento, incluyendo
la simulación de un objetivo, la navegación y otras pruebas, es imprescindible que todos
los pasos den resultado satisfactorio para tener la seguridad de que el misil va a salir
en condiciones optimas



-Esa mañana, el tiempo malo los favorecía, desde una 150 MN de Rio Grande hacia el
Este y abarcando toda la zona de Malvinas, había escasa visibilidad, menos de 1000 Mts, techo de
nubes de apenas 150 Mts, chubascos y zonas con densos bancos de niebla, como el Super Etendad
posee un sistema de navegación las malas condiciones meteorológicas permitían cierta discreción
y menos posibilidades de ser interceptados por una Patrulla Aérea de Combate (PAC)
de Harrier, por la distancia al blanco no convenía que los aviones fueran y regresaran
con su propia carga de combustible por lo que deberían ser reabastecido en vuelo, ello
implicaba una determinada ruta para establecer cuál es el mejor punto de reunión con el
avión cisterna, pero sin apartarse de la ruta elegida a fin de no consumir combustible en
forma innecesaria nuevamente el teléfono de la sala de prevuelo sonó, Mayora que estaba
cerca atendió

-Señor, comunican del Comando que debemos despegar a las 9:45

-Dijo dirigiéndose a Bedacarratz

-Bien, a las 9:00 vamos a los aviones

-Comenzando a despuntar el dia, la neblina no tardo en desaparecer, un helicóptero Sea King
paso lentamente y se detuvo a pocos metros, como colgado en el aire, el ruido de las aspas
era ensordecedor.
-Bendacarratz y Mayora ya con su ropa antiexposicion se pusieron el equipo de supervivencia,
tomaron los respectivos cascos y salieron del edificio de la Escuadrilla acompañados del comandante
de la Escuadrilla, el Capitan de Fragata Jorge Colombo, una camioneta los esperaba, rápidamente
fueron hasta el lugar donde se encontraban estacionados los dos Super Etendard, como en la
Base Aeronaval había gran cantidad de y diversidad de aviones, aparte de los
SUE tenían allí su base los A-4Q, los Aeromachi, los Dagger y los Neptune, se asignaron
lugares diferentes a los de estacionamiento normal para el caso que ocurriese algún ataque
aéreo nocturno o acciones de sabotaje tipo comando, es por ello que personal de logística,
con la debida antelación, había llevado los aviones 3-A-202 y 3-A-203, a una calle próxima
a la pista de decolaje, Bedacarratz se acerco a su avión, el 202, y Mayora al suyo, el 203,
pacientemente comenzaron a efectuar las verificaciones de rutina secundados por el personal
de apoyo, concluida la revisión exterior, treparon por la escalerilla y se ubicaron en la cabina
para continuar con la verificación que en total les demandaría varios minutos, verificación y
puesta en marcha son fases de una complicada etapa que debe realizar los pilotos antes de
decolar, los sistemas de navegación inercial, de radar y de armas del SUE exigen que ni el
mas mínimo detalle quede liberado al azar.
-A las 9:30, ante un gran número de pilotos, personal apoyo propio y de otras Escuadrillas,
cerraron sus cabinas, el entusiasmo contagiaba a todos, una última mirada a sus compañeros,
una amplia sonrisa, un gesto con la mano y lentamente los dos aparatos azules comenzaron
a rodar en dirección a la cabecera de la pista principal, allí, y para reponer el combustible
consumido, durante la última verificación, cargaron nuevamente los tanques al máximo de
la capacidad, la maniobra se realizo con mucho cuidado pues se trataba de algo muy delicado
que hay que hacer con el avión en marcha, el SUE tiene un sistema de combustible complejo,
sus tanques interno no cuentan con indicadores individuales, cualquier problema con el
combustible implicaría volver a la plataforma y tal vez anular el vuelo, el TN Machetanz hizo
una señal indicando que la tarea había finalizado, todo estaba listo

-Bedacarratz

-“LIEBRE” aquí “ARIES”, autorización para despegar

-“ARIES” aquí “LIEBRE”, viento del 300, 12 nudos, autorizado buena suerte, cambio

-Una de las formas de despegar de una sección de ataque es en formación donde los aviones
inician su carrera uno al lado del otro separados por cuatro o cinco metros, la otra es
despegando en forma simultánea, esta forma se usa particularmente en el caso de situaciones
instrumentales muy limitadas y evita los inconvenientes que ocasiona la reunión posterior entre
ambos aviones que se complicaría en caso de poca visibilidad.-En esta ocasión se prefijo que el
despegue se realizaría en sucesión, primero el comandante de la sección, el CC Bedacarratz,
con el indicativo ARIES, y diez segundos después su numeral, el TF Mayora con el indicativo
BOINA a las 9:44 la sección VINCHA alzo vuelo, ambos pilotos habían volado en pareja infinidad
de veces y el conocimiento mutuo era tal que cada uno actuaba casi mecánicamente sabiendo
de antemano que aria el otro en determinada situación, el hecho de no poder hablar por
radio durante las misiones, la discreción era la premisa fundamental de todas las operaciones,
no representaba ningún problema pues una seña era suficiente para comunicarse, los dos
aviones ya en el aire continuaron el ascenso hasta los 15000 Pies (4500 Mts) de altura y
pusieron proa hacia el punto de reunión con el avión cisterna, debajo del ala derecha de cada
SUE se distingue claramente la blanca figura del misil AM-39 Exocet, luego del hundimiento
del crucero ARA-General Belgrano, ocurrido dos días antes, el personal de la Base Aeronaval
había escrito en los misiles la dedicatoria dirigida a los Ingleses, “Por el Belgrano”, de allí que
esta misión tuviese un significado tan especial.

[IMG][/IMG]

-A 150 MN de Rio Grande y en el punto exacto de reunión fijado con el Comando Táctico Sur de la FAA
se encontraron con el KC-130 con el indicativo “RATA” a los mandos del Vicecomodoro E.Pessana, Bedacarratz
y Mayora se acercaron juntos desde atrás al Hércules que volaba majestuoso con las mangueras extendidas
que se bamboleaban suavemente en el aire, la maniobra, tantas veces practicada, tenía sus dificultades el
silencio era total, el pulso de los pilotos se acelero y la tención fue en aumento, ambos oprimimos el botón
para desplegar la zonda de reaprovisionamiento al mismo tiempo y lentamente dirigieron la nariz de sus aviones
hacia la canasta de la manguera, un golpecito suave al acelerador y el acoplamiento está asegurado, una
rápida mirada a la luz ámbar del tanque seguida del paso del interruptor a “reabastecimiento” y los tanques
comenzaron a llenarse, minutos después las mangueras se desenganchaban, la carga se completo sin
inconvenientes y de acuerdo con lo previsto, eran las 10:04 y los aviones estaban a mas de 250 MN (463 Km)
del blanco, velozmente se alejaron del cisterna y dieron comienzo así a la fase final del ataque, a medida que
se acercaban al objetivo, las condiciones meteorológicas empeoraban, en un momento determinado se
encendió en el tablero de instrumentos de ambos aviones una señal luminosa y por los auriculares de los
pilotos se escucho el sonido inconfundible de la alarma del equipo de medidas de apoyo electrónico
(RWR), es decir del receptor que capta las emisiones de los radares enemigos, sin duda los
SUE estaban siendo “iluminados” por los Ingleses con sus radares, como estaban próximos a
iniciar el descenso para volar al ras del agua, Bedacarratz decidió adelantar el mismo pues
el consumo real de combustible resulto menor al calculado la señal captada por el RWR
era muy débil lo que significaba que estaba en la primera fase de recepción, era posible que
los Ingleses no los tuvieran perfectamente detectados, Bedacarratz inicio el descenso y el
adiestramiento logro su objetivo, Mayora lo siguió sin necesidad de señas, eran las 10:30,
penetraron en la densa capa de nubes y cuando salieron estaban muy cerca del nivel del mar,
un mar oscuro, con olas cuyas blancas crestas contrastaban con el color oscuro del agua, allí
abajo el tiempo estaba decididamente malo, estabilizados los aviones los lanzaron en vuelo
rasante a pocos metros de la superficie del mar y a 800 Km/h, en ese momento escucharon
por los auriculares la voz del CC: Proni Leston desde el Neptune

-ARIES, aquí MERCURIO

-Aquí ARIES, Adelante MERCURIO

-ARIES, uno grande, dos medianos, posición 52°33’55’’
Sur, 57°40’5’’ Oeste, uno mediano, posición 52°48’5’’Sur
57°31’5’’Oeste, corto, buena suerte

-MERCURIO, recibido, gracias


-La comunicación, breve por la posibilidad de ser interceptada por los Ingleses, informaba
que a 115 MN (212 Km) de los SUE había un buque grande y dos medianos y a 30 MN (55 Km)
de estos había otro buque mediano, para la misión, este dato era de fundamental importancia,
el hecho de asegurarse la última posición del blanco significaba que la computadora con que cuenta
cada avión los llevaría exactamente hacia el buque enemigo facilitándoles la tarea de localización,
el radar del SUE sirve a la localización del blanco, está en la proa y abarca un área
de forma cónica, de esta manera cuando emite para buscar un blanco, hay que hacerlo en altura
y exponerse no solo a ser detectado si no también de ser atacado con misiles (SAM), de ahí que
sea imprescindible tener la posición más exacta posible del objetivo por atacar, luego de pasar
el sur de las Islas Beauchene, una de las cuales apareció ante sus ojos como una roca impresionante
que sobresalía del agua y a la que la bruma le daba un aspecto fantasmal, Bedacarratz tomo la
decisión de atacar el buque grande, que según la información que recibieron en el despegue
podría ser un portaaviones, los dos pilotos incorporaron la información recibida del explorador
en los sistemas de la UAT (Unidad de Ataque) y efectuaron una verificación cruzada para asegurarse
que los valores introducidos eran los correctos, a los pocos minutos los aviones ascendieron a
500 Pies (152 Mts) y emitieron para buscar el blanco que presuntamente debía aparecer en la
pantalla del radar ya que el sistema los había llevado a ese posición, pero nada, en la pantalla de
los aviones no había absolutamente nada, el numero de barridos era el mínimo pero más que suficiente
como para asegurar o no la presencia del “duende” , volvieron al vuelo rasante a 100 Pies (30 Mts)
a máxima velocidad, continuaron avanzando teniendo en cuenta la posición comunicada por el explorador,
recorrieron 25 MN (46 Km) mas y subieron nuevamente para emitir, los ojos de los pilotos no se apartaron
de las pantalla del radar, de pronto aparecieron, ahí estaban, pero en lugar de ubicarse el buque grande
y los dos medianos, y desplazado hacia la izquierda otro buque mediano, se observo más adelantado
a un buque mediano y abiertos lateralmente por derecha, a unos 30°, los otros tres buques, inmediatamente incorporaron esos ecos al sistema de ataque y descendieron nuevamente a 100 Pies para iniciar la
penetración final, hasta ese instante en este sistema de armas todo se suscribía al terreno de las suposiciones
ya que era la primera vez que se disparaba un misil AM-39 Exocet , no había antecedentes en el mundo entero
de acciones de guerra con dispara de este tipo de misiles Aire-Superficie (SSM) desde un avión a reacción,
año tras año habían estado preparándose para este instante simulando una situación de combate cualquiera
sea el avión y las circunstancias, y finalmente el momento había llegado, las luces se encendieron indicando
que todo estaba OK, de cualquier forma faltaba aun un lanzamiento que podía o no ser exitoso, para disparar
el misil se debía debían presionar un botón que está en una caja independiente sobre el lateral derecho de la
cabina, la mano de Bedacarratz se afirmo fuertemente al bastón de mando, comprobó las coordenadas en
el radar, el “duende” seguía en su posición:

-Lanzo misil

-Exclamo por radio para que Mayora lo imitara al mismo tiempo en que oprimía el botón,
estaba a 24 MN (44 Km), normalmente a lo largo de su carrera como piloto de ataque
toda presión sobre el botón de disparo implicaba instantáneamente la sensación de salida
de una bomba, pero su experiencia también le indicaba que todo presión sin respuesta
inmediata era un lanzamiento fracasado, do todas maneras Bedacarratz no desconocía
que el misil demoraba dos segundos en salir y esos segundos fueron una eternidad, la
ansiedad y el temor de que el misil no saliera había llegado a su punto máximo, de pronto
hubo un ruido tremendo, como si se hubiese desprendido un plano del ala derecha,
Bedacarratz estabilizo el avión, desviado por la salida del misil y la correspondiente
perdida de un peso tan importante como lo son 655 Kg, Mayora, quien de acuerdo
a las exigencias del vuelo operativo y para tener flexibilidad de maniobra de uso de
sistemas, volaba un poco alejado de su jefe, no entendió la orden de lanzamiento pues
la comunicación salió entrecortada, cuando vio caer el misil de Bedacarratz, instantáneamente
apretó el botón y su misil salió sin problemas, cayo 32 Pies y encendió sus motores
dejando una Columna de humo blanco, eran exactamente las 11:04.



-Producidos los lanzamientos los dos pilotos iniciaron el escape a máxima velocidad y al
ras del agua la intención era realizar la maniobra con el menor radio de giro posible y
así emplear menos tiempo en tomar la ruta de escape y colocarse al abrigo de cualquier
ataque de los Ingleses, los aviones se inclinaron hasta casi tocar el agua con la punta
del ala derecha y antes de completar el giro entraron en un chubasco perdiéndose de vista,
no había visibilidad horizontal pero podían ver muy bien la superficie encrespada del mar
por debajo de ellos:

-Ojo con el agua

-Advirtió Bedacarratz a su numeral

-Ok señor

-De pronto Mayora vio una sombra que paso por delante suyo en el extremo de su
alcance visual, era su jefe, a quien pudo divisar sin problemas ni bien salieron del
chubasco volando más adelante y a su derecha:

-Tengo señal de contra medidas de la cola

-Exclamo alarmado Bedacarratz, pensando que el enemigo los había detectado,
ese tipo de alarma significaba para el piloto que alguien estaba por lanzar un
misil contra su avión.

-No señor, soy yo que lo estoy iluminando, estoy detrás suyo

-Respondió Mayora refiriéndose a la emisión que estaba efectuando con su radar

-Menos mal

-Dijo Bedacarratz, denotando una sensación de alivio

-Bueno, máxima potencia y bien pegado al agua




-Lo más bajo y rápido posible, Bedacarratz y Mayora volaron hacia Rio Grande, con
un movimiento de alas, los SUE cambiaron la formación y dieron comienzo a la búsqueda
de sus posibles interceptores mirando en todas direcciones tratando de divisar algún
Harrier por que estos en el caso de interceptarlos, lo harían a esa distancia y no más
adelante por falta de autonomía, la misión, a pesar de haberse cumplido en un porcentaje
muy importante, todavía no había finalizado, volando a 1000 Km/h al ras del agua un
descuido resultaría fatal no debían aun relajarse, los motores, mientras tanto, estaban
consumiendo mucho combustible a ese ritmo no llegarían a la base la manera de disminuir
el consumo era abandonar el abrigo de las nubes bajas y elevarse con lo que aumentaba
las posibilidades de ser detectados, no tenían otra alternativa, comenzaron a elevarse
y a determinada altura estabilizaron los aviones, pasaron los minutos y el vuelo se desarrollo
sin mayores novedades, cada vez era más factible poder regresar sanos y salvos, Rio Grande
estaba allí adelante, hacia donde señalaban las agujas de los indicadores, nunca antes
habían deseado tan fervientemente ver el árido paisaje de Tierra del Fuego, una voz
que se escucho en los auriculares los aparto de esos pensamientos:

-ARIES, aquí RATA

-Era Pessana, comandante del KC-130 de la FAA que esperaba en el aire para poder
reabastecer a los SUE

-Aquí ARIES, adelante

-Listo para darles combustible.

-Recibido, no vamos a necesitar, podemos volver

-Ok, ARIES, me piden resultado de la misión.

-Las novedades acerca del primer ataque de los Super Etendard era esperada con ansiedad,
en el ánimo de todos estaban latentes las esperanzas puestas en el binomio que conformaban
el “SUE/Exocet” un arma formidable

-Lanzamos los dos misiles sobre el mismo blanco enganchado

-Informo Bedacarratz

-Recibido, bien echo

-Respondió Passana
-Todavía tenían que recorrer 150 MN, de todas maneras era casi imposible que los Harrier
los interceptaran si bien continuaron con la formación defensiva poco a poco se fueron
relajando mientras tanto el cisterna se comunico con la torre de control de Rio Grande
informando del resultado de la misión, de inmediato el oficial de guardia del centro de
operaciones llamo a la sala de pilotos, el TN Barraza se levanto de su asiento y tomo
el tubo:

-¿Cómo?, ¿Cuándo?, ¿A qué hora estiman el aterrizaje?

-Pregunto ansioso
-El grupo de pilotos miraba en silencio, algunos presintiendo el motivo de la llamada
se pusieron de pie, Barraza colgó y se dio vuelta, trato de disimular y con un gesto
serio fue a sentarse a uno de los sillones, ante su silencio dos pilotos, casi al unisonó
le preguntaron:

-¿Y que paso?

-Vuelven

-Respondió secamente Barraza

-Pero ¿cómo les fue? ¿lanzaron?

-Insistieron todos.

-Barraza sin poder contener por más tiempo su alegría exclamo

-Lanzaron los dos sobre un blanco enganchado

-La sorpresa duro apenas dos segundos por que de inmediato comenzaron a volar por
el aire las gorras, las cartas, las reglas y todo aquello que estuviese al alcance de sus
manos, los gritos se pudieron escuchar en todo el interior del hangar los mecánicos
corrieron hasta la sala de pilotos y se sumaron a los festejos en ese momento llegaron
los pilotos de los Dagger de la FAA avisando que los dos SUE estaban cerca de la base,
mientras en Rio Grande se aguardaba con expectativa el regreso de los aviones Bedacarratz
se comunicaba con Mayora

-BOINA, aquí ARIES

-Si señor

-Pasamos a la frecuencia de torre

-Ok

-Seguidamente Bedacarratz llamo a la torre de control

-LIEBRE, aquí ARIES, a 10 MN para incorporarme al circuito
de aterrizaje

-Recibido, pista en uso 07, viento 030/20, cables de frenado armados en cabecera 35

-Recibido, tren abajo y trabado

-Autorizado

-De inmediato Mayora se comunico con la torre

-LIEBRE, aquí BOINA, en inicial, a la vista de ARIES
Tren abajo y trabado

Recibido, turno dos para aterrizar




-Bedacarratz disminuyo la velocidad y enderezo el avión enfilando hacia la pista, al tocar
el suelo las ruedas produjeron un chirrido que ceso cuando el avión se dirigió velozmente
hacia la cabecera opuesta, paulatinamente el SUE fue frenando hasta detenerse, eran
las 12:04, desde la cabina, mientras dirigía su avión hasta la plataforma de estacionamiento,
observo como aterrizaba Mayora, en cercan del hangar un comité de recepción esperaba
a los dos pilotos, todos los integrantes de las unidades de la Armada y la Fuerza Aérea
que se encontraban en Rio Grande los saludaban entusiasmados agitando las gorras
y levantando los pulgares los aviones se ubicaron muy cerca del numeroso grupo que
los esperaba, Bedacarratz y Mayora descendieron entre los abrazos y las felicitaciones,
ni bien pudo Bedacarratz se acerco hasta donde se encontraba Mayora, ambos
visiblemente emocionados se dieron la mano, en silencio, las palabra estaban de mas.



-Cuando Bedacarratz y Mayora lanzaron los Exocet, el sistema de los aviones les estaba
indicando que habían entrado dentro del alcance de los misiles y que a partir de ese momento
se encontraban en condiciones de realizar el disparo con amplias posibilidades de llegar al
blanco, el fabricante estipulaba en 70 Km la distancia máxima para que el arma impactara
en el blanco teniendo en cuenta estas especificaciones, los dos pilotos tuvieron sus
precauciones para que la distancia en la que se lanzase el misil estuviese por debajo de
ese valor, se tenía que asegurar que los Exocet llegaran a la distancia fue así que en
el momento del disparo estaban a 44 Km del blanco, los Exocet al encender sus motores
propulsores siguieron el rumbo introducido por Bedacarratz y Mayora instantes antes del
disparo, gracias a su rendimiento, ambos proyectiles se estabilizaron en altura de vuelo
a pocos metros del agua dando la razón a quienes los denominan “Sea Skimming” o “Rozaolas”
desde el punto de vista electrónico, el vuelo era absolutamente silencioso, no producía ninguna
emisión y eran guiados hacia la posición inicial del blanco por intermedio del sistema inercial que
poseen, recién cuando llegan a 10 Km del recorrido final comienza a funcionar el radar auto director
que cada uno de ellos tiene en su interior lo que rompe el silencio que había mantenido hasta ese
momento y explora la zona en donde debería estar el blanco enemigo, una vez localizado este,
el radar lo guía hasta el impacto.-La víctima estaba sentenciada en apenas 12 segundos más,
por lo menos uno de los Exocet, aproximándose a 1080 Km/h, penetro por la banda de estibar
hasta las entrañas del mismo buque y exploto produciendo una gran cantidad de esquirlas y una
no menor mortífera onda expansiva de inmediato se produjo un incendio que se extendió
por todo el buque

-La víctima fue el HMS-Sheffield, una de las unidades más modernas de la Royal Navy
que se hundió seis días después cuando era remolcado, de acuerdo con informaciones
originadas en fuentes Britanicas, un misil impacto en el DDG HMS-Sheffield y el otro no,
pero luego surgieron algunos datos que dicen que un misil habría dado en el HMS-Hermes,
por otro lado es muy difícil que un misil haya errado si el otro pego, los datos eran simultáneos
y los elementos y la posición no diferían en nada, si pudo suceder que si había dos blancos,
en la pantalla aparecieron un blanco grande y tres medianos, uno de estos más alejado,
los dos misiles hayan ido hacia sendos barcos que bien pudieron haber sido uno mediano
y el otro grande, el barco que se “bloqueo” y fue asignado al sistema de tiro de los SUE
fue el grande y no el mediano.



-El Martes 4 de Mayo de 1982 la Aviación Naval Argentina abría a los ojos del mundo un
nuevo capítulo en la ejecución de las operaciones navales, además en su momento ocurrió
algo que no fue suficientemente conocido, el hundimiento del Sheffield ocasiono la detención
de la flota Inglesa por un par de días lo que motivo un profundo análisis por parte de la
comandancia Británica y el cambio de tácticas en las operaciones bélicas

-Fuente: Libro Exocet de Emilio Villarino




*Nota: -El grupo aéreo del portaaviones HMS-Hermes desde el 4 de Mayo y por lo menos
por dos semanas registro una tasa operativa muy baja sobre el teatro de operaciones




Saludosss 8)
Roberto


Última edición por Litio71 el Sáb 23 Jun 2012 - 4:14, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Litio71



Mensajes : 3332
Fecha de inscripción : 21/09/2010

MensajeTema: Re: Acciones Cronologicas en Malvinas   Miér 23 Mayo 2012 - 3:01

Capitulo Cinco

HMS-ARDENT

-21 de Mayo de 1982



-Desde muy temprano los integrantes de la Tercera Escuadrilla Aeronaval de Caza y Ataque estuvieron
reunidos en la sala de prevuelo de la Base Aeronaval Rio Grande, los doce pilotos escucharon las
indicaciones del comandante de la unidad, el Capitán de Corbeta (CC) Rodolfo Castro Fox y luego
ultimaron los detalles de la misión, las ordenes del Comando especificaba que la 1°Divicion, formada
por dos secciones de tres aviones cada una, debía atacar un buque de transporte que estaba en
Bahia Fox en la Gran Malvina, al sur del estrecho de San Carlos, los seis aviones despegaron exactamente
a las 10:15 y pusieron rumbo de inmediato a las islas, pero instantes después se les ordeno cambiar de
ruta y dirigirse hacia el norte del estrecho y atacar a dos buques, otra llamada posterior modifico
nuevamente las ordenes, debían regresar ya que en el lugar indicado no había dos buques, si no doce.

-Ni bien aterrizaron los pilotos de la 1°ivicion se reunieron con los miembros de la 2°Divicion y junto
planificaron una nueva misión de características totalmente diferente, atacar una Fragata que
puede estar al sur del estrecho de San Carlos o navegando hacia ese lugar, de acuerdo con
informaciones obtenidas, se trataba de un buque “piquete”, es decir, de un buque adelantado a la propia
fuerza cuya tarea consiste en alertar sobre eventuales ataques de aviones Argentinos provenientes del
continente, después del almuerzo, los tres primeros pilotos que debían partir primero ascendieron a una
camioneta que los acerco rápidamente hasta donde estaban los aviones, luego de la inspección exterior
el CC: Alberto Philippi, líder de la misión, se ubico en el 3-A-307, el TF: Marcelo Marquez como numeral
uno en el 3-A-314 y el TN. José Arca como numeral número dos en el 3-A-312, en fila los tres A-4Q
comenzaron a rodar hacia la cabecera de pista y como era habitual en Rio Grande, la permanente llovizna
caía sin cesar, muchas veces la tención que se siente cuando se está por llegar al blanco hace cometer
errores y provocar olvidos, por lo tanto Philippi y sus numerales conectaron todas sus llaves
de armamento con excepción del “master” que es lo último que se debe accionar antes del ataque,
cada avión llevaba cuatro bombas Mk.82 Snakeye de 500 Libras (227 Kg) y 190 tiros para
c/u de los dos cañones Colt Mk.12 de 20mm, lo planeado era que a unos 2000 Mts (2 Km) del objetivo
se finalizaría con las maniobras evasivas, se ascendería, se dispararía los cañones, a 450 nudos
y cuando la “piper” de la mira pasara por la proa del blanco se apretaría el botón que lanzaría las bombas
en reguero separadas por 40 Mts.



-Philippi puso máxima potencia e inicio la carrera, segundo después lo siguió Marquez y Arca, en ese orden,
ya en el aire, los tres aviones se reunieron y ascendieron a 30.000 pies, la altura prevista para la navegación,
la distancia hasta el blanco era de 400 MN debiendo comenzar el descenso unas 100 MN antes para evitar
entrar en el lóbulo de los radares enemigos, asimismo antes de llegar a las islas ya deberían estar volando
rasante, de acuerdo a ese perfil, llegar al objetivo le demandaría menos de una hora, en pleno vuelo
el controlador del radar de Rio Grande se comunico con Phillipi para advertirle que en el área en que
atacarían estaba protegida por una Patrulla Aérea de Combate (PAC) Harrier formada por dos aviones,
minutos después, mediante otra comunicación, se les informo que el objetivo de alternativa, en el caso
de no encontrar un buque al sur del estrecho, era cualquier unidad que se encontrase en San Carlos, Philippi
miro hacia ambos costados, preocupado, allí estaban sus numérales a quien el conduciría en una misión
difícil, extremadamente difícil, iban solos sin ningún tipo de cobertura aérea con relativas posibilidades de
caer por sorpresa sobre el buque enemigo y con la certeza de que se encontrarían con aviones enemigos
cuya única tarea era el eliminar a todo posible avión agresor, en verdad llevaban todas la de perder, para el
cruce a las islas no contaban con sistema de navegación, con un movimiento de alas, Philippi le anuncio a
sus numerales que debían comenzar a descender, el silencio de radio era estricto, todo lo habían conversado
en el prevuelo, cualquier dialogo entre los pilotos podía ser captado por los Ingleses aun antes de estar dentro
del alcance del radar, los tres aviones iniciaron el descenso al mismo tiempo que conectaban el “master”
de armamento, a partir de ese momento las bombas saldrían con solo apretar el botón del bastón de mando,
de pronto, y confundidas entre las nubes que las rodeaban, aparecieron las islas a la vista de los pilotos,
unos cinco minutos antes de lo esperado, era evidente que el viento de cola, mayor que lo previsto por el
control de meteorología, había “empujado” más de lo calculado, ese adelanto podría haber permitido la
detección por parte del enemigo, por ello Philippi dispuso descender mas, minutos después estaban
volando rasante, la navegación la realizaban por velocidad, rumbo, tiempo, referencias visuales, cuando
las tenían, o por estima, todo a razón de siete millas y media por minuto, cuando recalaron en la
Isla de los Pájaros al SO de la Gran Malvina, los tres aviones se pegaron a la costa volando a tan
solo 50 Pies del agua, con un movimiento perfectamente sincronizado adoptaron la configuración de ataque,
el líder adelante, abierto hacia la derecha el numeral uno Y a la izquierda “balanceando” la formación, el
numeral dos, de esa forma los numerales se apoyaban mutuamente y le cuidaban las “espaldas” a su líder
permitiendo que la división alcanzara una perfecta agilidad de maniobra, giraron por la derecha y siguiendo
el contorno volaron hasta llegar a Cabo Belgrano, el tiempo había empeorado, el techo de nubes estaba
apenas a 500 Pies de altura, por lo que no podíamos ascender para ampliar el campo visual, además
los chubascos habían ido aumentando en intensidad a la par que la visibilidad no alcanzaba a 1000 metros,
obligando a los numerales a cerrarse a fin de mantener el contacto visual, el Cabo Belgrano se presentaba
ante sus ojos como una mole rocosa impresionante que salía en forma perpendicular de un mar totalmente
negro cuyas olas salpicaban los parabrisas de los aviones y se metía en las nubes, los pilotos,
a casi 900 Km/h, trataban por todo los medios no llevarse por delate ningún accidente costero, el panorama
no podía ser peor, en esos instantes Philippi vacilo, ¿debía regresar a Rio Grande o continuar a pesar de
la mala situación en que estaba la aproximación al blanco?, el hecho de regresar estaba profesional
y operativamente justificado, no solo las pésimas condiciones meteorológicas abalaban la decisión de
volver a la base, si la fragata Inglesa se encontraba en el estrecho de San Carlos, lanzaría un misil
mientras Philoppi todavía le restaban 4 MN para divisar el buque Ingles, era evidente que no tenían ninguna
chance, recibirían un “misilazo” mucho antes de que ellos tuviesen una idea clara de donde estaba el enemigo
o la certeza de que allí hubiese realmente una nave Británica, ni siquiera tenían un detector de contra medidas electrónicas como para saber si habían sido detectados o si estaban siendo “iluminados” por un radar de control
de tiro del tipo por ejemplo, empleado por el sistema Sea Wolf, sin ninguna duda las circunstancias
desfavorables justificaban plenamente la decisión en el sentido de regresar, pero Philippi pensó, “vamos a
ver qué pasa más adelante, tal vez esto mejore”, los tres aviones giraron hacia la izquierda y efectuando
una navegación estimada, ya que no veían nada, pusieron rumbo 070° para cruzar la boca del estrecho de
San Carlos, el cruce debían hacerlo en cuatro minutos que se les hicieron eternos, Philippi pensaba llegar
a la costa opuesta mucho antes y sin quererlo rompió el silencio de radio:

-¡Que largo es esto!

-Exclamo, refiriéndose a lo ancho del canal, esa frase por si sola, refleja toda la tención y ansiedad de
ese momento, sus numerales comprendieron el significado de lo que habían escuchado, no respondieron,
ellos también se sintieron desprotegidos en medio del canal, como en el estrecho no había nada, Philippi
decidió dirigirse hacia el blanco alternativo, los buques que estuviesen en Puerto San Carlos, ni bien
llegaron a la costa oeste de la isla Soledad giraron hacia la izquierda y pusieron rumbo 025° sobrevolando
la playa a 50 Pies de altura y a 450 Nudos de velocidad, paulatinamente fue mejorando la meteorología,
pasando Puerto Findlay divisaron un buque que de acuerdo con la primera estimación, estaba muy cerca
de Puerto Rey, Phillippi que estaba al frente de la formación, advirtió con una seña a sus numerales, pero
al acercarse un poco mas notaron que era un buque civil, concretamente se trataba del Rio Carcaraña,
una nave Argentina ya neutralizada por los Ingleses, continuaron hacia Puerto San Carlos, unas 5 MN
antes de llegar a la Bahia de Ruiz Puente, vieron, detrás de la piedra North West Island, que es una roca
que aflora cerca de Punta Federal, en el extremo norte de la bahía, el palo y las antenas de un buque
de guerra, en ese preciso momento se escucho la vos de Arca:

-Un buque señor

-Vamos a atacarlo

-Respondió Philippi



-La primera intención del líder fue atacar directamente buscando la protección de las piedras durante
la aproximación, pero el barco se movió con sorpresiva rapidez saliendo de detrás de las rocas y
buscando el centro del canal, pensando que el buque ya los había detectado, Philippi giro a la derecha
para buscar mimetizarse en el radar con el eco de la costa, recorriendo todo el borde de la bahía
en un giro suave hacia la izquierda, quedo en condición favorable para atacar desde la aleta de babor,
hacia la amura de estribor, es decir, cruzarlo como corresponde, de atrás hacia adelante, los numerales
seguían a su líder manteniendo la formación balanceada, Philippi tuvo la intención de mantenerse oculto
tras las piedras y “salirle” al buque desde ese sector, pero la nave se movió tan rápidamente que se vio
obligado a realizar un brusco giro hacia la izquierda para buscar la corrida de ataque, como resultado de
ese movimiento, Arca se quedo sin radio de giro como para mantener la posición y tuvo que deslizarse
hacia afuera, a la derecha, quedando en segundo lugar, a su vez Marquez, para mantener la premisa de
atacar desde distintos ángulos, se deslizo hacia adentro quedando en tercer lugar y la izquierda del líder,
ya a distancia Philippi apretó el gatillo de los dos cañones Colt Mk.12, pero se trabaron, con un movimiento
del bastón ascendió para descargar las cuatro bombas, el buque había comenzado a tirarles con sus
cañones AA, en ese momento vio, sobre la proa dos “splash” en el agua provocado por el disparo de misiles,
si bien no observo los misiles, esos “splash” le indicaron que aquellos estaban en el aire, al pasar
sobre el blanco Philippi apretó el botón para lanzar las bombas e inmediatamente inicio el escape efectuando
maniobras evasivas, es decir giros bruscos hacia una y otra banda, el buque a toda velocidad giraba a
la izquierda tratando de evitar el ataque

-Volvemos por la misma

-Dijo Philippi indicándoles a sus numerales que regresaban por la misma ruta ya que por allí no habían
encontrado obstáculos, en ese momento la voz de Arca:

-¡Bien señor!, ¡Una en la popa!

-Antes de iniciar su ataque, Arca que volaba detrás de Philippi fue testigo del ataque de su líder, jamás
un piloto puede ver el resultado de sus lanzamientos, pues luego de descargar su armamento tiene
que preocuparse de una sola cosa, escapar, cuando Philippi realizo ese giro a la izquierda para estar
en distancia de tiro, Arca quedo a menos de diez segundos del avión líder, el buque ya había comenzado
a disparar formando una verdadera cortina de fuego, se veían claramente las explosiones en el aire y
los impactos en el agua, en momentos en que Arca gatillaba sus cañones vio que el buque se iluminaba
y quedaba oculto por una espesa humareda había lanzado misiles, hizo girar bruscamente hacia la derecha
para evitar los disparos al corregir el rumbo vio que salían las bombas del Philippi las que se frenaron para
dar tiempo a que se armara la espoleta si las bambas estallaban, el área de esquirlas ocasionada por la
explosión daría de lleno en su avión, tuvo la esperanza que ninguna explotara, pero la ultima dio de lleno
en la popa, humo negro, fuego, trozos de hierro, agua y uno que otro cuerpo humano, todo entremezclado,
se levanto por el aire, Arca sin otra alternativa paso en medio de ese infierno y descargo sus bombas

-¿Y Marquez?

-Pregunto Arca ansioso

-¡Otra en la popa!

-Grito Marquez sin ocultar su entusiasmo
-De inmediato y luego de que Marquez descargara también sus bombas, los tres aviones bien pegados
al agua, se reunieron mientras escapaban, Philippi, adelante a su derecha y a unos 1000 metros, Arca,
y a la derecha de este y a poco menos de 1500 metros Marquez, no había pasado ni quince segundos
cuando se escucho la voz de Marquez que angustiado gritaba:

-¡Harrier!, ¡Harrier!, a la izquierda

-Los estaban esperando arriba, como no habían podido interceptarlos antes del ataque, los Harrier los
esperaban para “cazarlos” durante el escape, eran dos Sea Harrier “negros” de la Royal Navy
piloteados por el Lt: Clive Morell (XZ457) y el Flt.Lt John Leeming, piloto de la RAF, en el (XZ500),
la orden de Philippi no se izo esperar:

-¡Lanzar cargas exteriores!

-Los A-4Q llevaban dos tanques de combustible suplementarios de 300 Gal (1300 Lts) y un lanzador
múltiple de armamento que a los efecto del vuelo eran aerodinámicamente resistencia por consiguiente
para alivianarse y lograr agilidad era necesario desprenderse de todo aquello que significara trabas
para evadirse rápidamente de los aviones enemigos, Philippi y Marquez lanzaron sus cargas exteriores

-Tratemos de llegar a las nubes

-Dijo Philippi mientras continuaba efectuando maniobras evasivas
en dirección al sur del estrecho cuando miro hacia el avión de Arca
vio que todavía llevaba los tanques suplementarios colgados debajo
de las alas

-Arca, los tanques también

-Grito a su numeral



-Arca miro su jefe, en ese preciso instante el Sea Harrier de Leeming
disparo una ráfaga de 30mm sobre el avión de Marquez, pero dio en
el agua, la segunda ráfaga impacto de lleno en el A-4 provocando
el estallido de la turbina por lo que el aparato prácticamente
se desintegro en el aire, cuando Arca, totalmente ajeno a la suerte corrida
por su compañero se disponía a lanzar los tanques suplementarios, vio que
el Sea Harrier de Morell lanzaba un Sidewinder que luego de un breve recorrido
se introdujo en la tobera del avión de Philippi, el avión entonces comenzó a temblar
y trepar como encabritado, Philippi trato de bajar la nariz de su A-4Q, pero el
bastón de mando estaba como soldado, no se movía, con ambas manos trato de llevar
el bastón hacia adelante, en ese momento vio que el SeaHarrier que se encontraba a
su derecha y abajo se acercaba para rematarlo, por lo que se eyecto

-Me dieron, me eyecto, estoy bien

-Dijo Philippi con voz entrecortada.
-Normalmente cuando se “corta” turbina y se saca el freno de picada,
el avión se desacelera de forma instantánea, con el avión de Philippi
no ocurrió tal cosa, si no que continuo sin experimentar la reacción
esperada con la mano derecha tomo la manija y dijo para si mismo
“halla voy” y tiro con fuerza, una fuerte explosión lo aturdió al mismo
tiempo que sentía un fuerte dolor en la nuca y se desmayo, es muy probable
que esto haya sucedido por la alta velocidad que llevaba
el avión, el manual del piloto recomienda el reducir al mínimo la velocidad
al momento de la eyección, en este caso la velocidad
era de 500 Nudos (926 Km/h), cuando Arca vio que el misil impactaba
en el avión de su jefe se quedo bloqueado por una fracción de segundos,
su capacidad de asombro estaba colmada, era su primera experiencia de combate
y las emociones se le habían acumulado excesivamente en pocas horas, pero
los impactos en su ala derecha lo volvieron a la realidad, el SeaHarrier a los
mandos de Morell intento dispararle un Sidewinder, pero este no salió por lo que
apelo a los cañones de 30mm, esa primera ráfaga “hundió” el avión de Arca que
casi impacta contra el agua, rápidamente tomo la manija de eyección, pero como
logro controlar el aparato la soltó, para romper la línea de tiro del SeaHarrier
Arca comenzó a ascender, no tenia con que tirarles, pero si lo perseguía podía
dificultarles los disparos, otra cosa no podía hacer en eso estaba cuando recibió
otra ráfaga de 30mm isparada por el SeaHarrier de Leeming que dio en el ala izquierda,
dos luces de alarma se encendieron en el tablero del A-4, Arca mediante un fuerte
viraje a la izquierda fue al encuentro del SeaHarrier listo para eyectarse pues estaba
con endurecimiento de los controles por fallas hidráulicas y sin oxigeno, de pronto
los dos SeaHarrier giraron bruscamente y se alejaron, ya no tenían ni munición ni
combustible con el avión en esas condiciones, Arca tenía que recurrir a los controles
manuales o eyectarse, recordó que el manual de instrucciones recomendaba conectarlos
con el avión estabilizado y a no más de 200 Nudos de velocidad, el volaba a 480 Nudos sin
poder reducir la velocidad, decidió intentarlo, tiro de la manija y el avión respondió bien
por lo que continuo navegando con controles directos, sin dudarlo, puso rumbo
a Puerto Argentino pero evitando pasar por Pradera de Ganso, miro el tablero,
velocidad, 500 Nudos, combustible, 1100 Libras y en marcado descenso, los
proyectiles de 30mm le habían hecho seis agujeros en el ala izquierda y cuatro en
el ala derecha provocando la perdida de combustible, el avión en ese punto solo contaba
con el combustible de los tanques del fuselaje ubicados detrás del asiento del piloto, Arca
se concentro en el vuelo, en esas condiciones debía evitar colisionar con el suelo y además
lograr comunicarse con Puerto Argentino para que la artillería AA no le dispara, ya había
ocurrido que un avión resulto derribado por AAA propia y no deseaba pasar por la misma
experiencia, varias luces de alarma del tablero comenzaron a encenderse, el indicador de
combustible dejo de funcionar y la pérdida de oxigeno se hizo ostensible, como no podía
sacarse la máscara pues el micrófono formaba parte de ella, la corrió hacia un costado
de la cara y comenzó a llamar a Puerto Argentino

-TALA, aquí TABANO 312
-TALA, aquí TABANO 312


-Nadie respondió
-Luego de insistentes llamadas Arca escucho en sus auriculares
la voz del piloto de Ejercito, Cap: Jorge R Svendsen quien a los
mandos del UH-1H (AE-424) Junto con el Sgto 1° Miguel A.Santana
y el Cbo 1° Martin H.SanMiguel estaba en vuelo por la zona:

-TABANO, aquí ALJIBE, lo estamos escuchando fuerte y claro, lo dejo libre para que hable con TALA

-TALA no me escucha, ¡hágame puente!, ¡dígale que paren el fuego que voy en emergencia!

-Quédese tranquilo, lo tenemos controlado, el fuego ya paro


-Le comunico Svendsen

-En ese preciso momento Arca escucho en su canal una comunicación en ingles entre
pilotos de dos Harrier por lo que decidió no seguir hablando, estos aviones contaban
con instrumentos que permitían ubicar el lugar donde estaba la fuente de emisión de
cualquier señal de esta forma podía ir e interceptarlo:

-¿Me escucha TABANO?

-Pregunto Svendsen

-Sí, sí, corto

-Respondió Arca

-En silencio absoluto continuo con su navegación, de pronto y
ayudado por la carta que llevaba sobre la rodilla derecha pudo
identificar la estancia Fitz Roy, en pocos segundos estuvo sobre
el mar, como ya estaba próximo a Puerto Argentino comenzó
a llamar:

-TALA, aquí TABANO 312

-Cuando estaba por repetir el llamado Puerto Argentino respondió:

-TABANO, aquí NIPON

-Al fin, adelante NIPON

-Lo tengo en la pantalla, puede eyectar


-Entre los pilotos eyectar es mala palabra pues la experiencia dice
que nunca se sabe que secuelas puede dejar una eyección, de ahí
que siempre sean reticentes a este procedimiento

-No, no eyectare

-Dijo Arca

-Voy al aterrizaje, pero no tengo la pista a la vista, no veo nada.

-Venga tranquilo que lo tenemos en la pantalla.


-Allá voy…

-Pongo rumbo Este

-En ese momento aparecieron dos SeaHarrier que habían escuchado
la conversación de Arca con el helicóptero de Ejercito, cuando lo
vieron se lanzaron en picada disparando sus cañones, pero afortunadamente
erraron los disparos, sin acercarse demasiado giraron bruscamente y se
perdieron en el mar rumbo al NE, Arca, cuya capacidad de asombro había
llegado a límites incomprensibles, se repuso del susto y realizo un giro
para ubicar la pista

-¿Y qué va a hacer?

-Pregunto el controlador del aeropuerto

-Voy a bajar el tren de aterrizaje

-Bueno, está bien

-Disminuiré la velocidad


-En ese momento Arca escucho una voz conocida

-¡Pucha que sos puntillosos!, estas en emergencia, ni pienses
en bajar la velocidad, baja el tren y veni al aterrizaje


-Dijo el Vicecomodoro Iannarielo tratando de darle tranquilidad,
Arca movió la palanca tratando de accionar el tren de aterrizaje
con el sistema de emergencia, pero el indicador le marcaba que
mientras que la rueda de nariz y la derecha estaba abajo y trabadas
la izquierda estaba “insegura”

-Tren abajo, pero tengo fallas eléctricas

-La voz de Arca era el fiel reflejo del difícil transe por el que
estaba pasando

-¿Tenes algún inconveniente?

-Pregunto Iannarielo

-Si, tengo indicación insegura del tren

-¿Qué pensas hacer?


-Repregunto Iannarielo

-Pasare sobre la torre, verifique si el tren está bien

-Arca disminuyo la velocidad y paso por arriba de la torre y
nuevamente escucho la voz del Visecomodoro

-No es que el tren este inseguro, directamente el tren izquierdo
no está, solo está el agujero y puedo ver el cielo a través de
la cantidad de orificios que tiene ese avión, no pierdas más
tiempo, anda a la bahía y eyecta


-En verdad el avión de Arca estaba todo agujereado el ala izquierda
tenia tremendos agujeros y el timón de dirección había sido averiado
por los disparos de los aviones Ingleses, no le quedaba otra alternativa,
debía eyectarse, trato de centrar el avión, cuando logro bajar la potencia
y frenar hasta los 170 Nudos le vino a la memoria el accidente del
Teniente Peña, “la máscara” dijo en vos alta, a pesar que los procedimientos
aconsejan eyectar con la máscara, se la quito, tomo la manija de accionamiento
del asiento con la mano derecha y tiro de ella, luego de una explosión muy fuerte,
Arca sintió que daba vueltas en el aire, no perdió el conocimiento, pero no veía
nada, tenia lo que se denomina “visión negra” que se produce por que el fuerte impulso
hacia arriba hace descender la irrigación sanguínea al cerebro, de pronto un tirón, el
paracaídas se abrió y quedo colgando de él a 2500 Pies de altura, cuando recupero
la visión quedo atónito al ver que su avión giraba y lo enfrentaba, en esa fracción de
segundos pensó, “no me mate en el ataque al buque ni en el combate con los Harrier
y ahora me va a llevar por delante mi propio avión” unos metros antes el avión giro y
se alejo, pero nuevamente dio la vuelta en dirección a Arca en momentos que desde
tierra comenzaron a tirar para derribarlo, derribado el avión y superada esa situación,
tragicómica.



-Arca se quito los guantes, inflo el chalecos salvavidas, pero no quiso
desprender el bote, los últimos tramos de la caída lo hizo mirando al agua y cuando
la toco, largo el paracaídas y se quedo flotando bastante incomodo porque tenía el
bote individual en las asentaderas, un ruido a sus espaldas lo tranquilizo, era un
helicóptero Bell UH-1H (AE-424) del Ejercito que piloteado por Svendsen se
acercaba para rescatarlo, Arca trataba de superar como podía el mal trance,
el agua helada, el bote que no le permitía libertad de movimiento y el peso del
equipo que llevaba puesto y al peso del equipo había que sumarle el suyo propio,
unos 83 kg por lo que era imposible subirlo al helicóptero a pulso, para colmo de males,
el “Huey” era un helicóptero de combate por lo que no contaba cabria de rescate,
Svendsen acerco el helicóptero todo lo que pudo pero los primeros intentos fueron vanos,
por una de las puertas laterales el Ca1° San Miguel le grito a Arca:

-¡Agarre la cuerda que trataremos de arrastrarlo!

-Así lo hizo, se tomo de la cuerda normalmente empleada para atar
las aspas y cuando el aparato comenzó a moverse, la cuerda se
rompió, San Miguel la volvió a unir, pero se volvió a cortar, Arca
estaba destruido por el “stres” de combate y por el agotamiento que
se acentuaba a pasos agigantados, tragando cada vez más agua y
ya casi no sentía las manos ni los pies debido al intenso frio, por lo
que tomo la decisión de nadar los 500 metros que lo separaban de
la costa, con no pocas dificultades se pudo quitar el equipo que
tanto le molestaba y le hizo señas al helicóptero para que se alejara
pues el flujo de aire que generaba le impedía desplazarse, con el
traje anti exposición y las botas puestas, comenzó a nadar, pero
no logro acercarse mucho pues escucho voces desde la costa:

-¡No siga!, ¡no siga!, ¡esto está todo minado!

-Arca se detuvo, de su excelente estado físico poco quedaba,
había perdido la noción del tiempo, todo era un solo instante,
interminable, su mano derecha, ya entumecida y temblorosa se
alzo para indicar al helicóptero que regresara, más que un gesto
fue una súplica, débil, muy débil

-¡”Dios mío ayúdame”!

-Repetía una y otra vez



-El helicóptero se acerco, Arca podía ver la desesperación dibujada
en la cara de Svendsen, este tratando de dominar por todos los
medios el aparato, lo aproximo lentamente para que se tome del
patín del tren de aterrizaje, fue inútil, Svendsen se dio cuenta que
Arca no aguantaría mucho tiempo más en el agua helada, ya llevaba
más de media hora, al no tener otra salida recurrió a un procedimiento
extremadamente peligroso, metió los patines del tren de aterrizaje
en el agua para que Arca se colgara de pies y manos mientras
San Miguel, con medio cuerpo fuera del helicóptero sostenía de
los pelos y la cabeza al piloto tratando de sostenerlo lo más fuerte
posible, así colgado y al ras del agua Arca fue llevado hasta la costa,
al llegar, el agotamiento lo venció y se soltó del patín cayendo de espaldas
desde poco más de un metro de altura cayendo pesadamente sobre las
piedras, en el mismo aparato fue cargado y llevado rápidamente al hospital
de Puerto Argentino, durante el viaje San Miguel lo llevaba entre sus brazos
propinándole cachetazos a fin de que no se duerma y caiga presa de la hipotermia,
en medio de esto Arca balbuceaba:

-“Si seguís pegándome te cago a piñas”

-Para Arca la odisea había terminado:
-A fines de Mayo, y con un brazo enyesado, fue evacuado al continente







-Como es norma, el piloto antes de decolar tiene que cumplir con varios requisitos de control
conocidos como verificación del avión.
-Así fue como el Teniente de Navío Benito Rotolo, Teniente de Fragata Carlo Lecour y
Teniente de Navio Roberto Sylvester poco antes del mediodía del 21 de Mayo se dirigieron
hacia sus respectivos A-4Q Skyhawk para realizar la inspección externa de los aparatos,
durante varios minutos estuvieron verificando entre otros, el parante de la rueda de nariz, los “slots”
y las bombas, en el caso de estas comprobaron que las espoletas de las cuatro bombas Mk.82 Snakeye
de 500 Libras estén bien colocadas, que el tiempo de retardo sea el requerido y que el sistema de
lanzamiento en reguero estuviera colocado correctamente, si bien todo había sido previamente verificado
por el oficial de armas y por el mecánico, los pilotos volvieron a controlar meticulosamente algunos ítems,
la misión era la misma que debía realizar la sección al mando de Philippi, y si no encontraban el blanco
primario en la boca sur del Estrecho de San Carlos debían ir a la bahía lugar donde el enemigo estaba
desembarcando tropas, para efectuar un vuelo táctico de combate preciso es necesario que los aviones
cuenten con sistema de navegación VLF Omega, pero al comienzo de la guerra los A-4Q no tenían este
equipo, en pocos días se logro la instalación de dos, uno en el avión de Rotolo y el otro en el Sylvester,
probados durante la mañana de ese mismo día, no habían funcionado correctamente por lo que se debió trabajar “contra reloj” hasta alcanzar un nivel de funcionamiento aceptable, aproximadamente una hora
antes de la partida los tres pilotos salieron de la sala de prevuelo y ascendieron a una camioneta que
los acerco hasta el lugar donde estaban los aviones, una vez sentados en sus cabinas conectaron al
asiento los cuatro ganchos del arnés que cada piloto lleva puesto encima del traje antiexposicion, luego
se colocaron el casco con los auriculares incorporados e inmediatamente la máscara de oxigeno con el
correspondiente micrófono, recién entonces comenzaron con la inspección de la cabina siguiendo una lista
de verificación, mediante una señal, los pilotos indicaron a sus auxiliares que estaban listos para la puesta
en marcha, el A-4 no contaba con arranque eléctrico si no que necesita utilizar un compresor con el que
aplica aire comprimido que provoca el movimiento inicial de la turbina, desconectado el sistema de arranque, continuaron con sus tareas, verificando los sistemas de armas, encendiendo los equipos de comunicación y programando el sistema de navegación VLF Omega mientras los mecánicos que auxiliaban a cada uno
de ellos iban comprobando, afuera de los aviones, los resultados de las pruebas, al finalizar la detallada
verificación los tres aviones se dirigieron lentamente hasta la cabecera de pista lugar en donde los
auxiliares terminaron de cargar los dos cañones Colt Mk.12 de 20mm con 86 tiros cada uno, obtenida
la autorización de despegue fueron levantando vuelo uno a uno, primero Rotolo en el 3-A-306, luego
Sylvester en el 3-A-301 y por ultimo Lecour en el 3-A-305, ya en el aire Rotolo y Sylvester
intercambiaron información comprobando si los equipos de navegación funcionaban perfectamente
Era la primera vez que cruzaban el “charco”, como se decía en la jerga a la distancia que separaba
al continente de las Islas Malvinas, las nubes a media altura les permiten observar, de vez en cuando,
el mar algo encrespado por el oleaje, esa visión no era suficiente como para evitar ese silencio abismal
que sentía cada uno de ellos dentro de sus respectivas cabinas mientras pensaban que el más mínimo
inconveniente de sus aviones significaría quedar perdido y solo en la inmensidad del océano, eran
absolutamente consientes de lo difícil que se les presentaría la misión, sabían que los buques tenían
la protección de PAC de Harrier, sabían que pese a ello debían atacar solos y luego quedar prácticamente
a la merced de los aviones Ingleses, de pronto escucharon dos comunicaciones, la primera entre los pilotos
de la sección CUECA (Dagger) de la FAA que de regreso de las Islas comentaban el resultado del ataque
y del derribo del 1°Tte Luna, la otra comunicación fue la de Philippi cuando reconoció el cabo Belgrano, esto
les permitió comparar la posición con la traza en la navegación y significo una importante ayuda, lo mismo
que los datos que brindara Philippi sobre la meteorología, la apariencia de la costa Malvinense y lo ancho
del estrecho en su boca sur , de todas maneras el dialogo entre Philippi y sus numerales era mínimo, solo
se comunicaban cuando era necesario comparar datos ya que no disponían de ningún elemento como
para reconocer las islas, poco después de descender y comenzar a volar rasante recalaron en la
Isla de los Pájaros continuando hacia el Cabo Belgrano donde la meteorología empeoro críticamente,
allí adoptaron la formación de combate ya que al haber escasa visibilidad era factible encontrarse con
un buque enemigo en cualquier momento, encolumnados, siguieron volando al ras del agua sin dejar de
vigilar la posible aparición de los Harrier por encima de sus aviones, el único medio de detección eran
sus propios ojos cuya visión estaba sensiblemente disminuida, en realidad no veían nada, recordando lo
ancho que le había parecido el estrecho a Philippi, Rotolo ordeno la separación de los aviones y la puesta
en potencia máxima de los motores para estar listos ante un eventual ataque, el sol recostado este aparecía
por breves instantes, entre cada chubasco, sus reflejos impedían observar con nitidez lo que había en el
canal, llegaron al estrecho, al no encontrar ningún buque Ingles, optaron por dirigirse al blanco secundario
en la Bahía San Carlos, realizando el cruce y confiando en la navegación, los tres aviones giraron a la
izquierda y se apartaron un poco de la costa penetrando en la Isla Soledad, por un lado, para evitar ser
detectados prematuramente y por otro, para apuntar directamente a la Bahía San Carlos, ya el cielo se
había despejado bastante lo que les permitió mirar sin dificultad en todas direcciones y guiarse por el canal
que aparecía a la vista por la izquierda, cuando estaban a dos minutos de Bahía Ruiz Puente, donde
seguramente habría algún buque enemigo, Rotolo doblo su carta de navegación y repaso la selección
de armamento

-¿Están conmigo?

-Pregunto a sus numerales, tal vez con la intención de saber si estaban listos para afrontar lo que les
pudiera esperar, tanto Lecour como Sylvester respondieron con un:

-Si

-Firme y muy animado
-Ni bien recalaron en la bahía, Rotolo, que iba al frente la formación, diviso un buque de guerra
en medio del canal con la proa en dirección al sur del estrecho

-Hay un buque a la izquierda, me tiro sobre el

-Les dijo a sus numerales

-Si lo vi

-Respondió Sylvester

-¡Cuidado, hay otro a la derecha!

-Advirtió por su parte Lecour refiriéndose a un barco que estaba recostado sobra la costa
-El buque que pensaba atacar Rotolo, era una fragata CL-21 que estaba a unos 90° de su rumbo
por lo que tuvo que realizar un giro muy brusco y así quedar enfilado para la corrida, bien pegado
al agua, comenzó a efectuar el zigzagueo pues el barco abrió fuego de manera intensa, claramente
se veía las manchas de humo blanco producto de los disparos con el cañón de 4,5 Pulgadas (114mm)
y los trazos negros y rojos que pasaban por debajo del avión



Las esquirlas de la munición explotaban formando una verdadera muralla que él tendría que atravesar,
motivo suficiente para que apuntara sus cañones de 20mm y tratara de responderles, pero lamentablemente
no funcionaron todo lo bien que esperaba, mientras el buque seguía disparando con todo su armamento, había aumentado considerablemente su velocidad, en pocos Rotolo estuvo a distancia para efectuar el lanzamiento,
tiro del bastón de mando y el avión trepo hasta unos 300 Pies (91 Mts) cuando la mira cruzo sobre el centro
del barco oprimió el botón y sintió el sacudón que le indicaba que las cuatro bombas de 500 Libras habían
salido, el A-4 quiso elevarse, pero Rotolo lo obligo a plancharse sobre el agua para iniciar el escape, ni bien
había terminado de recuperarse del momento vivido cuando vio impactos de proyectiles en el agua frente a
su avión, era un buque que, mostrando su través, le estaba tirando con su armamento AA, otra cortina de
fuego por la que tendría que pasar, en una fracción de segundos se decidió, con un giro de 180° y pegado
al agua, se dirigió a la costa oeste del canal, en dirección de una pequeña elevación de unos 1000 Pies
de altura, luego de “saltarla” se metió entre los cañadones de la Gran Malvina, Lecour, segundo en la
corrida de ataque, no logro los 19 Seg de separación con el avión líder lo que lo obligo a pasar muy cerca
de el por arriba del buque, las bombas que lanzo Rotolo cayeron en reguero, dos adelante y dos detrás del
buque sin dar directamente en el blanco, explotando en el agua en el preciso momento en el que Lecour
soltaba sus bombas y pasaba sobre el blanco, la onda expansiva zarandeo su avión tornándolo, por un
instante, incontrolable, superada la situación, por demás critica, Lecour escucho en sus auriculares
la voz de Rotolo:

-¡Cuidado que nos tiran!

-¡Si, si, ese de la izquierda!

-Grito Lecour, refiriéndose a una fragata que cruzada en el estrecho, mas hacia el sur, disparaba
con todos sus cañones, el ultimo en atacar fue Sylvester que como ocurre en esos casos vio el ataque
de los dos aviones que le precedían pero no tuvo oportunidad de comprobar los resultados alcanzados
por el suyo claramente con un panorama mucho más amplio observo como las bombas de Rotolo “horquillaron”
el buque, es decir, dejaron a este en medio de las explosiones, en cambio las bombas arrojadas por Lecour,
una pego en el costado de la fragata, sobre la aleta de babor, que de inmediato quedo envuelto en una
humareda negra, al efectuar Sylvester su corrida final, el buque había desaparecido de su vista envuelto
en el espeso y negro humo, en una rápida maniobra, el buque había puesto toda máquina y con timón a
babor trataba de girar hacia la izquierda, Sylvester decidió no tirar con sus cañones, sin embargo cuando
apreté el botón para lanzar las bombas por algún inconveniente en los circuitos, los dos Colt comenzaron
a disparar, como la munición era trazante y el no era consiente que los disparos salían de su avión, al
ver los trazos rojos, pensó que los disparos le llegaban desde el buque

-¡Qué bien tiran estos Hijos de xxxx!, como me están dando

-Dijo en voz alta asombrado
-Luego de descargar las bombas se pego al agua y comenzó con las maniobras evasivas para evitar
el fuego de artillería AA que en ese momento era muy intensa, Rotolo pregunto:

-¿Están todos?

-Si


-Respondió Sylvester que tenía a su vista el avión de Lecour

-Le dimos señor, una de las bombas de Lecour dio en el costado

-Los tres aviones se reunieron en las cercanías del Monte María al oeste de la Isla Gran Malvina era
imprescindible que volasen al ras del agua hasta alejarse unas 100 MN de las islas, si los detectaban
antes de alcanzar esa distancia los Ingleses, cuyos aviones eran mas rápidos que los A-4, los podrían
interceptar y derribar, los aviones de Lecour y Sylvester tenían impactos de esquirlas por todos lados
producto de la onda expansiva producidas por las bombas al explotar, además el nivel de combustible
era bajo como para continuar con el vuelo rasante, si querían llegar al continente tendrían que ascender
y volar a mayor altura de lo planeado, aun no habían salido del territorio Malvinense cuando Rotolo tomo
la decisión de ascender, era la única alternativa:

-Vamos a ascender

-Dijo a sus numerales



-Con alivio comprobó que los tres aviones comenzaban a ganar altura y penetraron
la espesa capa de nubes y se estabilizaron a los 25.000 Pies para seguir así la navegación
en permanente alerta sin inconveniente aterrizaron en Rio Grande, eran las 16:40

-Cuando bajaron de los aviones lo primero que preguntaron fue por la suerte corrida por Philippi
Arca y Marquez, toda la alegría que sentían por haber regresado sanos y salvo se torno en apenas
un instante en una profunda tristeza




-El buque atacado por las secciones del CC Philippi y el CC Rotolo fue la fragata CL-21 HMS-Ardent
de 2750 Tn, durante la madrugada del 21 de Mayo esta unidad realizo tareas de protección a las fuerzas
anfibias en la zona de San Carlos, luego se aproximo a la costa de Bahia Ruiz Puente para bombardear
las posiciones Argentinas en Darwin y Pradera de Ganso.



-Una hora y media después del amanecer este buque comenzó a soportar una serie de ataques llevado
a cabo por dos A-4P (MULA) a los mandos del Cap: Carballo y el Alf Carmona y tres Dagger (CUECA)
a los mandos del Cap: Mir Gonzales, Cap: Robles y Tte Bernhardt de la FAA, el Capitán de Fragata
Alan J. West, comandante de la HMS-Ardent, declaro que a las 14:30 recibió el ataque de los Dagger
que anularon el sistema SeaCat, demolieron el hangar y destruyeron el Sea Lynx, 15 min después fue
atacado por dos A-4P que hicieron blanco provocando un incendio que fue controlado rápidamente,



-A las 15:15 fue nuevamente atacado por tres A-4Q mientras trataba de buscar refugio en cercanías
de la costa para realizar reparaciones y 15 Min después por otros tres A-4Q les arrojaron bombas frenadas
una de las cuales penetro la banda de estribor debajo de la línea de flotación, explotando, dos horas después
el buque estaba envuelto en llamas y como no había ninguna oportunidad de salvarlo, se ordeno abandonarlo
en el momento que los botes salvavidas llegaban a lo costa el HMS-Ardent se hundía.



-En el hundimiento de la HMS-Ardente participaron doce aviones de la FAA y el COAN de los
cuales tres fueron derribados por los SHA y uno se perdió por los daños recibidos, tres de los
pilotos pudieron eyectarse, el 1°Tte Luna (FAA), el CC: Philippi y el TN: Arca en tanto que
el TF: Marquez perdió la vida.



Saludosss:cool:
Roberto

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Litio71



Mensajes : 3332
Fecha de inscripción : 21/09/2010

MensajeTema: Re: Acciones Cronologicas en Malvinas   Sáb 26 Mayo 2012 - 2:26

Capitulo Seis

25 de MAYO de 1982

-El 25 de Mayo de 1982 se realizaron dos de las operaciones aéreas más destacables realizadas por la FAA y el COAN sobre la Flota Inglesa que marcaron un hito en la historia del combate aeronaval y estas operaciones, casi sin querer, fueron realizadas casi en forma conjunta, aquí el desarrollo de estas operaciones.

Relato: Capitán: Pablo Marcos Carballo



-El dia 25 de Mayo de 1982 fue un día my especial por muchas causas, la primera porque era un aniversario
más de nuestra Patria y lo podíamos celebrar de la mejor forma, defendiendo la banderamás linda
del mundo la segunda era que una serie de noticias adversas había hecho decaer la fe de muchos, y la tercera era que el mundo ya había comenzado a hablar de los pilotos Argentinos y ello era un estimulo mas para nosotros.

-En una misión realizada en la madrugada por los A-4B con reabastecimiento nocturno, uno de ellos no regreso, el Capitán Hugo Ángel del Valle Palaver, el más antiguo de nosotros, ejemplo en todas sus actitudes, supo dar testimonio hasta en la muerte, cayó un 25 de Mayo ofrendando su vida por la Patria, su indicativo ese día era “MARTE” .

-La orden para nosotros también había llegado, emanada de aquellos que tenían la dificilísima misión de
planearlas, darles forma, ver sus aptitudes y factibilidades y por último el ordenar su cumplimiento sabiendo
que quizás muchos de quienes las cumplen no regresaran nunca más a sus hogares.
-Estos conductores, muchas veces cuando hablan de sus pilotos y el coraje que tienen, lo hacen con lagrimas
en los ojos, estos también son responsables del inmenso éxito de la Fuerza Aérea

-Orden Fragmentaria 1236 y 1237, blanco, dos buques piquete de radar, o sea que controlaban el tránsito
de aviones en ese sector, los que se encontraban a unos 30 Km al norte de la isla Borbón, la operación se
realizaría con dos escuadrillas de tres aviones cada una, la primera con el indicativo “ZEUS” al mando del
Teniente Mariano Velasco (C-212) y como numerales el Teniente C.Osses (C-204) y el
Alferez Jorge Barrionuevo (C-207) y la segunda a mi mando (C-225) con el indicativo “VULCANO”
y como numerales al Teniente Carlos Rinke (C-214) y el Alferez L.Carmona



-Antes del despegue, uno de mis numerales, el Alferez Carmona, tuvo un fallo que lo mantuvo en tierra, por lo que despegamos solo cinco aviones
-Cada escuadrilla hacia su propia navegación, o sea que íbamos al mismo blanco por distinta ruta.
-Era un hermoso día, o por lo menos así lo veía yo, que me sentía eufórico y con ganas de entrar en combate

-El ya familiar contorno de las islas comenzó a dibujarse a lo lejos cuando una capa de sal comenzó a formarse en el parabrisas, esto ya anteriormente había ocurrido en otras misiones y fue solucionado por el 1°Tte Haggi (bioquímico) el que encontró una solución para este problema, inmediatamente recordé a un mecánico, que con todo cariño había limpiado el parabrisas de mi avión y pregunto si estaba satisfecho con su trabajo, en ese gesto amable desapareció el elemento protector y comenzaron mis penurias.
- Llegue al primer punto de notificación, que era Puerto Ruiseñor en la Gran Malvina, e hice mi primer contacto
con el “RAYO” (avión de apoyo) indicativo bajo el que operaban normalmente el Vice Comodoro Pereyra y Mayor Medina, ellos nos confirmaban si nuestro blanco se mantenía en su posición o se había movido o si debíamos cambiar nuestra ruta a fin de evitar las Patrullas Aéreas de Combate (PAC) enemigas.-Pronto descubrí que ni podía cumplir con lo que me decía la orden de ir en vuelo rasante sobre tierra desde Puerto Ruiseñor hasta la Isla Rasa al oeste de la Isla Borbon, en línea recta, pues tenía totalmente disminuida mi visión y terminaría chocando contra algún promontorio del terreno por lo que me aparte un poco de mi ruta original.



-Comencé a bordear por el agua que no tiene más desniveles que las olas hacia el norte de la Gran Malvina,
a mi izquierda y levemente atrás y abajo volaba mi numeral de “hierro” como le decía yo, el Teniente Rinke, súbitamente con urgencia escuche al “RANQUEL” (Vice Comodoro Arturo Pereyra) que me comunicaba

-Atento que hay una PAC Harrier entrando al sur por el estrecho de San Carlos

-Di el comprendido y entendiendo que podía llegar a mi blanco sin que lograran interceptarme, decidí seguí adelante, luego este oficial me comentaría que la patrulla de aviones enemiga habían estado volando sobre los buques enemigos hasta unos tres minutos antes de que nosotros los atacásemos, una vez que di la vuelta a la parte más alejada de la isla puse rumbo este, para disminuir el desvió, y retome
luego el rumbo que debería haber llevado desde un principio.



-La nariz de mi avión comenzó a buscar en el horizonte el lugar en donde debería visualizar el objetivo y efectivamente allí estaba, no se por que pero me acorde de una frase de Pepe Biondi “Que suerte tengo para la desgracia…” , eran dos buques importantes que se recortaban en el horizonte rodeados de una suave neblina, lejos de la costa, muy adentro del mar y yo me dije, “Esta vez la mano
viene dura” , ya que íbamos a estar mucho tiempo expuesto a su artillería, al acercarnos nos dimos cuenta
que eran un DDG CL-42 y una FFG CL-22 las unidades más modernas y poderosas de la Flota Inglesa, di potencia a mi turbina mientras pulsaba el botón de mi VHF

-Ok Chicas, estoy a la vista

y grite:

-Viva la Patria canejo, aprendan gringos de xxxx

-E inicie mi corrida final de tiro, recuerdo que me sentí muy insignificante cuando encare, con mi numeral de “hierro” como única compañía, el ataque a estas dos moles de acero que comenzaron a tirarnos ni bien entramos al agua, pese a que todavía no estábamos a distancia de tiro, a fin de hacernos desistir de nuestros propósitos, sus disparos al principio pegaban muy adelante nuestro, el agua saltaba en grandes chorros y en el
aire había explosiones que formaban una franja con vida propia mientras los buques se cubrían de humo con cada disparo que realizaban, me pareció en medio de una película, pensar que solo tres meses antes yo no
pensaba estar viviendo esa terrible, pero al mismo tiempo, emocionante experiencia, la cortina de fuego era realmente muy densa y ambas unidades tiraban con todos los medios que tenían lo que en parte me evitaba ver lo cerca que pegaban los disparos era el salitre, el parabrisas en el A-4 tiene tres divisiones, de arriba hacia abajo, y solo se llena de sal la del medio por lo que por los costados se puede ver, en la carrera Rinke me
pregunto:

-A cual le tiramos señor ?

A lo que le respondí

-Vamos al de atrás que esta menos defendido



-Los dos buques habían acelerado rápidamente formándose en sus proas altos bigotes de espuma
al poner rumbo hacia el este separadas por solo 200 metros una de la otra

-Recuerdo que en el momento en que lanzaba mis bombas la otra nave aun me estaba disparando

-Inmediatamente pregunte

-¿Paso dos?

-Primero se hizo rogar un poco pero luego escuche con inmensa alegría los gritos de Rinke

-¡Si señor, aquí estoy detrás suyo y a la vista!




-Casi inmediatamente escuche otra voz en la frecuencia que decía:

-¡yo no veo nada!

-Era la voz del 1°Tte Velasco que recién estaba llegando

-Le grite

-¡Están justo del punto (Isla Rasa) al norte! ¡Vamos, vamos!

-Y el alférez Barrionuevo dijo:

-Ok, a la izquierda las tenemos

-El “Cobra” y el “Pampa” iniciaron su ataque, el Teniente Osses “Jaguar” tuvo que regresar a la base por
problemas en su avión, el buque que nosotros habíamos atacado se detuvo, arentemente por efectos de
nuestras bombas, con su proa apuntando hacia el este mientras que el otro, en un gesto digno de admiración,
se volvió para protegerlo, quedando delante de él y con su proa apuntando al oeste
-A todo esto durante mi escape una explosión levanto una columna de agua cerca de mi avión de algo que me habían tirado, dije:

-Me dieron




-Creía que me habían dado por que sentí fuertes golpes debajo de mi avión, al aterrizar vi que solo
una esquirla que había dado en mi ala derecha.
-Nosotros dos, debido a que toda la atención del enemigo se centro en los aviones atacantes, tuvimos
la oportunidad de ver toda la acción mientras nos alejábamos en un suave giro, así que observamos
que con una rapidez que nadie puede imaginar el DDG CL 42 viro hacia los aviones de la sección
que los estaba atacando, de pronto vimos una llamarada y el disparo de un misil Sea Dart que dejo
un denso humo blanco en la cubierta el que comenzó a viborear buscando orientarse pasándoles por
arriba y a la izquierda a los “ZEUS” sin que ellos se inmutaran, y luego lo perdí de vista mientras
escuchaba a mi numeral gritar

-¡El misil, el misil!

-Era el primero de este tipo que yo veía y realmente impresionaba y se decía que su costo era similar
a la de un avión, luego el buque les presento su costado, que es donde tiene su mayor capacidad de
fuego, y los comenzó a cañonear, un segundo después lo escuchaba a Velasco preguntar

-¿Paso dos?

-Y este le contesto:

-Sí señor, usted dio perfecto y era una CL 42, la vi clarito, casi me como uno de sus domos, vi impactar
sus bombas contra el casco y también vi en el otro, a la altura de la línea de flotación, salir una columna
de humo negro



-Mientras a ellos les seguían tirando, comenzamos a gritar todos al mismo tiempo, las columnas de agua comenzaron a quedar muy atrás, gritábamos vivas a la patria, sapukays e insultos de todo calibre,
hasta que una voz, estimo que la del Vicecomodoro “Duro” Pereyra, en el “RAYO” nos llamo al orden
diciendo:

-¡Hacer silencio en la frecuencia!

-Se que no voy a poder expresar lo que se siente normalmente en el vuelo de regreso, y menos en un día tan importante como ese, con la alegría de haber cumplido y que estábamos vivos por un día más, es una
sensación parecida a la gloria, a la plenitud
-Al regreso, que realizamos por separado, escuche a mi numeral informar que su velocímetro no funcionaba, pensé, preocupado, que le seria imposible atravesar la gruesa capa de nubes que teníamos al frente le pedí a Dios que le ayudara, pues lo único que le quedaba era eyectarse cuando, por tiempo, considerase que este sobre tierra.



-Comencé a buscarlo por todo el cielo y de pronto descubrí una estela de condensación, atrás y a mi izquierda,
era él, le ordene, alabeando mis alas, que nos reunamos y cuando estaba agradeciendo ese milagro y mirando
su avión para ver si tenía daños, observe una segunda estela, al consultarle a Rinke, alertado por mis señas,
supe que no era un avión amigo por lo que iniciamos un rápido descenso y entramos en el manto blanco
que teníamos por debajo



-Un oficial muy querido por nosotros, el Mayor “Mike” Sanchez, quien tratando de hacernos estar a gusto, cómodos y confortables en nuestra base de asiento, decía, si no me equivoco, que nosotros debíamos esquivar a la muerte cuatro veces, la primera cuando cruzábamos el “charco” , sabiendo si caíamos mas allá de los 300 Km nadie nos rescataría, la segunda en el tramo hacia el blanco, asechados por los Harrier, la tercera en el ataque final y la cuarta , en el regreso con probables averías volando sobre ese mismo solitario mar.
-A lo lejos vi la pista, pulse el botón de mi equipo de radio y dije

-En el día de la Patria, con la pista a la vista

-A nuestros ojos, los vigías del radar, también les dije:

-Regresando todos y con la misión cumplida

--En eso escuche al “TALA” que decía

-Nunca pensé que la visión de una pista me parecería tan hermosa

--Me pidió:

-Señor, hagamos una pasada en formación sobre la base

-A lo que le conteste

-Usted está loco, nos salvamos de los Ingleses y usted quiere que nos bajen los nuestros

-Apenas aterrizamos y luego de la efusiva recepción que recibimos por parte de toda nuestra unidad, nos trajeron los resultados de nuestro ataque , desde tierra pudieron ver la llegada de cuatro Harrier que comenzaron a orbitar sobre los buques atacados , poco tiempo después también comenzaron a llegar los primeros helicópteros provenientes de San Carlos para iniciar las operaciones de rescate de los náufragos pues la unidad atacada por Velasco se hundió rápidamente, 30 min, mientras que la otra se alejo lentamente con evidentes señas de estar averiada, estas unidades eran el HMS-Coventry y la HMS-Broadsword






-De acuerdo a lo que sabíamos, el Capitan Palaver aparentemente había caído sobre tierra por lo que teníamos
la esperanza de que estaría bien, desgraciadamente al pasar el tiempo nos dimos cuenta que fue así.
-Esa noche el dueño del restaurante del Automóvil Club Argentino nos invito a cenar y nos trajo el libro de oro
para que firmáramos todos los pilotos, y mi jefe de escuadrón pidió que escribiese algo antes de las firmas
en nombre de todos, allí puse, de los que viven “CON DIOS EN EL ALMA Y UN HALCON EN EL CORAZON”
un día 25 de Mayo, en plena guerra, fresca aun , la alegría de la victoria y la incertidumbre por el destino
del Halcón caído



-El Capitan: Pablo Marcos Carballo termino la guerra con cinco misiones de combate, se retiro con el
grado de Comodoro hoy es profesor en la escuela de aviación militar.
-El 1°Tte Carlos Rinke termino la guerra con cinco misiones de combate, participo en las acciones del 8 de Julio
-El 1°Tte Mariano Velasco termino la guerra con dos misiones de combate, en la última, el 27 de Mayo
fue derribado y se eyecto
-El Alf Jorge Barrionuevo termino la guerra con cuatro misiones de combate, en la actualidad es el jefe
de la BAM Resistencia





-Base Aeronaval Rio Grande 25 de Mayo de 1982:

-El Capitán de Corbeta Roberto Curilovic y el Teniente de Navío Julio Barraza se encontraron muy
temprano en el hangar donde estaban los SUE, eran apenas las 7:30 y como es lógico para esa
epoca del año en esa latitud, era noche cerrada.
–Al intenso frio se le sumaba un fuerte viento del noroeste que se sentía aun mas debido a la
molesta llovizna que caía en ese momento -Curilovic estaba particularmente apenado debido a
que se daban por perdidos a el Capitán de Corbeta Philippi y el Teniente de Fragata Márquez
y la muerte de uno de sus mejores amigos, el Capitán de Corbeta Zubizarreta, para el colmo
de males los Británicos se afianzaban aceleradamente en San Carlos para marchar seguramente
hacia Puerto Argentino.



-Luego de inspeccionar los dos SUE fueron caminando hasta la sala de pre vuelo bajo un ambiente
muy particular en donde los pilotos de toda la unidad se reunía antes y después de las misiones ,
el “stress” , derivado de la situación que se vivía, y el humo de los cigarrillos, conspiraba en contra
de no pocos pilotos que debían pasar largas horas allí. –Fue así que los “fumadores” y los
“no fumadores” llegaron a un acuerdo, hasta el 15 de Mayo se puede fumar Pero luego de ese
día no estuvo permitido hacerlo dentro de la sala de pre vuelo
-Curilovic, uno de los “no fumadores” más combativo, defendía firmemente su postura

-Hera un infierno, había tanto humo que no se podían ver los mapas

- Reflexionaba exagerando la nota y provocando furibundas miradas de los Integrantes
del otro “bando”

-Poco antes de las 9:00 sonó el teléfono negro que estaba detrás de la gran mesa de trabajo, este aparato comunicaba a la sala con el COC (Centro de Operaciones de Combate), y cada vez que resonaba la campanilla significaba que había una misión o una orden determinada a cumplir, era un teléfono que no contaba con
la simpatía general
-Atendió Barraza

-Señor, es el Capitán Colombo

-Dijo dirigiéndose a Curilovic que tomo el tubo.
-Curilovic sostuvo una breve conversación con su comandante y cuando corto la comunicación informo al resto de los pilotos de la Escuadrilla

-Hay un blanco a 110 Millas al Noreste de Puerto Argentino
la posición exacta es 50°38’ latitud Sur y 56°08’ longitud Oeste


-Durante casi dos horas, Curilovic y Barraza realizaron la planificación de la misión, el ataque anterior
de los SUE había sido realizado aproximándose al blanco por el sur de Malvinas,
el próximo deberá ser por el norte “lo que hoy sorprende, mañana no” algo que se tubo muy en
cuenta en esos momentos para decidir la ruta que seguiría
-Cuando los dos pilotos se ubicaron en sus respectivos aviones y estaban en la verificación previa al despegue,
llego la orden de que se postergaba la misión para horas de la tarde pues no había ningún KC-130 disponible,
en general dependían de que la Fuerza Aérea tuviese libres uno de los aviones cisterna de lo contrario la misión
no podía llevarse a cabo. –De inmediato abandonaron los aviones y regresaron a la sala de pre vuelo, luego
Barraza fue al comedor a almorzar mientras que Curilovic prefirió no hacerlo y quedarse en la sala junto a Bedacarratz analizando la situación y las informaciones que aseguraban la presencia de Patrullas Aéreas de Combate (PAC) de SeaHarrier circulando en forma permanente desde la fuerza de tareas hasta el área del
estrecho de San Carlos



-A las 14:30 Curilovic, en el 3-A-202, con el indicativo “TITO” y Barraza, en el 3-A-204, con el indicativo
“LEO” despegaron, llevando cada uno en sus SUE un AM-39 Exocet, dirigiéndose al punto S48° 00’
y W62°00’ a 160 MN al este de Puerto Deseado lugar donde los esperaba el KC-130 TC-68 con el indicativo “Berlin” a los mandos del Vice Comodoro Pessana, cuando estaban cerca del lugar donde
los esperaba el cisterna Barraza lo diviso y con un “click” de radio le aviso a Curilovic y pusieron rumbo
a él KC-130 con un suave giro a la derecha y se aproximaron a las canastas para iniciar el reabastecimiento, Curilovic engancho en la manguera derecha y Barraza en la izquierda, luego de 15 min y de recuperar el rumbo original, alterada por una mala maniobra del cisterna, se desengancharon y retomaron la ruta a unas 330 MN del objetivo adoptando a partir de ese momento el perfil de ataque, el vuelo se realizo sin inconvenientes manteniendo los parámetros fijados en el pre vuelo y en completo silencio de radio.
-Aproximadamente a 150 MN del blanco descendieron y comenzaron a volar rasante, es decir a una altura que asilaba entre los 8 y 10 metros muy baja si se la compara con la altura mínima necesaria para obtener una detección por parte de los radares enemigos, es cierto que los Britanicos eran sorprendidos debido a que los ataques Argentinos se realizaban a muy baja altura, pero a
esta hay que valorarla muy objetivamente en la medida en que podía cumplirse y difícilmente
podía estar por sobre los 30 Pies, o sea 9 metros, y a 500 nudos (926 Km/h) es imposible mantener
un avión a menor altura con un riesgo aceptable
-Estabilizados los aviones en vuelo rasante, comenzaron con la tarea de preparación del sistema de tiro
para el lanzamiento del misil.



-Por razones operativas, para esa fecha los P-2H Neptune ya habían sido dados de baja por lo que no se contaba con una aeronave de exploración por lo que la única forma de obtener información de las unidades navales Británicas era estudiando sus movimientos, así por ejemplo los Harrier aparecían en las pantallas del radar de Puerto Argentino en un punto, realizaban su labor y regresaban
al mismo lugar en donde habían aparecido, por lo que se deducía que sin lugar a dudas allí estaba el guaso de la flota, no era una información muy precisa, pero era la única disponible.

-Cuando llegaron a la distancia apropiada Curilovic y Barraza ascendieron para efectuar el primer barrido con el radar, eran las 16:28, y no lo podían creer, los objetivos estaban en el lugar en donde los informes recibidos en Rio Grande marcaban, eran dos blancos grandes y uno chico, el echo que los radares de los dos SUE se engancharan rápidamente significaba que los ecos de tamaño considerable, cuanto más grande es ese eco más lejos se lo puede enganchar, y ste se engancho a una
distancia nada despreciable volvieron a descender volando a 500 Nudos y a 100 pies de altura y preparamos nuestro lanzamiento para lo cual el sistema transmitió automáticamente todos los datos al calculador de
navegación del misil que si iba actualizando de forma permanente los movimientos y velocidad del blanco
elegido para que al ser disparado impacte con precisión.



-El momento crucial se aproximaba, todo estaba listo para el disparo, los Dos aviones volaban separados apenas por 200 mts uno del otro, volvieron a ascender a unas 39 MN Curilovic dijo:

-Lo tengo enganchado

-Barraza contesto

-Adelante 39

-Y Curilovic cerro

-Coincido

-Luego de realizar toda la selección de switch y perillas de la caja de control siendo las 16:32 y en la posición S50°38’ y W56°08’ Curilovic realizo una señal

-Lanzo

y oprimió el botón de lanzamiento a lo que Barraza lo siguió segundos después los AM-39 se esprendieron de
los soportes cayendo unos metros antes de encender sus motores y comenzaron con su trayectoria hacia
su blanco

-Hicieron un giro hacia la izquierda, según lo previsto, y sin señales de haber sido detectados, realizaron el escape
a unos 600 nudos al ras del agua así se mantuvieron por unas 70 MN cuando recién comenzaron a ascender para regresar a la base a la altura correspondiente y a pesar de lo de lo avanzado de la hora y sin que haya surgido ningún inconveniente hasta ese momento y sabiendo que el KC-130 se mantendría en su posición para cubrir cualquier necesidad se lo solicito para realizar un nuevo reabastecimiento lo que se concreto a las 17:25 en la posición S48°20’ y W63°00’ cuando los dos SUE se acoplaron nuevamente a las mangueras, una vez rellenados
los tanques se desacoplaron y pusieron rumbo a Rio Grande.
-En estas latitudes la noche los cubrió rápido y en condiciones meteorológicas no muy esfavorables los dos
SUE aterrizaron finalmente a las 18:37 luego de recorrer 1620 MN (3000 Km) en cuatro horas y siete minutos
de un día completo de tención



-El objetivo seleccionado por Curilovic y Barraza fue el portacontenedores SS Atlantic Conveyor al cual se
dirigieron los dos AM-39 Exocet los que impactaron exactamente a las 16:35 esto provoco un incendio
generalizado en este buque lo que motivo su hundimiento unos días después todavía envuelto en llamas,
con el buque se perdieron (6) helicópteros Wessex, (1) SeaLynx y (3) Chinook junto a gran cantidad de
equipos y material logístico, la perdida de este material motivo que las fuerzas Inglesas tuviesen que modificar
sus planes de batalla.






-El Capitan de Corbeta Roberto Curilovic termino su participación en la guerra con esta misión
-El Teniente de Navio Julio Barraza termino su participación en la guerra con esta mision






Saludosss 8)
Roberto
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Litio71



Mensajes : 3332
Fecha de inscripción : 21/09/2010

MensajeTema: Re: Acciones Cronologicas en Malvinas   Lun 28 Mayo 2012 - 18:41

Capitulo Siete:

CINCUENTA AGUJEROS

-Relato: Comodoro (R) Ricardo Grunet

-De las misiones que volé durante la guerra la más importante a mi juicio fue la que llevamos
a cabo el día 28 de Mayo



-por entonces teníamos solo tres aviones en servicio, de los cuales dos habían arribado el día anterior, ese día llego la orden de prepararnos para atacar objetivos terrestres en la zona de Darwin, la primera escuadrilla con el indicativo de “NAHUEL” compuesta por el Cap: Roberto Vila (A-537), el Tte Roberto Cimbaro (A-532) y el 1°Tte Hugo Argarañaz (A-533) despego a las 8:00 y retorno luego de atacar con éxito las posiciones enemigas una hora más tarde, el A-537 quedo fuera de servicio por los múltiples impactos recibidos por lo que mientras comenzaban con las reparaciones imprescindibles, tomamos los dos aviones restantes y nos preparamos para salir junto con el Tte: Tadeo Russo bajo el indicativo “BAGRE” para nuestra sección



-En ese momento cuando pongo en marcha mi avión, el A-533, siento una sensación muy particular, como una opresión en el pecho por lo que respire hondo un par de veces y finalmente suelto los frenos y salgo, eran las 9:20, detrás mío salió el Tte Russo en el A-532,
las condiciones meteorológicas eran muy malas como para cerrarse en cualquier momento,
los aviones estaban configurados con cuatro coheteras LAU-61 con 19 cohetes de 70mm
c/u y full munición para los dos cañones de 20mm (270 proyectiles c/u) y las uatro
ametralladoras de 7,62mm (900 proyectiles c/u), teníamos la llave que conecta el armamento puesta para ganar tiempo en el momento del combate, teniendo que seleccionar solamente entre cañón o ametralladoras, el resto era línea caliente, inicio un viraje por derecha y voy siguiendo la costa hacia Darwin, volábamos rasante y en un momento me doy cuenta que estaba demasiado bajo por lo que decido elevarme un poco para evitar que por la acción de alguna ráfaga de viento termine impactando contra el agua, así a dos o tres metros sobre el agua seguimos la navegación favorecidos por el conocimiento muy profundo que teníamos de la orografía de Malvinas, esto lo habíamos logrado durante los días previos al inicio de las acciones donde habíamos volado mucho y marcado los puntos más importantes del terreno, mi numeral venia en formación abierta a mi derecha, enseguida vimos la entrada al canal y continuamos rasante viendo a lo lejos las edificaciones y las barraca grande que nos servía para ocultarnos, la idea era venir por debajo de esa barraca y levantar a último momento y ahí a la derecha de la pista teníamos la información que estaban las tropas Inglesas, el techo era muy bajo, no más de 30 metros y había mucha neblina lo que sumado al incendio de la escuela de madera, contribuía a reducir la visibilidad, cuando levanto para entrar sobre el área, veo las tropas enemigas desparramadas por todo el campo que se sorprenden, nuestra entrada a baja altura los había tomado desprevenidos ya que no nos habían sentido entrar probablemente por que el viento en contra había ayudado a nuestra discreción tapando el ruido de nuestros aviones, en ese instante vi la casa del “managment” de Darwin donde sabia que vivía una familia, en ese momento mis pensamientos pasaron por tirar directamente a la casa o tirar a la tropa, en un instante paso por mi mente esa familia, que eran civiles, y decidí tirar sobre las tropas, si hubiese tirado sobre la casa estoy seguro que habría alcanzado a la plana mayor Inglesa, luego supe que a la familia la habían evacuado, pero son decisiones que se toman en el momento y lo que podría haber pasado es otra historia, entonces inicie la corrida, tire con cohetes “pedaleando” el timón de dirección para tratar de ampliar el área a batir y alcanzaran una dispersión mayor y empecé a virar para hacer una nueva pasada, recuerdo perfectamente el uniforme verde muy oscuro de los soldados cuando pase sobre ellos se dieron vuelta y se quedaron parados sin atinar a nada, también recuerdo claramente sus expresiones ya que yo estaba pasando a muy baja altura.



-Para esa misión estaba en contacto con uno de nuestros hombres, que servía de observador avanzado, el 1°Tte Fassani que desde una posición en tierra guio nuestros ataques, me indico los lugares hacia dónde tirar y luego de la ultima pasada, que hice tirando con los cañones de 20mm escuche a Russo que me dice que me estaban tirando y que el todavía no había “entrado”, siento un impacto sobre el motor izquierdo, pero siguió funcionando, y en ese momento paso sobre la posición de Fassani que me saluda y yo respondo levantando mi puño derecho, en ese momento escucho a Russo que me dice que se había superpuesto sobre el blanco y que me seguían tirando, me indico que realice un 360 sobre el canal por el costado derecho para evitar el fuego proveniente de tierra y entonces inicie la corrida de tiro, inmediatamente iniciamos los dos el regreso por el mismo camino aterrizando en Puerto Argentino a las 10:20 con el nerviosismo propio de haber cumplido una misión de combate de esas características



-Mi avión quedo fuera de servicio por los múltiples impactos recibidos, contamos más de cincuenta en el fuselaje y en las alas pero lo habían afectado fundamentalmente los recibidos en el motor izquierdo, mas allá del resultado efectivo de nuestra misión, para las fuerzas Inglesas la acción
de nuestros aviones fue muy importante porque automáticamente después de nuestra incursión desplegaron dos helicópteros ligeros para cubrir el sector por donde nosotros habíamos aparecido, en cuanto a mí, me quedo la satisfacción de haber cumplido con éxito el ataque y contento por haber regresado y por haber cumplido con nuestro deber, nos ayudo en la parte anímica
y demostró que nuestro entrenamiento había sido el adecuado, el avión lo teníamos muy dominado y por mi parte tenía muchas horas en él lo que sumo los muchos ejercicios con armamento real
que habíamos realizado antes de la guerra contribuyendo a que estuviéramos bien preparados.





Fuente: Monografía IA-58 Pucara,
30 años de servicio 1975-2005_Avialatina


Nota: Relato del Alf: Ruben Sassone

-Ya al caer la tarde vimos como otros dos Pucara comenzaban su ataque sobre las tropas Inglesas, el primer avión disparo todos sus cohetes, pero el que le seguía no disparo nada, pensamos que su sistema de armamento había fallado, pero ante nuestra sorpresa y soportando una infernal cantidad de disparos que salían de todos lados realizando un giro completo y volvió a pasar y ahora si disparo todas sus armas, poco tiempo después le pude preguntar a este piloto, porque había hecho esto y me contesto que como estaba mal acomodado en su puntería y temía no acertar, dio la vuelta para volver a disparar.
-Luego de ese ataque, sobrevoló nuestras cabezas uno de los Pucara y pudimos ver claramente al piloto con su puño en alto saludando y dándonos fuerzas para el desenlace final






EL GATO Y EL RATON

28 de Mayo de 1982



-Al mediodía , las fuerzas Británicas sufrieron las primeras incursiones aéreas
de los aviones de ataque ligero Pucara Argentinos desde Ganso Verde, mientras
se dirigían a las posiciones de la compañía del 2º Para, vieron a dos Scout
piloteados por los tenientes Jeff Niblett (XP902) y Dick Numm (XT629),
que venían de Camilla Creek House para recoger algunos heridos.
-Los dos Pucara, Tte: Giménez (A-537) y el Tte: Cimbaro (A-532) cambiaron
inmediatamente sus perfiles de ataque, los Scout, que volaban a unos 50 mts
y a 200 nudos desarmados, no pudieron evitarlos, las maniobras reglamentarias
de evasión de caza utilizadas por los pilotos de los helicópteros no dieron resultado
frente a los bastante mas lentos Pucara.



-En un desesperado intento de volver a la pantalla de defensa aérea de los
Blowpipe en Camilla Creck Hause los dos Scout se separaron a izquierda
y derecha para girar hacia el norte, los pilotos de los Pucara eran realmente
buenos, descendieron la velocidad casi hasta la perdida sacando los flap
y tren de aterrizaje para virar hasta situarse encima de los Scout, Jeff Niblett
esquivo tres ataques de los Pucara pero Dick Numm fue alcanzado por los
Argentinos justo cuando se ponía a cubierto, todo el mundo disparaba sobre
los Pucara y resulta increíble que ninguno resulto alcanzado.



-Los dos helicópteros desaparecieron de la vista de los que se hallaban
en tierra y después apareció una columna de humo, el capitán Pounds
se dirigió allí para investigar y encontró al primer Scout en el suelo con
el sargento Bill Belcher junto a el, parecía estar arrodillado junto al cuerpo
de Numm, Pounds (en otro Scout) lanzo en paracaídas a su acompañante,
el sargento Priest para que ayudase y volviese en busca de Jeff Niblett con
una camilla Niblett había aterrizado y estaba conmocionado, pero volvió
rápidamente a su Scout y se dirigió allí para ayudar.



-Pero Dick Nunn estaba muerto en el interior del calcinado helicóptero,
Belcher parecía estar arrodillado sobre Nunn por que sus malheridas piernas
estaban rotas y dobladas en angulos antinaturales, los hombres utilizaron
partes del aparato destrozado para entablillarle las piernas y en cuestión
de 15 minutos ya estaba de vuelta en la bahía de Ajax, Salvo una pierna… y la vida.
-El encuentro duro menos de dos minutos y cada Pucara había dado cuenta
de un helicóptero, con los Scout desarmados había sido como jugar
al gato y el ratón y los Pucara habían disfrutado de todas las ventajas,
Jeff Niblett había recibido una gran ayuda de su acompañante, el
sargento John Glaze que había permanecido en la parte posterior
gritando instrucciones sobre el camino a tomar tales como
“Ahora se acerca, espera para alejarte por la derecha ¡Ahora”,
-El sargento Belcher, había hecho lo mismo pero después de que le
alcanzasen en las piernas, Dick Nunn ya no pudo hacer demasiado para
esquivar los demás ataques y fue alcanzado por las ametralladoras muriendo
instantáneamente mientras aun se encontraba en el aire y después Belcher
vuelve a ser herido en las piernas mientras el descontrolado Scout caía
estrepitosamente al suelo dándose vuelta y lanzando a Balcher hacia
fuera e incendiándose.



-Bill Belcher, que yacía en el suelo con ambas piernas mal heridas y una de
ellas casi amputadas se inyecto morfina con gran calma en la pierna menos
maltrecha dando por perdida la otra, mientras esto tenía lugar las victimas
en el campo de batalla de Ganso Verde aumentaban.





Saludosss 8)
Roberto


Última edición por Litio71 el Jue 30 Ago 2012 - 19:43, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Litio71



Mensajes : 3332
Fecha de inscripción : 21/09/2010

MensajeTema: Re: Acciones Cronologicas en Malvinas   Miér 30 Mayo 2012 - 18:48

Capitulo Ocho:


EL ATAQUE AL HMS-INVENSIBLE




-El 29 de Mayo la 2º Escuadrilla de Caza y Ataque recibió la orden de
preparar una misión de ataque a un blanco que estaba a un blanco que
estaba a 80 millas al este de Malvinas, exactamente en el radial 090º
y se pensaba que en esa posición estaba el HMS-Invencible pues
existían fundadas sospechas que el HMS-Hermes había sufrido daños
el 4 de Mayo por lo que no estaba en la zona.
-Luego del hundimiento del Atlantic Conveyor solo quedaba un misil
AM-39 Exocet y le tocaba al Capitan de Corbeta Alejandro Francisco
Y al Teniente de Navío Luis Cpllavino el utilizar esta arma.
-Sugestivamente luego del ataque al Atlantic Conveyor la Task Force
se desplazo a una posición exactamente al este de la Isla Soledad, es
decir, equidistante tanto de Puerto Deseado como de Rio Grande
complicando los vuelos Argentinos tanto desde el norte como desde
el sur , así mismo el operar desde el noroeste facilitaba mucho las
cosas pues a lo largo de la costa de la Patagonia Argentina existían
varios aeródromos de alternativa.




-Por otro lado, un compromiso de carácter operativo no les permitía
a los Británicos alejar los portaaviones mas allá de las 100 millas de
la zona de combate debido a que el radio de acción del Harrier no
superaba esa distancia, ello necesitaban que los aviones estuviesen
al alcance de sus objetivos, en pocas palabras les era imprescindible
el tener presencia en el aire.
-A pesar de las precauciones, los mandos Ingleses tenían una
preocupación, los Super Estendard Argentinos, sabían que estos no
podían operar desde la pista de Puerto Argentino, pero la experiencia
con el HMS-Sheffield y el Atlantic Conveyor había demostrado que
esos aviones representaban un serio llamado de atención
-En los últimos días de Mayo, Woodward ordeno aumentar el numero
de buques “piquete” para tratar de detectar los ataques que lleguen
desde el continente.
-La información sobre la presencia de estos “avisos” al Sudeste, Noroeste
y Sudoeste del territorio Malvinense pudieron confirmarse en varias
oportunidades, y los Ingleses no solo habían adelantado buques si no
que también habían ubicado a 70 millas al sur del Estrecho de San Carlos
helicópteros “estacionados” en el aire que hacían alerta aérea temprana.
-Si bien todas las misiones fueron motivo de pormenorizados análisis y
planeamiento, el que llevaría a cabo en esta oportunidad los SUE
fue especialmente estudiado.
-Lo lógico era pensar el tomar un rumbo con sentido Noroeste
similar al que se siguió en el ataque al Atlantic Conveyor. por lo
que nadie pensaría en un ataque por el Sur, partiendo desde
Rio Grande, la base más austral.




-Precisamente esa fue la ruta elegida, la del Sur, ya que los Ingleses
No esperarían un ataque por allí.
-Durante toda la mañana del 29 de Mayo, Francisco y Collavino,
con ayuda del resto de la Escuadrilla se dedicaron a ultimar algunos
detalles de la misión en primer lugar se determino el horario teniendo
en cuenta que hasta ese momento los SUE habían operado a últimas
horas de la tarde debido a que tenían que esperar la disponibilidad
de los aviones cisterna, lo presumible era que el turno de ataque de
los SUE llegara en algún momento de la tarde por ello se buscaría una
hora atípica, preferentemente a la mañana o a mas tardar al mediodía.
-En segundo lugar, y para poder hacer un arco y alcanzar el objetivo
por el Este cosa totalmente improbable desde toda lógica, tendrían
que realizar un doble reaprovisionamiento en vuelo, si en la segunda
oportunidad surge algún inconveniente los aviones podrían regresar
a su base, aunque sin haber cumplido con la misión, no iba a ser la
primera vez que aparecían problemas en la maniobra de reaprovisionamiento,
existen muchas variables que hacen que el método no sea seguro, además,
la misión obligaba a que el avión cisterna se desplazase muy hacia el este
con todos los riesgos que ello implica, para evitar la detección del Hércules
por parte de algún piquete enemigo y que este diera la alarma ante la evidencia
del reaprovisionamiento de una misión por el Sudoeste se solicito que
los cisternas no realizase un derrotero en forma directa desde
Rio Gallegos hasta el punto de reaprovisionamiento con los SUE
y que se pegase al continente y que luego siguiese una ruta casi
idéntica al de los aviones atacantes
-A medida que todo estaba listo, en cuanto recibiesen la información
de la hora del encuentro con el Hércules, despegarían
-En la sala de prevuelo Francisco y Collavino esperaban el momento
de la partida, de pronto ingreso el Capitán de Corbeta Jorge Colombo,
Jefe de la escuadrilla, y se dirigió a Francisco diciéndole

--Francisco, en quince minutos van a aterrizar cinco A-4C de la
Fuerza Aérea para hacer con ustedes un prevuelo y efectuar juntos
la misión una hora y media después.


-Pero señor… es imposible…

-Atino a decir Francisco .

--Si realmente… no hay tiempo para coordinar todo.

-Se trata de un ataque sumamente complejo que implicaba
coordinaciones muy detalladas a las que había que dedicarles
su tiempo, se tendría que compatibilizar perfiles de vuelo
de aviones diferentes y además disponer de un segundo avión
cisterna para el doble reaprovisionamiento.



--Solicitare autorización para postergar la misión, no podemos
concretarla hoy, por lo menos en cuanto a efectuarla en conjunto..


dijo Colombo luego de escuchar a sus pilotos.

Como el blanco se encuentra en la misma posición y ante la imposibilidad
de concretar el ataque en forma conjunta con la Fuerza Aérea, se decidió
que despegasen solo los SUE

-Francisco y Collavino se dirigieron hacia sus aviones para realizar el
chequeo de prevuelo pero ni bien pusieron sus motores en marcha
llego la orden de suspender la misión pues los Hércules no podían
esperar y tenían que regresar por falta de combustible.
-A partir de ese momento los pilotos comenzaron a ajustar una serie
de detalles considerando que el vuelo al que se sumarian cuatro
A-4C Skyhawk de la Fuerza Aérea se realizaría al día siguiente




-Durante una reunión que se había realizado en la mañana del 29 de Mayo
en San Julian, el Visecomodoro Juan Lupiañez comandante del Escuadron A-4C
de la Fuerza Aérea reunió en su despacho a todos los jefes de escuadrilla para
hacerles conocer la existencia de una misión conjunta con los SUE contra uno
de los portaaviones Británico
-Los A-4C, una vez que los SUE lancen el Exocet , será el llegar tras
el misil para llegar sobre el blanco y atacarlo tratando de pasar la
barrera defensiva que forman los buques que protegen al portaaviones,
una barrera que generalmente es muy difícil de atravesar, por ello el
riesgo que se correría seria altísimo más aun por que el ataque seria
sobre mar abierto donde la capacidad de detección por parte del
enemigo es total y anticipada como para que los sistemas de armas
tuviesen tiempo suficiente para reaccionar con eficacia.
-Cuando el comandante termino su exposición hizo un breve silencio
y pregunto quien deseaba voluntariamente tomar parte en el ataque
-Luego de un nuevo silencio que envolvió a los presentes

--Señor, solicito autorización para participar

-El 1ºTeniente Ernesto Rubén Uretra se puso de pie
-Casi al mismo tiempo se levanto el 1ºTeniente José Daniel Vásquez

-Señor, yo también quiero ir

-Bien…


-Respondió el Comandante

-Ustedes designen a los otros pilotos

-Así lo hicieron y entre los restantes oficiales del escuadrón
seleccionaron al 1º Teniente Omar Jesús Castillo y, al
Alférez Gerardo Guillermo Issac y como reserva al
Teniente Daniel Paredi




Domingo 30 de Mayo de 1982
-Ese día amaneció como era habitual en Rio Grande, nublado, muy frio
y con escarcha por todos lados.
-La sala de pre vuelo desde muy temprano registraba una intensa
Actividad Francisco y Collavino y prácticamente todos los demás
integrantes de la Escuadrilla se reunieron con los pilotos de la Fuerza
Aérea que participarían en la misión juntos realizarían la coordinación
final dejando claro así la importancia de la discreción y acomodando
el perfil de vuelo de los A-4C Skyhawk al de los SUE

--¿ Que harán si alguno de sus aviones regresa por fallas ?

-Le pregunto Francisco a Vásquez que era el jefe de la escuadrilla
de la Fuerza Aerea

--En ese caso seguirán los otros tres

-Respondió Vásquez levantando la vista del mapa desplegado
sobre la mesa
-Francisco vuelve a preguntar

--¿ Y si un segundo avión tiene que regresar ?

--Seguiremos los otros dos, solo se anulara la misión, por nuestra parte,
por supuesto, si fallan tres aviones, ir con un solo avión no tiene sentido

-Respondió Vásquez
-Por un momento todos se callaron, si para los SUE ese ataque, por sus
características era muy riesgoso mas lo era para los pilotos de los
A-4C Skyhawk que si bien eran voluntarios, no desconocían el tremendo
riesgo que corrían
-Las ordenes que tenían era atacar el objetivo en el que impactase
el Exocet fuera cual fuera suponiendo que ese buque iba a estar
indefenso y este era la única manera de aumentar las posibilidades
de hundir al objetivo en caso de que el misil pegara en el.
-Alrededor de las 11:25 Hs Francisco, en el 3-A-202, recibió la
autorización de la torre de control de Rio Gallegos para despegar,
un poco más atrás y a su derecha, Collavino, en el 3-A-205, esperaba
que su líder despegara primero para hacerlo el segundos después.
-Francisco acelero hasta un 80% de la potencia de la turbina y soltó
los frenos y el SUE con el ultimo AM-39 Exocet disponible comenzó
su carrera de despegue y con un sabe movimiento del bastón de
mando hacia atrás, elevo la maquina, Collavino lo siguió, al completar
el giro su numeral ya se dirigía hacia él para reunir a la escuadrilla “Ala”
-Unos cinco minutos después fueron despegando uno tras otro
los “Zonda”, Vásquez (C-301), Castillo (C-310), Ureta (C-321), e
Issac (C-318), en sus A-4C Skyhawk, cada uno con tres bombas
BRP-250, en tanto que Paredi (C-322) quedo como reserva, y como
los SUE, ascendieron a 12.000 pies y pusieron rumbo sudoeste.




-Luego de volar durante cincuenta minutos con una meteorología
más que aceptable, los SUE llegaron al punto en donde los estaban
esperando la escuadrilla “Ranquel” los Hercules estaban al mando
de VCom Litrenta/Cap Destefanis (TC-69) y May Briend/VCom Noe
(TC-70), los SUE se dirigieron al “Ranquel-2” en tanto que los A-4C
repostaron en el “Ranquel-1”
-Lo novedoso de esa misión era, tal vez, la forma de reabastecerse
ya que para aumentar el radio de acción se había decidido que los
seis aviones volasen junto con los aviones cisterna turnándose para
reabastecerse durante 280 Km, la maniobra se realizo perfectamente
y todo marchaba según lo previsto.




-A partir de allí los aviones pusieron rumbo Este para llegar al punto
más lejano y allí realizar otro reaprovisionamiento, cargados a full
los aparatos se alejaron de los cisterna y adoptaron la formación
de ataque , los dos SUE adelante, separados una milla uno del
otro, y detrás de cada SUE dos Skyhawk.
-Unas millas por delante comenzó la mala meteorología al ir
Apareciendo paulatinamente cúmulos nimbus provocando la
pérdida del contacto visual entre los aviones y un ligero desvió
de la ruta, pero enseguida volvieron a la ruta original gracias al
excelente sistema de navegación de los SUE.
-A medida que se adentraban en la zona comenzaron a cumplir
un perfil de descenso prefijado mientras completaban el rodeo
de las naves Británicas que en ese momento se encontraban a
su izquierda, pronto se encontraron volando sobre un mar
encrespado cuyas olas salpicaban los parabrisas y dejaban
pequeñas manchas de sal en ellos.
-Collavino miro a su líder quien le hacía señas para que mirara
a los a los pilotos de la Fuerza Aire, los SUE volábamos a 30 Mts
del mar, los A-4 volaban más bajo que nosotros, declaro hace un
tiempo Collavino, que perfectamente seguían el rumbo que
los SUE fijaban por su sistema de navegación y de detección,
y volaban en perfecta formación con los aviones navales, los
requerimientos de silencio absoluto de radio y de disciplina se
cumplió estrictamente.




-Francisco miro su mapa que llevaba doblada en su rodilla derecha
y según los cálculos y la información recibida, el portaaviones se
encontraba a mas o menos 300 Km de distancia, mientras tanto
los chubascos aislados eran por momentos de tanta intensidad que
hasta podían aparecer en la pantalla del radar y eso ocurrió cuando
los dos SUE ascendieron para emitir con los radares y vieron muchos
ecos dispersos, de inmediato descendieron y continuaron con su
vuelo rasante.
-Unas millas más adelante treparon nuevamente y emitieron Collavino
acerco su mirada a la pantalla para distinguir mejor, tenia un eco aparentemente
verdadero, en ese instante escucho en sus auriculares la voz de Francisco

-¡ Lo tengo, lo tengo enganchado!

-Collavino también engancho el mismo eco y exclamo entusiasmado

-¡Yo también!, ¡ lo tengo enganchado!

-Según se supo después, en ese mismo momento la HMS-Exeter
detecto la emisión de los dos SUE dando el alerta

-¡Lanzo misil!

-Dijo Francisco.
-Su avión se sacudió , Collavino y los pilotos de los Skyhawk
observaron como el misil, con la leyenda “Por los muchachos
del Belgrano” en su costado ,se desprendía del SUE, cayo dos o
tres metros y cuando parecía que iba a chocar contra el agua
encendió su motor y comenzó a volar, ya estabilizado, y al
ras del agua dejando una estela de humo blanco producto
de los gases de combustión




-Una vez más el misil había sido lanzado en excelentes
condiciones de tiro y a una distancia que aseguraba su
impacto, dentro de los 40 Km, en el objetivo que había
sido detectado por los sistemas de los dos SUE.
-Francisco y Collaviono le marcaron a los A-4C

-Veinte millas a proa

-E inmediatamente giraron a toda potencia y en vuelo rasante
regresaron por la ruta convenida
-Cuando habían recorrido unas 30 millas Collavino detecto
una emisión de radar que, según su RWR llegaba desde el
sector de cola de su avión

-¡ Tengo “ruidos” en la cola !

-Le dijo por radio a Francisco quien entendió “Tengo Lobos
en la Cola”

-¿Dónde están?

-Pregunto Francisco mientras movía su cabeza infructuosamente
para encontrar a los “Lobos”, aviones enemigos

-En la cola, en la cola

-Repetía Collavino

-¿Pero donde están que no los puedo ver?

-Exclamaba Francisco siguiendo con su movimientos de cabeza hacia
uno y otro lado buscando lo que no había

-No señor, me entendió mal, le dije que tenía “Ruidos” en la cola

-Respondió Collavino

-¡A con razón!, ¡Que susto me di!, controlemos esos “ruidos” y
Por las dudas planchémonos un poco mas


-Contesto Francisco con cierto alivio
-Segundos después la señal de alarma ceso, mas tranquilos se
dirigieron al punto donde los estaba esperando el cisterna
la reunión y el reaprovisionamiento se realizo sin inconvenientes
terminada esta operación y de nuevo en ruta Francisco se
comunico con Rio Grande e informo el resultado del lanzamiento
los dos SUE de la EA32 aterrizaron en Rio Grande a las 15:30 Hs




-Mientras tanto los cuatro A-4C de la Fuerza Aérea Argentina habían
seguido la estela del Exocet en camino hacia su objetivo, pero como
el misil desarrollaba mucha mayor velocidad, pronto lo perdieron
de vista, a pesar que la vista era buena y alcanzaba a poco mas de 15 Km
el misil tardaría uno 2 min en recorrer los 35 Km.
-Vásquez, que era el líder de la escuadrilla, hizo una seña a sus numerales
para que cerrasen la formación, los aviones configurados con tres
bombas cada uno, se fueron acercando velozmente al objetivo en vuelo
rasante, a 12 mts los separaba del mar
-De pronto Issac exclama

-¡Allí está!

-A lo lejos aparece una mancha oscura borrosa por efecto de la bruma
y no había duda, allí estaba, inexplicablemente solo, sin otros barcos
cercanos, el portaaviones.
-Había llegado el momento de encontrarse frente a frente con uno de
los buques más buscados de la Task Force, dientes apretados las manos
aferradas fuertemente al bastón de mando y un frio sudor que les
empapaba todo el cuerpo.
-Poco a poco la figura inconfundible del portaaviones se fue haciendo
más clara, más nítida, la cubierta ligeramente curvada hacia arriba en
el sector de proa, la “isla” desplazada hacia la banda de estribor.
-El buque navegaba a muy poca velocidad, lo que llamo la atención
es que desde la base de la “isla” salía una densa columna de humo
cuyo tamaño iba en aumento, rápidamente se dieron cuenta que
el misil Exocet había impactado.
-Cuando los Skyhawk llegaron a unos 12 Km del objetivo, pusieron
máxima potencia a sus motores, aceleraron a 1020 Km/h, y se
prepararon para su aproximación final, a la izquierda volaban
Vásquez y Castillo mientras que a la derecha lo hacia Ureta e Issac
a unas 6 millas un misil que nadie vio venir, lanzado por el
HMS-Exeter, impacto en el avión de Vásquez, la explosión provoco
el desprendimiento de la semiala izquierda así como la perdida de
la sección completa de cola y motor los cuales cayeron al mar sin
ninguna posibilidad de eyección, tratando de dominar la angustia
y la impresión que les había causado la caída de su Jefe, los tres
aviones restantes siguieron con su vuelo en formación compacta,
el objetivo estaba a unos 2 Km ya casi lo habían alcanzado para
descargar las bombas cuando hubo una nueva explosión, otro
misil lanzado desde el HMS-Exeter impacto en el avión de Castillo
que se desintegro en el aire, las maquinas de Ureta e Issac se
sacudieron por la onda expansiva
-Los misiles lanzados por el HMS-Exeter desde el sector oeste,
Impactaron en los dos aviones que volaban a la izquierda de la
formación.
-Ureta comenzó a disparar con sus cañones de 20mm a medida
que levantaba su avión y lanzaba sus bombas mientras cruzaba
la estructura del buque de popa a proa en un ángulo de 30º
respecto del eje de la nave



-Por su parte Issac también había comenzado a tirar con sus
Cañones y arrojo sus bombas, cruzando el buque, cuando este
ya estaba totalmente cubierto de humo, tratando de evitar el
llevarse por delante la estructura de la isla, tiro su palanca hacia
la derecha y se plancho al mar y comenzó con las maniobras
evasivas mientras tomaba la ruta de escape.
-Así volaron por separado por unos kilómetros bajo estricto
silencio de radio
-Issac comenzó a buscar con su vista a su compañero, estaba
agitado, empapado en traspiración y con un nudo que le apretaba
la garganta, la angustia por la desaparición de dos compañeros
nublaba sus ojos y los humedecía haciéndolo sentir solo, muy
solo en medio de ese inmenso mar azul oscuro




-A lo lejos, un poco a la derecha, un punto parecía agrandarse
era el avión de Ureta que lo había visto y estaba reduciendo
su velocidad

-Issac, vamos al cisterna

-Dijo refiriéndose al KC-130

-Sí señor, comprendido

-Respondió Issac
-Las palabras estaban de mas, habían logrado llegar hasta el
portaaviones, lo atacaron, y estaban regresando a casa, pero
habían perdido para siempre a dos amigos.
-Aproximadamente a 70 Km del punto en que debían encontrarse
con el cisterna, los dos Skyhawk ascendieron abandonando la
navegación en rasante, al momento del contacto, desde el
Hercules le piden un informe preliminar y se las dieron, preguntan
sobre si las dos bajas, tuvieron alguna posibilidad de eyección
tras ser derribados a lo que comunicamos que no.




-Luego de cargar combustible pusieron rumbo a Rio Grande, ya
llevaban tres horas desde el despegue y todavía le quedaba
aproximadamente una hora más de vuelo, que demás esta decir
se le hizo eterna.
-Los A-4C Skyawk del G4CB aterrizaron en Rio Grande a las 16:30 Hs
Ureta fue el primero, luego lo hizo Issac, entre los que esperaban el
arribo de los “Zonda”, estaban Francisco y Collavino que recién habían
aterrizado y que sintieron la muerte de Vasquez y Castillo como si
hubiesen sido compañeros toda la vida.
-Ureta e Issac al bajar de sus aviones, se abrazaron llorando con
algunos de sus camaradas y liberando toda la tención acumulada
lentamente fueron caminando hacia las instalaciones de la base
donde realizarían, por separado, el De Brifing que brindaría un
detallado informe del ataque, algo muy importante pues habían
tenido la oportunidad de pasar sobre el objetivo y realizar los
lanzamientos.




-De acuerdo a los datos que fueron obtenidos se realizo un
análisis de las siluetas de los buques Ingleses, de esta manera
describieron la salida del Exocet, la silueta del blanco y la salida
de humo desde este, con la certeza que se trataba del impacto
del misil.
-Ureta explico que había cruzado la nave desde popa y hacia la
zona de estribor, afirmando que había logrado buena puntería
con exactitud describió al portaaviones, sus dos chimeneas, su
“isla” grande, la distancia de separación de esta con respecto al
eje central del buque, los domos de color claro, la popa chata
todo coincidió con el HMS-Invencible y no con el HMS-Hermes
-La información que brindo Issac fue similar a la de Ureta, y como
este, cuando se le mostro una serie de siluetas de distintos barcos
no dudo.

-Este es el que atacamos

-Expreso señalando al HMS-Invencible

-La versión Inglesa señalo durante bastante tiempo que la
fragata HMS-Avenguer había destruido el misil Exocet con
un disparo de su cañon de proa de 4,5” , luego esta versión
poco probable fue reemplazada por otra que aseguraba que
el Exocet había caído al agua entre los dos buques Ingleses,
el Exeter y el Avenguer, tras consumir todo su combustible
solido, luego se aseguro que el HMS-Invencible estaba a
unas 40 millas de la posición supuesta por los Argentinos
y que el buque en el que pego el Exocet y que posteriormente
fue atacado por los Skyhawk fueron los restos calcinados del
Atlantic Conveyor que por entonces todavía se mantendría a
flote , el hecho es que nunca mostraron evidencia de esto,
aunque tan solo hubiese sido una imagen del navío con
evidencias del nuevo ataque, esto alienta a suponer que
todo esto se trata de una acción de encubrimiento




-A esto se suma que luego del 30 de Mayo con el radar que
la FAA tenía instalado en las Islas, se efectuó un control de las
PAC de Sea Harrier , similar a la que se efectuó en todo el
conflicto, y se comprobó que la actividad aérea Británica
había disminuido considerablemente

-Otra cosa a destacar es que el HMS-Invencible atraco en
Puerto Argentino, recién a fines de Agosto, lo que deja en la
incógnita de que paso con esta unidad entre el 30 de Mayo
y esa fecha, por supuesto que las autoridades Inglesas jamás
dieron una respuesta a este interrogante y posiblemente
nunca la dará




-El 17 se Septiembre, cinco meses después de du partida,
el portaaviones HMS-Invencible ingreso al puerto de
Portsmouth con la curiosidad que a diferencia de los otros
buques que habían participado de la campaña de Malvinas
una buena parte de la banda de estribor aparecía con
evidencias de haber sido pintada recientemente

Fuente: Libro EXOCET de Emiliano Villarino



-El hoy Capitán de Navío Retirado Alejandro Francisco termino allí su
participación en el conflicto, en tanto que el hoy Capitan de Navio
Luis Collavino, también finalizo su participación en conflicto de
Malvinas con esta misión

-El hoy Brigadier Retirado Ernesto Ruben Ureta acumulo cuatro misiones
de combate en tanto que el hoy Comodoro Gerardo Guillermo Issac
acumulo siete misiones de combate, luego de la del 30 de Mayo, realizo
tres más, siendo así uno de los pilotos a nivel sudamericano con mayor
cantidad de entradas en combate real luego de la 2º guerra mundial
actualmente a pasado a retiro




Saludosss:cool:
Roberto
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Litio71



Mensajes : 3332
Fecha de inscripción : 21/09/2010

MensajeTema: Re: Acciones Cronologicas en Malvinas   Miér 13 Jun 2012 - 16:55

Capitulo Nueve

EL ULTIMO DIA DE GLORIA

13 de Junio de 1982



--Este día la Fuerza Aérea Sur (FAS) lanzaba sus últimas salidas de ataque
diurnas y nocturnas en lo que se constituiría en su último día de gloria

-Ese día llego la OF 1319 y 1320 en el que se le ordenaba al Grupo 5 realizar
un ataque sobre un objetivo ubicado en Monte Kent, es así que se conforman dos
secciones, la “NENE” al mando del Cap: Antonio Zelaya y tenía como numerales al
Tn: Omar Gelardi, al Tn: Luis Cervera y al Alf: Gustavo Dellepiane, mientras que la
sección “CHISPA”, al mando del Cap: Carlos Varela, llevaría como numerales al
Tte: Mario Roca, al Tte: Sergio Mayor y al Alf: Marcelo Moroni, los ocho
A-4P Skyhawk, con tres bombas BRP 250, despegaron desde San Julian a las 10:30
saliendo Zelaya en el C-230, Gelardi en el C-227, Cervera en el C-212 y
Dellepiane C-221 mientras que Varela salió en el C-222 (el Tordillos), Roca en
el C-250, Mayor en el C-235 y Moroni en el C-237 al despegar pusieron rumbo donde
se encontrarían con el KC-130 que al mando del Vcom: Litrenta y con el indicativo
“PIEDRA 1” los reabastecería, durante esta operación el avión de Zelaya absorbió
combustible por la toma de aire lo que provoco que la turbina se sobrecalentase,
esto lo obligo a regresar, es así que los “NENE” se unen a la sección “CHISPA”
y prosiguen con la navegación


-Relato: Cap.Carlos Varela

-En el reabastecimiento se noto la experiencia acumulada en todas las misiones ,
anteriores ya que se la hizo en poco tiempo y sin hablar una sola palabra, como
autómatas, yo tenía un avión sin pintar, el único, por lo que lo apodamos “El Tordillo”
por lo que resulto fácil formar a mis numerales, en el rasante sobre el mar
encontramos llovizna lo que hacía que mi avión se perdiese de vista, pero no mi
estela sobre el agua, de acuerdo a lo que luego me comento Cervera, entramos
por el Noroeste sobre la península San Luis encontrando casi de inmediato a un
Sea King Ingles al cual le pase muy cerca,

Relato Ingles:
-Los siete cruzaron la isla a baja altitud hacia la altura de Puerto Stanley
luego invirtieron el rumbo hacia Monte Kent volando de Este a Oeste


mi objetivo estaba en la parte noroeste de la ladera de los cerros conocidos
como “Dos Hermanas”, sobre el terreno navegamos a muy baja altura,
mi hora de ataque era a las 12:15, a las 12:13 el operador del radar de
Malvinas pregunto si había alguien en la frecuencia a lo que solo yo conteste
con mi indicativo

-CHISPA

-Inmediatamente me informa

-¡Atento CHISPA, tiene una PAC de Harrier al este de Puerto Argentino a unas
15 millas, hay otra al norte de la entrada de la Bahía de la Maravilla, una tercera,
al sur a la altura de Bahía Agradable y una cuarta al norte de la entrada al
Estrecho de San Carlos!


-La situación no podría ser mas tretica, tuve un segundo de indecisión, pensando
que muchos de los que comandaba podrían no regresar si continuaba, pero luego
pensé que un piloto de combate no puede volverse a dos minutos del blanco y seguí
hacia el objetivo mientras le pedía al operador que me mantuviese informado sobre
las PAC, me dijo que no me tenia en pantalla debido a que volábamos a baja altura,
lo que me tranquilizo por que al enemigo también le resultaría difícil
detectarnos, se ve que sus observadores adelantados eran efectivos por que dos
de esas patrullas pusieron rumbo hacia nosotros, unos 30 segundos antes del
blanco me hizo aumentar mi concentración un soldado Ingles que asomo sobre
una loma caminando distraídamente que al verme quedo tan sorprendido que no
se movió, podría decir que claramente su cara de sorpresa, del otro lado de la
elevación observe una especie de campamento color verde, armazones de radar y
helicópteros estacionados, aparentemente estaban muy tranquilos y nadie los
molestaba los puse dentro de mi mira y arroje mis bombas mientras ordenaba
a mis numerales hacer lo mismo.




Relato Ingles:

“Alguien grito: ¡cuerpo a tierra que ahí vienen! Charlie y yo nos tiramos atrás de
unas rocas que nos daban algo de cobertura, vi claramente las marcas que tenían
en su panza, los Skyhawk verde oliva, parecían bambolearse al costado del valle…
abrieron fuego con sus cañones y se veían las llamitas que lanzaban sus bocas
y entonces dos pequeñas bombas comenzaron a planear con sus blancos
paracaídas que las frenaban desde sus colas, turba y fuego erupcionaron desde la
ladera a unos 40 metros debajo nuestro mientras los aviones se deslizaban por el
valle hacia la planicie de la Estancia House”

Relato Ingles: Cap: John Greenhalgh, piloto de helicópteros del 656°Esq:
“Los siete Skyhawk se vinieron desde la loma Norte del Monte Kent; sabían donde
Iban… se fueron directo a los puestos de comando, les pasaron por encima y
desprendieron sus bombas retardadas por paracaídas… pero le erraron, las
lanzaron demasiado tarde”





-A la salida con viraje hacia al suroeste me cruce con un Sea King que me
disparo sin que pudiese repeler su agresión debido a que estaba concentrado
en la misión, en ese momento escuchaba en los auriculares a los integrantes
de ambas escuadrillas que comentaban la variedad de misiles y proyectiles
que nos tiraban, en eso sentí una fuerte explosión y vi un resplandor junto
a mi avión mientras simultáneamente escuchaba al Tte: Roca que me gritaba
que me eyectara pues me habían alcanzado, cambie mi viraje de izquierda
a derecha sintiendo como mi avión se sacudía notablemente, el Tte Mayor dijo:

-¡Señor acaba de explotar un misil entre su avión y el mío!...

-Frente a mi se cruzo otro helicóptero Sea King al que intente tirarle, pero en ese
momento observe que la temperatura del motor estaba muy por arriba de la
temperatura máxima, mientras producía ruidos anormales por lo que reduje la
potencia para mantenerla controlada y eyecte mis cargas externas, el resto de
la escuadrilla al ver que yo eyectaba mis tanques y bomberas, eyectaron también
los suyos, debido a mi error de no notificar las causas de mi acción, pero dentro
de todo ni vino tan mal ya que debíamos hacer mucho vuelo rasante para evitar
las PAC enemigas, ordene silencio de radio y que cada uno realizase su escape
por donde creyese mas conveniente para dividir el esfuerzo de los interceptores

-Yo decidí cruzar la isla por el centro hacia el oeste pasando muy cerca de Bahía
San Carlos, escoltado por el Tte Roca, pues pensaba que si me tenia que eyectar
caería sobre tierra, pase muy cerca de una fragata que se encontraba al norte de
la Bahía, sobre la Gran Malvina la turbina ya estaba al 93% de potencia, en ese
momento el Alf: Dellepiane salió al aire diciéndome:

-¡Me agujerearon los tanques y quedan solo 1500 Libras (872 Lts) de combustible”

-Le dije que se tranquilizara y que siguiera en vuelo rasante hasta que tuviese
1300 Libras, si aún no había pasado el estrecho de San Carlos que buscase un lugar
en la isla y se eyectara, poco tiempo después lo volví a escuchar a escuchar
pidiendo ayuda por lo que le repetí que se tranquilizara que iba a llegar y que no se
preocupara, lo que no sabia era si iba a llegar yo con mi emergencia

-Escuche por mi radio al operador del radar de Malvinas que me decía

-¡Adelante “CHISPA”, tenga fe que la Virgen esta de nuestro lado!

-Eso me decidió a seguir.
-A partir de allí y sobre el agua tuve dos grandes oscilaciones de revoluciones
y percibí sacudidas en el avión que me hicieron pensar en regresar a las islas para
eyectarme, pero gracias a Dios no lo hice, nivele a unos 1200 metros con un 83%
de potencia y 630° de temperatura, cuando aterrice, el motor se engrano, vale
decir que quedo trabada la turbina, los alabes estaban derretidos y gastados
reducidos a menos de la mitad de su longitud, evidentemente, como dijo el
radarista de Malvinas, a mi avión lo sostuvo la Virgen ya que en esas condiciones
jamás podría haber volado, pero voló.





Relato: Alf. Gustavo Dellepiane

-El regreso




-Reduje la velocidad, me parecía que estaba parado en el aire, que no avanzaba
nada, antes me sentía protegido por la velocidad seguí hasta 1400 Libras y
comencé a tomar altura pues pensé que ya estaba al oeste de las islas
comunicándoselo a mi jefe de escuadrilla, le pedí al radar de Malvinas que me
mantuviese al tanto de las PAC enemigas, me las refirió muy técnicamente por lo
que le pedí:

-¡Por favor, con relación a puntos notables de la isla y con distancia porque no
Estoy en condiciones de pensar!


-Las PAC estaban muy lejos, por lo que me fui decididamente hacia arriba, sobre
Las nubes brillaba el sol esplendoroso, busque probables enemigos por todo el
cielo y pronto descubrí que estaba al norte del estrecho de San Carlos, cuando
estaba a unos 6000 Mts de altura le volví a preguntar al radar si tenia alguna PAC
y me contesto que no, por lo que me olvide de los SeaHarrier y comencé a
preocuparme por el combustible, los pilotos que estaban en vuelo escuchaban mi
situación y algunos preguntaban demostrando hacerme alguna sugerencia, el jefe
de mi escuadrilla dijo:

-¡Dejen al “PIANO” que decida solo si se eyecta en la isla o intenta llegar a
la “Chancha”!


-Continúe mi ascenso, estaba muy preocupado pues mi indicador de combustible
caía muy rápidamente y yo todavía estaba en las islas, al ver la tierra yo pensaba
“¿me eyecto sobre las islas o me juego en el cruce?” recordé que con mi Capitán
Muchas veces habíamos comentado que, dentro de lo posible, había que volver
por lo que decidí seguir adelante cuando mi indicador marcaba 900 Libras, para
tener una idea aproximada de lo poco que era, un A-4P consume 500 Libras desde
que se pone en marcha hasta que despega en un vuelo normal….
-Mientras iba ascendiendo comencé a llamar a la “Chancha” que tenia el indicativo
de “PIEDRA 1” y le pedí que me viniera a buscar pues me estaba quedando sin
combustible, para mi tranquilidad me contestaron

-¡No te hagas problema pibe, que ya mismo ponemos rumbo hacia las Islas y
Vamos a buscarte!

-¿Que distancia nos separa?


-Yo preguntaba a cada momento, ellos mentían piadosamente y yo calculaba mis
posibilidades de llegar, en los momentos de silencio pensaba “¡ Sonaste, esta no
la contas!”, “te vas a morir de frio en medio de la inmensidad del mas”, rezaba con
fervor inmenso, los otros pilotos seguían con su

-¡Vamos “PIANO”, fe que ya estas”!

-¡Me quedan solo 300 Libras!

-¡Tenes de sobra, quédate tranquilo!

-¡Solo alcanzan para diez minutos de vuelo!

-¡Te sobra con eso, ya estamos llegando!


-En ese momento el Capitán Varela me dijo:

-¡No se haga problema “PIANO” que me parece que vamos a ser dos
pues tengo sobretemperatura en la turbina y están bajando las revoluciones!


-Le conteste con una broma
-¡Me quedaban 200 Libras!... comencé a esperar que el motor se parase en
cualquier momento mientras pedía:

-¡COCO, no me abandones!

-Refiriéndose al Visecomodoro Litrenta piloto del KC-130 y viejo cazador que
ahora oficiaba de reabastecedor, desde el Hércules me preguntaron:

-¿”PIANO”… hasta donde llega si se planta?

-¡Solo al medio del mar!

-¿Cuánto combustible le queda?

-¡200 Libras!


-¡Ah… le sobra para llegar con eso!

-¡Dije 200, no 2000!


-Me quedaban 100 Libras; ya no llegaba a ningún lado, mi indicador de
combustible marcaba casi cero.

-¡Me parece que te tenemos, pone viraje por derecha… nos tenes que ver!

-Los vi allí abajo y a la derecha, mi indicador marcaba cero, pensé que no
llegaría, reduje todo motor y me lance en picada mientras les pedía que,
haciendo un viraje, se acomodaran para mi comodidad, adelante estaba la
canasta, les dije:

-¡Me juego, doy potencia a pleno para alcánzalos!

-¡Bien pibe, eso son hombres!


-Me acercaba a mucha velocidad por lo que les pedí que picaran, inmediatamente
escuche en mis auriculares:

-¡Picando para un looping!

-Llegaba, estaba allí, era mía… saque frenos de aire y un segundo después, mi
lanza se incrustaba en la canasta, en ese momento escuche por la radio nuestro
viejo grito de guerra:

-Y…¡¡¡No hay quien pueda!!!

-Por las ventanillas del KC-130 Hercules se veía a los mecánicos que gritaban y se
abrazaban, mi indicador de combustible comenzó a subir…
Había nacido de nuevo

-Dije por radio:

-¡TUCU, que borrachera nos vamos a agarrar esta noche!

-La frecuencia era un berrinche infernal de gente que me felicitaba… casi todo el
combustible que me daban salía por un orificio en mi tanque derecho, me fui
acoplado a la “Chancha” hasta la pista, cuando lo deje, tuve problema con el
tren de aterrizaje, gracias a Dios trabo, aterrice, no lo podía creer pero estaba en
tierra firme, inmediatamente cuando pare se formo un charco de combustible
bajo mi avión por lo que lo abandone lo mas rápido posible mientras pensaba
“De aquí derecho a misa” ya que era día Domingo y cumplí



-Mi agradecimiento eterno a esos valientes pilotos de Hércules, entre los que
destaco al Vicecomodoro Litrenta y su tripulación, al Vicecomodoro Cano y
a la “Chancha”, esa “Chancha” querida, pues entre ambos salvaron muchísimas
vidas yendo bastante mas lejos de lo que exige el deber.



Nota:

**La canción dice, “No hay quien pueda, No hay quien pueda,
con la Gente Cazadora, No hay quien pueda, A lo menos por ahora

*El “TUCU” es el Tte. Luis Cervera

*El ayer Alférez Gustavo Dellepiane es hoy el Director de la Escuela
Superior de Guerra Aerea (ESGA)




Saludosss 8)
Roberto
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Litio71



Mensajes : 3332
Fecha de inscripción : 21/09/2010

MensajeTema: Re: Acciones Cronologicas en Malvinas   Jue 14 Jun 2012 - 1:03

Capitulo Diez

Noche del 13 de Junio




--A las 15:30 Hs despego desde Comodoro Rivadavia el imponente
C-130 Hércules (TC-65) con el indicativo “PATO” a los mandos del
Cap: Victor Borchert, en su bodega llevaba un cañón de 155mm,
Proyectiles, suero y muchos etc, etc, etc, con destino a la Base Aérea
Militar Malvinas, este Hércules era el mismo que desde hacia dos días
intentaba cruzar, y que por distintas causas técnicas, no lo había logrado.
Siete tripulantes realizaban tal vez el cruce mas peligroso ya que la
pista estaba a la vista de las tropas Británicas y su artillería por lo que
en cualquier momento los podrían alcanzar
-Además los Ingleses, ya muy molestos por esta afrenta que le hacia
la FAA, estaban decididos a emplear todos sus medios para terminar
con estas demostraciones que daban por el piso con su prestigio,
mientras se aproximaban rasante, peinando las olas, transcurrió la
tarde dando paso a la noche, lo que le daba algo de seguridad, el
enemigo solo los podría detectar con medios electrónicos, excepto
cuando estuviesen expuestos a la vista aterrizados en la pista de Malvinas
-El diario de guerra de la 3ra Batería de Artillería AA de la FAA
ubicada en el aeropuerto de Malvinas relata estos intensos momentos

19:00 Horas: -Un Hércules realiza un pasaje sin poder aterrizar

19:10 Horas: -El Hércules puede aterrizar, se baja un cañón
de 155mm y munición.

19:30 Horas: -Alarma Roja, el Hércules esta en tierra, corta todo
(detiene los cuatro motores) se sienten los cañonazos y se ven
las bengalas lanzadas desde la otra orilla

20:00 Horas: -El Hércules se va.

Nota:-Mientras se encontraba en tierra el Hércules, su comandante,
el joven Capitán Borchert de 35 años, era el que tomaba las grandes
decisiones, subordinado, técnica y funcionalmente a el se encontraba
su navegador, el Comodoro Mela de 48 años, así son las reglas
operativas de las tripulaciones de transporte.

-El Comodoro solo hacia valer su jerarquía militar solo para exigir su
puesto en el combate… Tuvo la inmensa dicha de tripular, como
navegante, el C-130 “LITRO 1” (TC-68), en la primera misión de esta
batalla, el 2 de Abril, y en esta, que seria la ultima de este sistema
de armas… y sobrevivir…




Relata el Capitán Borchert

-Habíamos abandonado el Hércules y estábamos cuerpo a tierra pues
esperábamos el ataque de la PAC en cualquier momento o de las
granadas de la artillería terrestre que cada vez pegaban mas cerca nuestro.
-Yo ya estaba convencido de que seria imposible despegar y me
había hecho a la idea de quedarnos en Malvinas, poseía un VHF de
mano con que me comunicaba con el radar y este me informaba de
la situación aérea enemiga en todo momento, las PAC estaban a
nuestro acecho, ¡de pronto el operador me informo que los aviones
enemigos se retiraban hacia el portaaviones!




-Ese fue el momento de mayor confucion para mi, ¡Que hacer! Lo
consulte con el Comodoro Mela, mi navegador, y el me dijo,

-Usted es el que decide, yo solo soy el navegante….


Y en su mirada serena se veía que estaba dispuesto a correr
La suerte que yo decidiera….¡Nunca lo olvidare!

-Mire hacia el avión y vi que terminaban de descargar el cañon
Citer de 155mm y ya no tuve dudas… ordene

-Embarcar

-Subieron a borbotones… pusimos en marcha y despegamos
solo habían transcurrido dos minutos desde que di la orden.




-Como dijimos, esto causaba gran irritación en los mandos Ingleses

Nota: J. Thompson (Libro “No Picnic”)

“Las condiciones meteorológicas no impidieron el aterrizaje de un
C-130 Hercules Argentino en el aeropuerto de Stanley, esa noche
como en la mayoría de las noches anteriores”

-Esto fue informado por dos observadores de la red de artillería,
arguyendo que ellos pudieron ver las luces de la pista de aterrizaje
de Puerto Argentino y el aterrizaje del C-130.

-El Mayor Armitage, en el puesto de comando de la 3° Brigada trato
de regular el tiro sobre la pista de aterrizaje cuando le fue informado
correctamente que la batería mas cercana al aeropuerto estaba fuera
de alcance, Holroyd Smith grito.

--Díganles que apunten los malditos cañones hacia arriba y lo intenten

-Una orden de fuego que probablemente haría empalidecer de
horror a los instructores de tiro de artillería de Lakhill, la explosión
fue un reflejo de la frustración sentida por la totalidad de la 3°Brigada
de que el bloqueo no era efectivo, la batería disparo, pero, como se
esperaba, no alcanzo a la aeronave.




-Si las fuerzas Argentinas no se hubiesen rendido al otro día, tal vez
las baterías habrían avanzado y los cañones del Real Regimiento 29°
de Artillera habrían, por fin, imponer el bloqueo aéreo”


-Estas apreciaciones del Brigadier J.Thomson (Infante de Marina) nos
merecen tres importantes reflexiones:

A)-Que, efectivamente, nuestros aterrizajes en Malvinas, aparte de las ventajas,
morales y materiales, que representaban para nuestros Defensores, provocaban
“frustración… en la totalidad de la 3°Brigada” (de Cdo 3)

Cool-Reconoce aquí que el bloqueo aéreo que pretendía imponer Woodward “no era efectivo”

C)-Pero hay además algo mucho mas importante para nuestro
profesionalismo y es que, en este caso, quien había logrado
desarticular ese bloqueo aéreo Británico no era la aviación
Argentina, sino sus fuerzas terrestres, en general y su artillería
en particular.

-Thomson afirma correctamente que, si la batalla hubiese continuado
solo un día mas, su artillería, y no el arma aérea de la Task Forcé,
hubiese impuesto el bloqueo aéreo




-Nosotros, los aviadores Argentinos, completamos su pensamiento
y decimos esto otro, esa noche, quienes impidieron, a la Infantería
de Marina Británica, concretar ese objetivo y por lo tanto posibilitaron
el aterrizaje del “PATO” en la base de Malvinas, fueron las fuerzas
terrestres Argentinas defensoras de Puerto Argentino

-La Fuerza Aérea solo “exploto” esta ventajosa situación en esa
noche especial

-Luego de realizar un vuelo rasante sobre las aguas del Atlantico Sur
cuando los relojes marcaban las 00:00 indicando que estaban en el
14 de Junio, el C-130 “PATO”, sobrevolaba la ciudad de Comodoro Rivadavia,
sus tripulantes, si bien distendidos y con la sensación de
seguridad que da descubrir la Base Aerea entre las luces y las
sombras de la noche… no podían paladear completamente la
sensación de felicidad que experimenta un combatiente cuando tiene
la convicción de haber cumplido con la misión, pero sus pensamientos
habían quedado atrapados por la imagen de aquellos hermanos que
habían visto deambular por las adyacencias del aeropuerto de Malvinas
cuando despegaron de allí

-Al día siguiente la FAA comenzó a recoger en su seno a los hombres
nuevos que había engendrado muchos años atrás y ahora había mandado
al combate, a la consideración de sus conciudadanos

“Ellos habían fulgurado brevemente sobre Malvinas, por que Dios y
El gobierno Británico, les habían dado la oportunidad”

-Ellos, hermanados en la Patria, Pilotos, Soldados, Marinos, Gendarmes,
Civiles habían testimoniado en todo el espacio del Atlántico Sur con sus
miedos, su valor, su templanza, su sacrificio su sangre y sus rezos, la
esencia de un ser Nacional y la Aurora de un nuevo hombre

-Desde la cima de la historia el Brigadier General José Francisco
de San Martin seguramente repetiría sus palabras del 12 de Abril
de 1816 en Mendoza

“PARA LOS HOMBRES DE CORAJE SE HAN HECHO LAS EMPRESAS”


Nota:

Tripulación del TC-65 la noche del 13 de Junio de 1982

Piloto : Capitán Víctor BORCHERT
Copiloto : Capitán Hernán DAGUERRE
Navegador : Comodoro Roberto Federico MELA
Mecánicos de vuelo : Suboficial Auxiliar Hugo CASTELLINI y Cabo Principal Carlos SOSA.
Auxiliares de Carga : Suboficial Ayudante Manuel CARABAJAL y Suboficial Auxiliar Carlos PAOLONI.
Médico tripulante para atención de heridos/evacuados : Primer Teniente Guillermo MÜLLER


*-Entre el 1 de mayo y el 13 de Junio de 1982 los C-130 Hercules
del Grupo 1 de Transporte realizaron (25) cruses a las Islas Malvinas
llevando pertrechos y trayendo heridos, su cuota de sangre la pago con
el derrivo del TC-63 y la perdida de toda su tripulacion



Saludosss 8)
Roberto
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Acciones Cronologicas en Malvinas   Hoy a las 0:14

Volver arriba Ir abajo
 
Acciones Cronologicas en Malvinas
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Acciones Cronologicas en Malvinas
» -Acciones Cronologicas en Malvinas
» Malvinas - Acciones, Construcciones y Movimientos Ingleses desde 1982
» buzo tactico malvinas 1982 escala 1/16
» ¿cual es el personaje que mas odian por sus acciones? ejemplo shockwave animated por matar a blurr

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Interdefensa :: - HISTORIA MILITAR ARGENTINA - :: Malvinas, ayer y hoy-
Cambiar a: